radar

Domingo, 7 de septiembre de 2014

VALE DECIR

¡SHOCK!

Para Patrick Hall, un artista que reside en Charleston, Carolina del Sur, las emociones crudas tienen voltaje. Muchos voltios, en honor a la exactitud. Empero, ante la dificultad de transmitirlos en retratos posados, decidió ir al hueso de la honestidad brutal, y creó The Taser Photoshoot. Cuestionable, cínico, sádico y morboso proyecto, se trata de una seguidilla de imágenes que no dan changüí a la simulación, en tanto todos y cada uno de los fotografiados reciben una pequeña descarga eléctrica al momento de la captura. Cien voluntarios (o masoquistas) accedieron al llamado en compañía de un ser querido, encargado él de usar el taser o pistola eléctrica mientras Patrick “Me Lavo Las Manos” Hall registraba. En tanto juego de anticipación, ansiedad y expectativa, más ramalazo y sinrazón, el resultado fue “óptimo”, acorde con las palabras del propio artista. “Algunos gritaron, otros estuvieron calmos. No faltó quien experimentara placer, ni quien pusiese la expresión más sufriente que he visto en mi vida. Hubo saltos y caídas. Gente riendo, gente puteando. Incluso, chicas y chicos que no reaccionaron en lo más mínimo, indiferentes a la descarga”, detalló el norteamericano que, además, registró la experiencia en formato video. Para no desaprovechar una pizca de padecimiento, no vaya a ser cosa.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.