radar

Domingo, 15 de abril de 2012

VALE DECIR

Estocada al corazón

Para el inglés Gregory Todd, de 48 años, las heridas de amor distan de la metáfora. Así y todo, por perseverante o masoquista, el hombre va por más. De allí que, en la corte Hall Crown, mientras su novia Tiffany Baillie, de 32, estaba siendo enjuiciada por apuñalarlo, el hombre dejó la cicatriz atrás y –del otro lado del salón– le lanzó la feliz pregunta: “¿Querés casarte conmigo?”. Su ¿ex? novia no pudo responder; estaba demasiado ocupada pensando en no pasar la vida tras las rejas después de haberlo atacado de muerte.

Aun cuando originalmente fue acusada de intento de asesinato y luego se le bajó el cargo a lesiones corporales graves con intención, la mujer podía recibir una sentencia de entre 9 y 16 años. Finalmente, las matemáticas estuvieron de su lado: recibió tres añitos. Nada mal, considerando el siniestro que la depositó en la cárcel.

Ocurrió el pasado diciembre en el hogar que ambos compartían en Hessle, Humberside. Mientras el chef Todd dormía, Baillie se acercó y le clavó un cuchillo de doce pulgadas en la espalda, perforándole el hígado, el bazo y el páncreas. Las heridas hubiesen sido mortales si Gregory no hubiera recibido cirugía de inmediato. Así y todo, el hombre no guarda rencor: después de meses de recuperación, no sólo perdonó a su querida: quiere casarse con ella.

“Estas conductas no son típicamente suyas. No necesita estar encerrada; necesita ayuda”, explicó el enamorado al Daily Mail. “Hubo cantidad de señales que debería haber notado, pero no lo hice. Verla en la cárcel es mi peor pesadilla”, agregó el cuarentón que apeló a un atenuante para convencer a la Justicia: el incidente ocurrió cerca del aniversario de la muerte del hijo de diez semanas de ambos y pocas semanas después de que Tiffany tuviera un aborto involuntario.

“Es muy poco común que el demandante pida clemencia. Es un caso muy difícil. Aunque todo sugiere que debería imponer una pena muy larga, tengo que ver cuánto peso puedo darle al punto de vista de la víctima”, ofreció el juez Michael Mettyear, previo a dictar breve condena. Y previo a que Tiffany le dijera que sí a Todd aceptara casarse con él. Tendrán que esperar 36 meses para concretar la condena definitiva: una vida juntos.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.