radar

Domingo, 1 de marzo de 2009

FENOMENOS > LOS RITMOS DE LA BOMBA DE TIEMPO

La Bomba explota

Ya hace cuatro temporadas que La Bomba de Tiempo convirtió el galpón del Centro Cultural Konex en un hervidero ecléctico de chicos y chicas que todos los lunes se juntan para bailar al ritmo de esos 17 músicos, mientras afuera se amontonan los que quedan sin entrada y las veredas se acomodan a este éxito silencioso. Por eso, para que no quede nadie afuera, el sábado que vienen LBT hace su primer estadio cubierto en Argentinos Juniors.

 Por Juan Andrade

Antes del último tema, Santiago Vázquez se acerca al micrófono y anuncia: “El lunes que viene no vamos a estar...”. Y lo que recibe como respuesta es un “¡Noooooo!” coreado por cientos de gargantas que parecen suplicarle que se retracte, que por favor no los dejen sin su dosis semanal de tambores. A esta altura de la noche, La Bomba de Tiempo ya convirtió al galpón post-industrial del Konex en un hervidero de cuerpos danzarines. Por eso sólo algunos llegan a escucharlo en medio del griterío, cuando aclara el motivo por el cual se interrumpe el ciclo que ya va por su cuarta temporada, que el año pasado juntó unas 10 mil personas por mes y en lo que va del 2009 vende 3 mil tickets por show: el próximo sábado 7 de marzo, el grupo de percusión más convocante de la región desembarca en el estadio cubierto de Argentinos Juniors.

Un observador ajeno al fenómeno LBT podría confundir el clima de euforia que se vive en el centro cultural de Almagro con un recital de rock o con una fiesta electrónica alternativa. Chicas con indumentaria neohippie y chicos con rastas y piercings son algunos de los exponentes de la variada fauna que se da cita todos los lunes al atardecer en el patio del lugar, vasos de cerveza king size en mano. También lo frecuentan nubes de rubias noruegas, australianas o yanquis, que se enteraron en el hostel de esta fiesta que no se parece a nada que hayan visto antes y la disfrutan a pleno. La mayoría baila en estado de trance, como si las vibraciones que emanan del cuero y la madera que tocan los hombres de rojo los conectaran con el latido de sus corazones o con una energía superior y ancestral.

Afuera del predio, sobre la vereda de Sarmiento, se juntan las barritas de los que se quedaron sin entrada. Cuando los ecos de La Bomba ya se extinguieron, el estado de excitación colectiva todavía se respira en el aire del barrio. A la salida, de hecho, en algunas esquinas se improvisan espectáculos callejeros en los que se baten parches sin descanso. Los vendedores de comidas caseras y de artesanías aprovechan su momento, mientras los promotores de los bares y los boliches del barrio que se avivaron compiten para anunciar a voz pelada o con carteles tipo afiche las distintas opciones para el “After-Bomba”.

Que la escena anterior tenga como eje a una banda de diecisiete integrantes que únicamente tocan instrumentos de percusión (tambores chicos, piano y repique, sabar, surdo, conga, semillas, tumbadora, etcétera) podría parecer simplemente una curiosidad, pero para muchos ya se trata de una costumbre. Y son tantos los que la adoptaron, que el Konex ya les queda chico. El director musical dice estar sorprendido por el crecimiento exponencial del proyecto, pero confiesa que formaba parte de sus ambiciones: “En algún punto, aspiraba como sueño máximo a que sucediera algo así: que La Bomba se convirtiera en algo popular”.

Corrían los primeros meses de 2006 cuando Vázquez, un músico inquieto por naturaleza que también está detrás de Puente Celeste y Punch! le dio forma a un conjunto de ideas que rondaban su cabeza. “La Bomba es el producto de la inspiración, no tuvo que ver necesariamente con el trabajo. Se me juntaron un montón de cosas que pensaba o tenía ganas de hacer, hasta que un día dije: ¡Pero todo esto es una sola cosa!”, recuerda. “Por un lado estaban las cuestiones rítmicas que venía laburando para un disco de estudio, por el otro venía desarrollando un lenguaje de improvisación por señas con el Colectivo Eterofónico. Como percusionista, además, quería hacer en algún momento un grupo de percusión grande. Y también me parecía que faltaba en Buenos Aires una movida relacionada con los bailes populares, como los blocos de samba reggae de Salvador de Bahía, las escolas de samba de Río de Janeiro y las murgas y las escuelas de candombe de Montevideo. Si bien acá había y sigue habiendo murgas, eran algo casi marginal. Pero para poder construir un espacio en el que los tambores fueran el centro de una movida social y cultural, más allá de un grupo o un show, era necesario que la cuestión musical fuese genuina. La intención no era: ‘Hagamos algo bien local, tango con tambores’. Tenía que generar tanto en los músicos como en el público la sensación de que estaban siendo parte de algo nuevo y que no se trataba de un ritmo específico sino que estaba creciendo realmente en ese mismo momento.”

De los ensayos abiertos inaugurales al ritual multitudinario de los lunes no pasó mucho tiempo, pero a La Bomba le bastó para detonar. “Tocamos con los mismos músicos con los que empezamos, todos súper talentosos. Pasó algo muy lindo con la gente, también, porque alcanzamos una sincronía profunda. Fue un proceso gradual, pero rápido: vinieron cada vez más y tomaron ese espacio festivo como a cada uno le pareció. Bailan y escuchan, obvio, pero también hacen sociales y aprovechan para conquistar chicas o chicos”, describe Vázquez. ¿Qué significa llegar a un estadio cubierto como el de Argentinos Juniors? “Nos vimos desbordados por el público, pero en un sentido buenísimo. Por eso se nos ocurrió convocarlos en otro lugar, adonde nadie se quede afuera. Además es un festejo por estos tres años de tocar sin pausa. Vamos a tener invitados especiales como Rubén Rada, y la producción nos permite contar con un sonido más potente, más luces y un montaje mayor. Pero la idea es la misma de siempre: divertirnos y seguir con la fiesta.”

La Bomba de Tiempo se presenta el próximo sábado 7 de marzo a las 19 hs en el estadio cubierto de Argentinos Juniors (Gutemberg 350), Paternal. Más información: bombadetiempo.com
bombadetiempo.blogspot.com

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.