SANTA FE › RECONVERSIóN DE PYMES PARA CUMPLIR CON LAS NORMAS AMBIENTALES

Productivos pero limpitos

Son las proveedoras de las grandes firmas con sede en Santa Fe que les ayudarán a financiar la reconversión de sus procesos productivos. El convenio ya lo firmaron General Motors, Bunge, Vicentín, Sipar Gerdau y Cervecería Santa Fe, entre otros.

 Por Luis Bastús

Unas veinte grandes industrias santafesinas acordaron con el gobierno provincial pagarle a sus proveedores pymes el costo de reconvertir sus procesos dentro de la normativa ambiental vigente. Esto es que las empresas que abastecen de materias primas y servicios a otras más grandes puedan producir sin incurrir en prácticas contaminantes y con un uso eficiente del agua y de la energía.

El acuerdo se enmarca dentro del programa Producción más limpia, del Ministerio de Aguas, Servicios Públicos y Medio Ambiente, e involucra a compañías de envergadura como General Motors, Bunge, Vicentín, Sipar Gerdau, Cervecería Santa Fe, Sadesa, Randon, Sancor, Corven, Essen y Acindar. El secretario de Medio Ambiente, César Mackler, explicó que "se les pide que aporten para empezar con los estudios de consultoría sobre producción limpia; la primera fase es sin inversión, porque las acciones consisten en optimizar, en ordenar el funcionamiento de la empresa, y la segunda etapa sí requiere inversiones en tecnología, en cambio de procesos según el caso, y eso es lo que estamos trabajando con estas primeras veinte empresas que confirmaron su voluntad de participar de este padrinazgo en gestión ambiental". Señaló, además, que con este plan el Estado pretende que facilitar el ingreso del vasto arco de pymes santafesinas en buenas prácticas ambientales, que tiendan a reducir la contaminación con sus efluentes y desperdicios, y a optimizar el consumo de energías y de agua. "Eso también ayuda a las empresas madrinas a consolidar sus exportaciones, dado que a muchas suelen exigirle en los mercados extranjeros que toda su cadena de valor esté integrada en programas de mejoramiento ambiental", dijo.

"El objetivo de la producción limpia -expuso Mackler﷓ es que los efluentes líquidos, los residuos sólidos, las emisiones gaseosas, el consumo de agua y de energía vayan en disminución a través de una estrategia de eficiencia ambiental. No generar el contaminante antes que tener que destruirlo una vez generado. Eso mejora los costos de la empresa porque no tiene que asignar recursos en solucionar la contaminación generada", expuso.

El acuerdo quedó sellado en un desayuno de trabajo encabezado el viernes por el ministro Antonio Ciancio, y los jefes de las áreas específicas que envió cada empresa. Sergio Chávez, de Cervecería Santa Fe, explicó a este diario qué puede tener una fábrica en destinar dineros propios a la inversión en gestión ambiental que deba hacer una de sus proveedoras. "Nuestra empresa está certificada en ISO 14000, la norma de calidad ambiental que nos exige prácticas acordes en toda la cadena de valor al tratarse de una alimenticia como lo es la elaboración de cerveza. Por otro lado, incursionamos en políticas de responsabilidad social empresaria y eso nos impulsa a promover la producción limpia en nuestros proveedores". La tradicional cervecería santafesina se vincula con pymes en la contratación de servicios varios, y son esas el objeto de su madrinazgo. "Tenemos muchos insumos diarios como papeles, envases. A veces nos llevamos la sorpresa de que adecuarse no requiere de plata sino de mejorar la gestión de la empresa", dijo el ejecutivo.

Según Ciancio, el objetivo es "desarrollar una red de proveedores estratégicos confiables y sustentables, y aquí es donde es necesario trabajar en conjunto para que las pymes logren certificaciones ambientales". En ese marco resaltó que el gobierno "multiplicó por 20 las inspecciones a la industria en el cordón industrial del Gran Rosario", y se establecieron guías de buenas prácticas ambientales para el sector metalmecánica, la construcción, elaboración de helados, lubricentros y talleres mecánicos, y lavaderos de vehículos, enumeró.

En el encuentro participó el vicepresidente de la Federación de Industrias de Río Grande do Sul, Carlos Maia Do Nascimento, que vino a la ciudad para asistir a la 2ª Feria Internacional y 8º Congreso Regional del Ambiente que se realizó en Rosario. El empresario, que preside el Instituto Brasileño de Producción Sustentable, ponderó que "Santa Fe es pionera en cuidado ambiental" y exhortó a "cambiar la mentalidad para producir de manera amigable con el medio ambiente, porque eso significa mayor rentabilidad para la empresa porque implica disminuir el consumo de energías y de recursos al optimizar el manejo de residuos".

Compartir: 

Twitter
 

La General Motors tiene a decenas de pequeñas empresas que le proveen distintos materiales.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.