SANTA FE › IMPUTARON A LíDER DE APROPOL Y A OTROS CINCO POLICíAS

Cómo operó Martínez y Cía

Rodriguez firmó ayer el requerimiento de instrucción de la causa tras valorar las pruebas de cómo operó el "movimiento sedicioso", entre ellas publicaciones en "espacios virtuales" de Apropol que interpretó como una "instigación a cometer delitos".

 Por Juan Carlos Tizziani

Desde Santa Fe

El fiscal federal de Santa Fe, Walter Rodríguez imputó y pidió la indagatoria del líder de Apropol, Alberto Martínez y de otros cinco policías en actividad por el supuesto delito de sedición ﷓el primero como instigador y los demás como presuntos autores﷓ en la causa abierta por el alzamiento policial de diciembre y decidió acumular a la investigación las amenazas al gobernador Antonio Bonfatti ﷓en la que Martínez ya está imputado por "coacciones agravadas"﷓ al considerar que forman parte de la misma "matriz fáctica", por lo que solicitó a la jueza Susana Luna (Instrucción 4) que se aparte del proceso y le despache el expediente. Los otros imputados son tres sargentos: Fabricio Javier Abasto (a quien el fiscal consideró "un engranaje operativo de los hechos ocurridos en la ciudad de Santa Fe"), Claudio Marcelo Patiño (que opera en la sala de monitoreo de la Municipalidad de Santa Fe que depende de la División de Análisis Criminal) y Mauricio Miguel Pagani (de la seccional 10), el suboficial principal Oscar Alberto Aguirres y el agente Alejandro Miguel Zamaro.

Rodriguez firmó ayer el requerimiento de instrucción de la causa tras valorar las pruebas de cómo operó el "movimiento sedicioso", entre ellas publicaciones en "espacios virtuales" de Apropol que interpretó como una "instigación a cometer delitos", escuchas telefónicas a Martínez, grabaciones del 911 que fue bloqueado desde la red de comunicaciones de la propia Policía con consignas agitadoras e insultos, la negativa "a acudir en auxilio de ciudadanos que resultaron víctimas de delitos" y otros "métodos violentos" que se practicaron en esos días, como la "inutilización de móviles" y la concentración de hasta catorce patrulleros en las puertas de la Casa Gris, frente a la plaza de Mayo. Más, la ostentación de armas. "El personal de seguridad utilizó las armas proporcionadas por el Estado para mantener el orden público y la paz social, en función de los intereses particulares de quienes se involucraron en la protesta ilegal", dijo el fiscal. Y agregó: "Esa intervención se ha verificado a partir de un movimiento organizado" y "medianamente planificado de sus integrantes que en el caso de los imputados por el delito de sedición cumplieron el rol de negociadores y coordinadores de acciones ilegítimas".

El dictamen fiscal arranca con una cronología de los alzamientos policiales en todo el país y sigue con el de Santa Fe. El doctor Rodríguez acusa a Martínez de haber utilizado "como usinas publicitarias los espacios virtuales" de Apropol "para instigar a cometer delitos". Y cita diecinueve consignas publicadas en las redes sociales tras los saqueos y robos en Córdoba, entre el 3 y el 10 de diciembre. Una de ellas es del 3 de diciembre: "Acabamos de mandar este SMS a Bonfatti. Hasta cuándo pensás pagarle $ 5 mil a los policías. Explotador". Según el fiscal, "desde estos espacios virtuales comandados por Martínez existió una clara instigación dirigida (...) a producir un alzamiento policial a fin de arrancar una medida o concesión del poder público".

Otras de las pruebas valoradas por el fiscal fueron las escuchas telefónicas a Martínez por las amenazas a Bonfatti, en una causa que se inició en Rosario, pero que hoy está a cargo de la jueza Susana Luna en Santa Fe. El doctor Rodríguez ya había solicitado copia del expediente, así que ahora consideró que "el contenido de las conversaciones (...) evidencian la voluntad de Martínez de provocar e incentivar el comportamiento sedicioso de los policías en actividad".

El fiscal citó una de las frases que se le atribuyen a Martínez: "Estoy haciendo un desastre en las redes. Escúchame, es lo único que puedo hacer desde acá. Escúchame Negro, por favor, cuando pongan los móviles en la puerta. Tienen que estar los móviles bloqueando la puerta. Con un cartel que diga: 'Estamos de paro. Vení a patrullar vos Bonfatti... Vení vos con Berni".

"Martínez habló con un tal Richard, a quien le comentó que "los 1.200 monos que yo tengo, que son de Granada, el barrio Las Flores, le van a quemar la Casa de Gobierno, ahí sí van a tener, hijos de puta, se van a tener que ir por la puerta de atrás". Según el fiscal, "Richard" se identificó como secretario general del Sindicato de los Portuarios y demostró tener una relación personal con la esposa de Martínez".

El jefe de Apropol también dialogó con uno de sus colegas al que llamó "Negro". "Hay que sacar los móviles a la calle, ahí a la vereda, si es necesario que le quiebren la llave. Que lo engranen, lo traben y le quiebre la llave. La llave, vamos a aclarar, la llave del apriete, vos me entendés lo que te digo. Cómo se quiebra la llave del apriete. Poniendo un cartel: 'estamos de huelga'".

El fiscal dedicó diez páginas ﷓de las 33 del dictamen﷓ a transcribir las grabaciones del 911 que incorporó a la causa. Los diálogos demuestran cómo operaron los policías durante la "movilización sediciosa", se mostraron "inconmovibles a la hora de acudir al auxilio de ciudadanos que resultaron víctimas de delitos" y revelaron "el calibre de las agresiones verbales que recibía quienes no hicieron abandono del servicio", concluyó.

Compartir: 

Twitter
 

La concentración de patrulleros en las puertas de la Casa Gris, frente a la plaza de Mayo.
Imagen: Télam
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.