radar

Domingo, 29 de enero de 2012

VALE DECIR

Cosa de Mandinga

Cuando el pasado domingo 15 de enero, la policía de Wisconsin arribó a la casa del norteamericano Michael West, de 41 años, tras recibir un alerta al 911 a las 8 PM por disturbios domésticos, las fuerzas de seguridad se encontraron con una escena tristemente evidente: el hombre no sólo acababa de golpear a su mujer; ella misma lo estaba denunciando por doble intento de estrangulamiento y violencia física. Así y todo, el agresor no vio en la evidencia motivo de preocupación. ¿Por qué habría de estar inquieto cuando acababa de ocurrírsele tamaña coartada?

Primero apeló a cobardes excusas como “todas sus heridas responden a diferentes caídas”, pero al ver que el oficial a cargo no confiaba en la historia, tuvo un momento de inspiración: “Lo hizo un fantasma”, respondió entonces el hombre que ni siquiera pudo apelar a una fuerza más poderosa como, por ejemplo, el Diablo. Corta la imaginación, West. Según comenta el portal HyperVocal, no debió haber sido Casper porque “es demasiado amigable para hacerle algo así a una mujer trabajadora con un marido alcohólico y abusivo”.

Extrañamente, la policía asumió que los argumentos de West eran falsos y lo metió en prisión. Ahora, el cuarentón permanece bajo custodia con una fianza de mil dólares con cargos de violencia, estrangulamiento, conducta desordenada y resistencia al arresto. Quizá deba llamar a algún espíritu querendón, otrora abogado, que lo saque del problema.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.