libero

Lunes, 17 de agosto de 2015

FúTBOL › FUE EL ARTíFICE DEL TRIUNFO DE BOCA ANTE ARSENAL EN LA NOCHE DE SARANDí

De la mano de Tevez, la orquesta suena mejor

El delantero participó en los dos goles, que convirtieron Pablo Pérez y Calleri, y fue fundamental para todo el andamiaje del equipo. El equipo continúa como líder.

 Por Juan José Panno

A los 28m del primer tiempo Tevez ejecutó un tiro libre desde la derecha y se la puso en la cabeza a Gago, en el inicio del primer gol de Boca que terminó conquistando Pablo Pérez, con un zurdazo. A los 24 del segundo tiempo fue a pelear una pelota con Sarulyte, en un costado contra la raya de fondo, lo madrugó, le pellizcó la pelota, resbaló, se levantó, siguió paralelo a la raya y mandó el centro para que Calleri sólo tuviera que empujar la pelota.

La participación activa en los dos goles de su equipo, varios pases punzantes, la aceleración para cambiar el ritmo y el manejo inteligente de los espacios, le permitieron convertirse otra vez en la figura de su equipo y del partido. Jugando en esa posición en la que se encuentra cómodo, como delantero retrasado, el 10 de Boca es clave para que el equipo de Arruabarrena se mantenga en lo más alto de la tabla y con las ilusiones intactas.

Lo de Tevez fue lo más parejo, pero también aportaron lo suyo el Cata Díaz (recuperado después de su flojísima actuación contra Unión), Erbes (en la posición en la que más se acomoda a su juego), Pablo Pérez, que anduvo muy bien en el primer tiempo y Peruzzi, importante cuando pasó a ocupar posiciones ofensivas.

Las debilidades del equipo de Caruso Lombardi naturalmente ayudaron al lucimiento del adversario. Arsenal no tiene mucha solidez defensiva, perdió el duelo de la mitad de la cancha y careció de pimienta ofensiva. Pero de todos modos y a pesar de sus problemas, se las arregló para generar algunas situaciones de gol. Descontó sobre el epílogo del partido con un remate de Luna después de un rechazo de Sara, y un rato antes había tenido otra buena ocasión cuando el chileno Campos Toro mandó un remate desde afuera del área que dejó parado a Sara. El arquero de Boca, que es rápido y muy efectivo para salir a cortar, esta vez mostró algunas inseguridades en las pelotas que cayeron sobre su arco y mostró pocos reflejos en ese tiro de Campos. Una jugada clara y un gol les hicieron pensar a los de Arsenal que merecían el empate. Pero nada más alejado de la realidad. Los de Sarandí terminaron echándole la culpa del revés al árbitro, porque no echó a Rolín, que cometió una falta grosera cuando estaba amonestado, y a la mala suerte. Pero no fue para nada así. El árbitro jugó mal parejito, ya que invalidó un gol legítimo de Palacios por una posición adelantada que no existió, y pudo haber cobrado penal en un empujón a Peruzzi. Y lo de la suerte también es relativo. Boca fue claramente superior en casi todo el desarrollo del partido, y tuvo situaciones de gol en una relación de 3 a 1, lo que pudo haberle dado una victoria más amplia.

La principal diferencia es que le imprimió al encuentro un ritmo que a Arsenal le costó seguir. Boca, con su ambición característica, mostró desde el arranque la voluntad de controlar la pelota y hacerla circular con fluidez. Con Gago o Pablo Pérez en la primera puntada, y con Tevez después, el equipo hilvanaba ataques limpios que le permitían llegar con facilidad hasta las últimas líneas locales.

De a ratos el partido se hacía desprolijo, con muchas faltas e interrupciones, pero por lo menos hasta el final de la primera etapa, no hubo cambios en la manija del partido. Sobre el final de la primera etapa, Arsenal tuvo una ocasión para convertir. Silva la peinó para Ramiro López que metió un zapatazo tremendo, desde el punto del penal, que hizo salir la pelota por encima del travesaño. Pero los dos delanteros del equipo local, los ex Boca Chávez y el Pelado Silva poco más pudieron hacer.

Caruso Lombardi se fue expulsado, echando humo (je) enojadísimo con el árbitro, aumentando la idea de los hinchas de que Arsenal mereció. Falso de toda falsedad. Boca jugó bien, fue muy superior y debió ganar pos más goles.


Estadio: Arsenal.

Arbitro: Mauro Vigliano.

Goles: 28m P. Pérez (B); 67m Calleri (B); 90m Luna (A).

Cambios: 46m Zaldivia (4) por Curbelo (A), 50m C. Toro (6) por Corbalán (A), 63m Lodeiro por Palacios (B), 66m Luna por Chávez (A), 76m Meli por P. Pérez (B), 77m Tobio por Rolín (B).

Compartir: 

Twitter
 

Pablo Pérez es levantado por el uruguayo Rolín, después de convertir el primer gol de la noche. Díaz y Colazo llegan para el festejo.
Imagen: Télam
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.