radar

Domingo, 27 de noviembre de 2011

FAN › UN MUSICO ELIGE SU CANCION FAVORITA: SANTIAGO FELIU Y “LUCIA”, DE JOAN MANUEL SERRAT

La boda secreta de Lucía

 Por Santiago Feliu

Creo que una canción decisiva en mi formación como hacedor de canciones de amor fue “Lucía”, de Serrat. En Cuba, a inicios de los años ‘70, se empezaba a escuchar en la radio a varios artistas españoles, junto con los anglosajones y algunos latinoamericanos –no muchos, realmente– pero sobre todo el pop de esos años, que me sigue pareciendo más inteligente que buena parte del pop de hoy. Yo tendría diez años o menos y desde más pequeño vivía pegado a la radio. Días luminosos de la radio...

Creo que dentro de la estética de la canción de amor, “Lucía” es una canción que me resumía los principales elementos que me atraían en ese tiempo y que todavía sigo considerando válidos en una obra: una melodía ingeniosamente elegante que se podía manejar con la guitarra (aunque la conocí ya orquestada), un texto que combinaba líneas muy directas y otras más metafóricas, y el tema del amor perdido, la nostalgia, cierto desamor por tanto amor. No sé... Me eclipsó. Me la pasé años cantándola en descargas con amigos y siempre decía: “Esta es la mejor canción de amor que existe”. “Lucía” no era de las más escuchadas. Otras como “Mediterráneo”, “Pueblo blanco”, “Señora” o “Para la libertad” tenían más presencia en la difusión, pero esta canción es, a mi juicio, un punto y aparte en la producción de Serrat.

Cuando dice “la más bella historia de amor que tuve y tendré” es impactante: estamos hablando de un compositor de veintipico de años y ya sonaba con una madurez tremenda, un poder para sintetizar los significados del amor en unas pocas estrofas increíble. ¡Era lo máximo! Incluso para mí, que estaba lidiando día a día con las canciones de Silvio, de Vicente, Noel, Pablo y tantos otros. En el año 1997 tuve la emoción de cantar “Mediterráneo” con Serrat en el Teatro Carlos Marx de Cuba. Hacía diez años que él no iba por Cuba, y fue tremendo. El caso es que después nos fuimos al hotel a charlar; en fin... que en una de esas le dije: “Creo que ‘Lucía’ es la mejor canción de amor que existe”, y él, con una tranquilidad pasmosa me respondió: “Está buena, sí”. Dígole: “¿Buena?... ¡Está buenísima!”, y me dice: “Yo le hice una maldad a esa muchacha, la llamé el día de su boda”. Segundos de silencio. ¿Y?, le digo. “Joder tío, que es muy fuerte...” En ese punto cambiamos el tema, nos enrollamos en otros y al final, antes de irme, recuerdo que parado en la puerta le pregunté si la canción la había hecho antes o después de aquella llamada a Lucía. Se quedó pensando unos segundos y me dijo: “¿Sabes que no me acuerdo?”. Me fui muerto de la risa.... “Lucía” era una canción que debía nacer y ya, por encima de la misma Lucía mujer. Espero que no le disguste que yo haya revelado este cuento, pero la verdad es tan gracioso y él siempre tiene muy buena onda, así que ¡te quiero Juanito! Hubo otras canciones que también me marcaron –incluso algunas aún las canto hoy, a veces en concierto como homenajes–, canciones que por diversos motivos quizá estén más asociadas a determinadas etapas de mi vida, a recuerdos de circunstancias muy específicas. Conozco muchas canciones en siglo y medio de lo que llamaría “canción de arte”, desde la trova tradicional cubana hasta la actualidad, pero creo que –al menos en la lengua castellana– se han hecho poquísimas canciones de amor con la fuerza, sobre todo poética, y el equilibrio musical de “Lucía”.

Además quiero destacar la interpretación de Serrat, porque es difícil ganarle en ese terreno. “Y tu sombra aún, se acuesta en mi cama en la oscuridad, entre mi almohada y mi soledad...” ¡No!, ¡Por favor! Todavía me dan escalofríos de belleza esos versos.


“Lucía” fue grabada originalmente en el disco más conocido de Serrat, Mediterráneo, editado en 1971 por la compañía discográfica Zafiro/Novola. Letra y música de todos los temas del disco corresponden a Serrat, con la excepción de “Vencidos”, que se basa en un poema de León Felipe.


Santiago Feliú: cantautor perteneciente a la Nueva y Novísima Trova Cubana, Santiago Feliú (La Habana, 1962) se presentará con un recorrido por sus canciones nuevas e históricas, el próximo viernes, 2 de diciembre, a las 23.30, en La Trastienda Club, Balcarce 460. La gira argentina lo encuentra esta noche en Córdoba y sigue el miércoles 7 de diciembre en Bahía Blanca. Entradas desde $80. Tel. 5533-5533.

Más información en: www.trovacub.net/santi

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared