libero

Lunes, 24 de mayo de 2010

AUTOMOVILISMO Y MOTORES › JONATAN CASTELLANO VENCIó EN TC CON EL AUTO QUE LE PREPARA OSCAR

Una victoria en el nombre del padre

Casi 20 años después de la última victoria de Castellano padre, llega la primera de su hijo, un triunfo que ya se había negado en varias oportunidades. Los autos de TC se exhibirán hoy en la avenida 9 de Julio por el Bicentenario.

Después de 69 carreras y de ver frustradas en varias ocasiones sus chances de llegar a lo más alto del podio, Jonatan Castellano consiguió su primer triunfo en el Turismo Carretera, en el mítico óvalo de Rafaela. Casi veinte años después del último triunfo de su padre Oscar, por fin el longilíneo piloto de Lobería pudo darle una alegría enorme a su viejo, tres veces campeón de la categoría y preparador del motor que impulsa a la “Naranja Mecánica”, para llevarse una aplastante victoria del trazado santafesino, que lo pone en carrera por el título.

Castellano ganó con una contundencia admirable, fue de punta a punta, y en ningún momento vio peligrar su triunfo, ni siquiera cuando restando dos giros comenzó a llover de nuevo. El propio piloto había admitido, después de quedarse con la pole-position, el sábado, estableciendo un nuevo record, que correr bajo la lluvia, como lo anunciaban los pronósticos, no le caía bien.

“Le agradezco a mi viejo todo lo que ha hecho por mí. Este triunfo se lo merece más que nadie, es todo para él. Su apoyo ha sido total, su trabajo es incansable, menos mal que pudimos ganar porque, la verdad, la mochila se estaba poniendo muy pesada”, expresó el ganador con lágrimas en sus ojos.

“Desde que gané la última vez en el TC Pista que no tenía una alegría semejante, aunque ésta tiene un valor agregado. Es difícil explicarlo, lo estoy disfrutando porque ganar en Rafaela es especial, además porque el circuito le cae muy bien a la marca. Aquí, hace dos años, salí tercero y ahí supe lo que es subir a un podio en este circuito”, se felicitó.

“Tenía un gran auto, por eso salí a buscar la carrera de movida. En las últimas vueltas, cuando comenzó a llover, me dije: ‘No puede ser, otra vez a mí’. Es que la victoria se hizo rogar tanto, tuvimos el auto tantas veces y no se había dado...”

El brillante ganador en Rafaela se refirió al momento dramático que se vivió en los intentos previos a la largada cuando se venía la lluvia y le dio paso a la angustia de jugarse por las cubiertas lisas o las de agua. “En ese momento esperé la decisión de mi viejo, él fue el que esperó y finalmente opté por las gomas lisas y acerté. Pero, realmente, esa situación no me gustó para nada”, precisó. Muchos de sus rivales eligieron poner las gomas de lluvia y así tuvieron que largar desde los boxes, renunciando al protagonismo una vez que la prueba estuvo en marcha.

Oscar Castellano, campeón en 1987, 1988 y 1989, había ganado su última carrera el 23 de junio de 1991, en Balcarce. “Se sufrió muchísimo, en condiciones muy difíciles, pero Jonatan lo supo llevar bien y el auto iba muy bien. Estoy muy contento por él, nada más. Me cabe una reflexión, tal vez: que haya podido conseguir su primera victoria en una circunstancia tan importante como la que está viviendo el país –dijo, en referencia al Bicentenario y a los festejos que siguen mañana—. Para él será un gran premio, a lo mejor Dios se lo dio ahora y no antes porque era muy importante. Me alegro, porque es un buen hijo.”

Gabriel Ponce de León (Ford), quien sigue liderando el torneo, quedó segundo delante de Christian Ledesma (Chevrolet), aunque en pista en ese lugar había finalizado Mariano Altuna (Chevrolet), pero el de Lobería fue recargado por los comisarios deportivos por un toque al compañero de equipo de Castellano, Tomás Urretavizcaya (Dodge), en la vuelta 20. De esa manera, a Altuna se le aplicaron siete segundos de recargo y retrocedió al noveno puesto.

“Jonatan se lo merecía, buscó el triunfo tanto tiempo y lo tiene que festejar junto a su padre, quien también hizo mucho para esa alegría”, afirmó el puntero del campeonato. “Traté de andar rápido desde el principio, cuando me pasó (Tomás) Urretavizcaya, lo hizo muy bien. Sobre el final de la carrera, el auto perdió un poco de carga y cada vez era más inestable. Seguimos siendo protagonistas y vamos a Posadas con todas las ilusiones”, expresó Ponce de León, quien tenía ilusiones de victoria, pero debió rendirse ante la velocidad de los Dodge.

La carrera

TC. 6ª fecha, Rafaela.

25 vueltas, 122 km.


Piloto Auto Tiempos
1º Castellano Dodge 39m0s013
2º P. de León Ford a 3s060
3º Ledesma Chevrolet a 4s264
4º Ortelli Chevrolet a 4s808
5º Nolesi Ford Falcon a 4s934
6º Canapino Chevrolet a 5s874


Promedio del ganador: 186,587 km/h. Record de vuelta: Nolesi (Ford) en el giro 18, 1m27s566, a 200,626 km/h.

Ganadores de series: Castellano; T. Urretavizcaya (Dodge); Ponce de León.

Campeonato: Ponce de León, 95,50 puntos; Ledesma, 86; Werner, 77,50; Castellano, 77; Moriatis, 71,50; Rossi, 64,50; Altuna, 61. Próxima competencia: 13 de junio en Posadas.

Compartir: 

Twitter
 

n Castellano delante de Ponce de León, Catalán Magni, Tomás Urretavizcaya y Ortelli, en la chicana de Rafaela.
Imagen: Télam
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.