libero

Lunes, 13 de febrero de 2012

BASQUETBOL › EL CASO DEL CHICO QUE CONMUEVE A LA NBA CON LOS KNICKS

Locos por Lin en las calles de Nueva York

Jeremy tiene 23 años, nació en California, aunque tiene origen taiwanés, es graduado en Harvard y no supera los dos metros. Esta temporada lo desecharon Golden State y Houston y en los Knicks ni jugaba. Pero hace cinco partidos que deslumbra.

 Por Ariel Greco

La NBA está convulsionada, en especial una de sus franquicias más representativas: los Knicks. Es que un jugador de descarte, en apenas cinco partidos y con una historia casi de película, convirtió al equipo neoyorquino en la principal atracción de la liga con cinco triunfos consecutivos, en los que anotó siempre más de 20 puntos.

El muchachito en cuestión se llama Jeremy Lin, tiene 23 años y un pasado como universitario en Harvard. Esta temporada fue descartado por Golden State y Houston antes de recalar en los Knicks, el 27 de diciembre pasado. Y, claro, es el primer estadounidense de origen taiwanés en llegar a la máxima liga del mundo.

Hasta el 4 de febrero, Lin era apenas un caso curioso en la Liga. Había arribado a pesar de no haber sido elegido en el draft, y en su primera temporada con Golden State apenas había promediado 2,6 puntos en los 29 partidos. En Nueva York también pasaba inadvertido. Hasta que esa noche se abrió un hueco por lesiones y malas actuaciones, y no lo desaprovechó. En una semana encadenó cinco partidos brillantes para cambiarles la cara a los Knicks, que treparon a la zona de play-offs y ahora tienen un record de 13 victorias y 15 derrotas, sin sus estrellas Carmelo Anthony y Amare Stoudemire en el campo.

El aporte de Lin en estos cinco partidos, los últimos cuatro como titular, resultó asombroso. Fueron 25 puntos ante New Jersey, 28 ante Utah, 23 ante Washington, 38 ante los Lakers y 20 ante Minessota. Kobe Bryant, que había dicho que no lo conocía antes del partido, quedó rendido ante el aporte del novato. “No había visto nunca algo como esto”, dijo Mike D’Antoni, técnico de los Knicks. “Sólo una vez en la vida ocurren cosas así. Va a ser muy difícil que Lin sea ignorado en adelante”, aclaró su entrenador. Lo cierto es que lleva cinco partidos consecutivos con promedios de 26,8 puntos y ochos asistencias por juego.

Más allá de lo que ocurra en el futuro, Lin cambió el humor de Nueva York y ya se desató la “Linsanity”. Los fanáticos en el Madison Square Garden festejan cada una de sus maniobras con máscaras del debutante y también con letreros alegóricos al jugador taiwanés. Su camiseta 17 comienza a ser pedida en las tiendas del estadio. El fenómeno se trasladó a la TV, con un aumento del rating de los partidos de los Knicks.

Incluso ante Los Angeles se escuchó el famoso grito de “MVP, MVP”, pedido que hacen los hinchas para que ese jugador sea elegido como el más valioso del torneo. Es que en Nueva York ya está desatada la “Linsanity”.

Compartir: 

Twitter
 

n Jeremy Lin anota no menos de 20 puntos por partido.
Imagen: EFE
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.