libero

Lunes, 2 de marzo de 2009

FúTBOL › ESTUDIANTES FUE MENOS QUE BANCA EN SARANDí

Arsenal va de punta

Aprovechó con eficacia las enormes lagunas del equipo visitante, y armó una actuación que para el técnico Garnero fue la mejor desde que conduce al equipo. Es líder junto a Gimnasia y Lanús.

 Por Daniel Guiñazú

En un campeonato en el que todo parece posible y en el que los grandes y los chicos no lo son tanto, Arsenal también está en la punta. Le ganó 3-1 a Estudiantes. Y pudo haberle ganado por más si en el segundo tiempo no se hubiera dado por satisfecho. De a ratos, la primera etapa fue baile. Por lo que jugó el equipo de Daniel Garnero y por lo que no jugó el que conduce Leonardo Astrada. La médula del partido estuvo ahí y luego sólo hubo espacio para el repunte más hormonal que futbolístico de Estudiantes, a pesar de las expulsiones de Alayes y Galván, y para el conformismo de Arsenal, que hizo el bolso y se despidió de la cancha.

Se resolvieron rápido las cosas. A los dos minutos, Mosquera anticipó en un corner a Galván y puso el 1-0 para los de Sarandí, en el primero de los numerosos desaguisados que Estudiantes cometió de allí en más. Quedó dicho: Arsenal aportó la claridad de Pellerano para pasar la pelota en el medio, el despliegue profundo de Carrera y Andrizzi por los costados, y la movilidad de Leguizamón para construir una actuación que Garnero caracterizó como la mejor desde que está al frente del equipo.

Pero Estudiantes también ayudó para que Arsenal fuera tanto. En esos 45 minutos impresentables, flotó sobre la cancha haciendo mal todo lo que un equipo puede hacer. No tuvo solidez en el fondo, careció de peso para recuperar en el medio, a nadie se le ocurrió una idea para generar fútbol, y arriba, en consecuencia, Salgueiro y Lentini quedaron librados a su suerte y condenados al fracaso. En ese contexto, los goles de Arsenal fueron cayendo en sintonía con su mejor juego.

A los 23 minutos, Leguizamón efectuó un tiro libre desde la izquierda, y la pifia grosera de Cellay sorprendió a Andújar y terminó con la pelota en el fondo de la red. Y a los 34 minutos, Yacuzzi trabó mas fuerte que Cellay y como nadie salió a taparlo, despidió un zurdazo que se clavó junto al palo derecho. Después, Arsenal siguió acumulando situaciones de gol en la misma medida en que Estudiantes no podía hacer algo tan sencillo como asegurar un pase a tres metros de distancia.

Astrada metió mano en el intervalo. Sacó a Cellay y a Sánchez Prette y puso al debutante Gaitán y a Leandro Benítez. Pero, a los 47 minutos, Alayes se fue de boca en una discusión intrascendente con el árbitro Collado y dejó a Estudiantes con uno menos, pero con otra actitud. El ingreso de Calderón por Lentini inyectó una intensidad mayor en un equipo que había estado al filo de una goleada deshonrosa. Y el gol de Enzo Pérez coronó esa reacción.

Hubo un rato en el que el resultado bailoteó entre el 4-1 y el 3-2. Andújar le sacó dos cabezazos a Sava y a Leguizamón mientras Estudiantes iba hacia adelante. Cuando Galván se fue expulsado por cometer el mismo pecado que Alayes, el partido se acabó. Faltaba un cuarto de hora y Arsenal ya sabía que, en la mesa dominguera de los punteros, le habían reservado un lugar para la cena.


Cancha: Arsenal.

Arbitro: Javier Collado.

Goles: 2m, Mosquera (A); 23m, Leguizamón (A); 34m, Yacuzzi (A); 60m, E.Pérez (E).

Cambios: 46m, Gaitán (5) por Cellay (E) y L.Benítez (5) por Sánchez Prette (E), 57m, Calderón (5) por Lentini (E); 59m, Sava por Matos (A); 74m, Jara por Leguizamón (A) y 75m Marcone por Carrera (A).

Incidencias: 47m, expulsado Alayes (E); 74m, expulsado Galván (E).

Compartir: 

Twitter
 

Yacuzzi, autor del tercer gol de Arsenal, celebra con Carrera y Matos.
Imagen: Fotobaires
SUBNOTAS
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.