libero

Lunes, 20 de noviembre de 2006

CONTRATAPA › PRIMERA VICTORIA DE LA SELECCION ARGENTINA EN EL MUNDIAL DE JAPON

Un triunfo con mucho gusto a desahogo

El equipo de Jon Uriarte sufrió bastante para finalmente derrotar 3-2 a China en su primer éxito en el torneo, con lo que mira con más optimismo el tramo decisivo del Grupo A. Milinkovic fue la figura. Ahora jugará mañana ante Japón a partir de las 6.

La recepción china no pudo controlar el saque de Gastón Giani y los jugadores, fundidos en un abrazo, por fin pudieron desahogar todo el nerviosismo contenido. Después de sufrir dos derrotas consecutivas, la Selección Argentina venció 3-2 (22-25, 25-21, 17-25, 25-17, 17-15) a China y consiguió su primer triunfo en el Mundial de Japón. Comandado una vez más por Marcos Milinkovic –máximo anotador, con 29 puntos–, el equipo de Jon Uriarte debió batallar más de la cuenta para contrarrestar el juego de combinaciones chino. Luego de estar 2-1 abajo, Argentina forzó el servicio, ajustó el bloqueo y sumó una victoria clave para acrecentar sus chances de clasificar a la siguiente fase. Argentina jugará mañana (desde las 6, televisa TyC Sports) ante el local Japón, en Saitama, y en caso de ganar se asegurará un lugar en la segunda ronda.

Argentina salió a la cancha del estadio Súper Arena sin margen de error. La inesperada derrota ante Puerto Rico y el traspié previsible frente a Polonia obligaban al conjunto argentino a ganar para conservar intactos los deseos de avanzar de ronda. Pero la presión, lejos de ser una motivación, perjudicó el planteo ofensivo argentino, que se encontró frente a una sólida defensa. Los débiles servicios de la Selección favorecieron el juego por el centro y las combinaciones chinas, principales argumentos del equipo asiático.

En el segundo set, la Selección apostó por presionar desde el saque y la fórmula dio resultado. Spajic y Porporatto –anotaron 15 puntos cada uno– comenzaron a descifrar los ataques chinos y el bloqueo argentino aportó sus primeros puntos. De Cecco, que en el primer parcial optó por jugar con los centrales, le dio más protagonismo a Milinkovic y el opuesto argentino respondió con una buena efectividad. Pero la eficacia de la Selección cayó en un pozo en el tercer set. China recuperó su efectividad en la recepción y volvió a lastimar con el juego de combinaciones, ante un rival muy desorientado. El resultado: un aplastante 25-17.

Sin lugar para la especulación, Argentina desplegó una agresividad que no había mostrado en los partidos anteriores. La contundencia en el ataque y el aporte del bloqueo estiraron el partido a un quinto set. El tie-break arrancó muy equilibrado. Argentina mantuvo el nivel del parcial anterior y China recuperó la velocidad en sus armados. Así, los equipos llegaron igualados al final de la definición. Pero fue el equipo de Uriarte el que mostró mayor determinación en los momentos definitorios y, después de desaprovechar dos puntos para partido, cerró el encuentro con un saque de Giani. Con este triunfo, la Selección –hoy tiene día libre– aún conserva la posibilidad de terminar segundo en el grupo, liderado por Polonia. Para eso deberá derrotar mañana a Japón y el próximo miércoles a Egipto.

Compartir: 

Twitter
 

 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.