CULTURA / ESPECTACULOS › LA DIRECTORA MONICA MARTINEZ REFLEXIONA SOBRE EL TEATRO DE TITERES EN ROSARIO

"El ámbito académico ha dado un giro"

El futuro de la escuela creada por Alcides Moreno y la elaborción de una propuesta pedagógica, ética y estética que viene impulsando dentro y fuera de la escuela, son los puntos que desarrolla en esta entrevista esta destacada docente rosarina.

 Por Julio Cejas

Mónica Martínez, actriz, docente, directora y artista plástica, fundadora del emblemático grupo Birlibirloque y responsable de "Omnis Terra" -trabajo estrenado el año pasado- dialogó con Rosario/12 para plantear sus impresiones acerca del balance teatral del año pasado que movilizó a distintos realizadores de las artes escénicas rosarinas.

"Cuando recibí esta invitación a participar del balance 2010; acerca de nuestras prácticas artísticas, pensé que era una buena oportunidad para decir públicamente lo que he venido diciendo desde hace muchos años entre compañeros y alumnos; y en los dos últimos especialmente, con una nueva generación de artistas y docentes en tránsito con los que me ha tocado la dicha de compartir su formación en la Escuela Provincial de Teatro y Títeres N 5029", destacó Martínez.

Esta experimentada creadora -La República del caballo muerto (1989), Farsas Tragicómicas (1991), Periplo, el viaje del héroe (1998) y Al compás del corazón (2001)- retoma para comenzar su reflexión las palabras escritas por el maestro titiritero Michael Mescke en su libro Una estética para el teatro de títeres: "Como quisiera que ese bello espectáculo jamás visto brotara de mis manos, pero si no, que nazca de otras, porque ese sueño bien vale la pena".

"Los herederos de Alcides Moreno tenemos algunas cosas que decir y tal vez el pueblo de Rosario quiera enterarse que ha tenido una Escuela de Títeres durante casi cuarenta años y aún más, quizás los mismos protagonistas de este espacio, directivos, docentes y alumnos querramos ser vistos, mirados, apreciados y difundidos", comenta esta titiritera que apela a la memoria de una ciudad esponja.

El maestro Alcides Moreno fue el fundador en los años 70 de la primera Escuela de Títeres de Rosario y una de las pioneras en el desarrollo de la enseñanza y la difusión de una de las artes escénicas más antiguas de la humanidad.

"Creo que él jamás podría haber imaginado el largo y desarticulado periplo que sufriría su proyecto atravesando cambios políticos, históricos, estéticos hasta estos días finales de la primera década del siglo XXI en los que parece intentar renacer de sus múltiples muertes con algunas preguntas importantes para poder diseñar un cambio y un futuro más fecundo", plantea Martínez refiriéndose a la institución creada por Moreno.

Una de las preguntas que circulan entre los alumnos de la escuela es, según esta reconocida docente, la ausencia en Rosario de referentes importantes como lo ha tenido Buenos Aires con Ariel Bufano o Córdoba con Héctor Di Mauro y sus herederos respectivamente: el Grupo Libertablas, El Periférico de Objetos, el Chon Chon y los cientos de grupos formados a su vez por cada uno de estos artistas.

"Mi única respuesta es que tras el exilio de Alcides Moreno, la escuela queda en manos menos inspiradas y siguiendo su destino de profesorado; impulsando prácticas que han apuntado a la función pedagógica del títere más que a sus funciones teatrales; desangrándose entre malas políticas, mezquindades, incompetencias y desacuerdos; separando Teatro y Títeres desde el nombre de la escuela, hasta los espacios existenciales de estas artes y sus hacedores", razonó.

-¿Cuál es el horizonte de trabajo que encuentran los egresados de la escuela?- preguntó Rosario/12.

-La mayoría de los titiriteros que trabajamos en Rosario hemos transitado por la escuela, desarrollando una práctica que tiene que ver con una carga histórica de este arte en cuanto a sus poéticas y sus modos de producción: grupos solistas, dúos o tríos en el menor de los casos, espectáculos para niños, algunos pocos para adultos y circuitos de trabajo en colegios, calles; muy pocos en salas y muchos menos los que han tenido interés en la investigación o el cruce con otras artes.

La experiencia personal de la directora de "Omnis Terra" pasó por descubrir que el arte de los títeres no estaba en la escuela; buscando fuera de Rosario una formación sólida con grandes maestros que, según sus propias palabras, "dejaron una huella profunda en mi relación arte vida; como así también de trabajar con artistas de enfoques amplios y diversos".

-¿Toda esa experiencia personal se volcó nuevamente en la escuela de la que egresaste?

-Desde 1988 con Birlibirloque y con otros grupos he venido transitando una espiralada experiencia en formación y producción que me ha servido para elaborar una propuesta pedagógica, ética y estética que vengo impulsando dentro y fuera de la escuela; en el 2008 realicé un diseño curricular para implementar la cátedra Estéticas del Teatro de Títeres con el objetivo de que se abriera un espacio de formación teórica que posibilitara la reflexión; es un seminario abierto a todas las carreras con la intención de ampliar el abanico conceptual en la formación, especialmente con la idea de que se acerquen a estos lenguajes los alumnos de la carrera de dirección teatral, dado el vacío en esta área que tenemos los diferentes grupos argumenta Martínez.

Algunos de los logros generados a partir de estas iniciativas fueron el Primer Festival Internacional de Teatro de Sombras que se realizó en Rosario en 2009 organizado por Susana Petrelli, docente de la escuela, y sus alumnos, agrupados en el colectivo Gurú (mujeres de sombras) y dos varietés generados el año pasado por alumnos de la carrera que subirán a escena durante la actual temporada.

"Quiero aprovechar esta nota para celebrar el giro que ha dado el ámbito académico y el impacto que esto está generando en el medio local; haciendo justicia a mis iniciativas que tanto tiempo han esperado para ser escuchadas, comprendidas y más aún implementadas dentro de la escuela, sintiéndome sencillamente un eslabón entre un tiempo y otro; el que me tocó transitar como alumna y el que me toca como docente; la rueda está aceitándose con otros materiales sensibles; es cuestión de tiempo y perseverancia", agrega Martínez.

"En marzo vamos a estrenar Palabras llegan, escalan el viento, proyecto de teatro de objetos y arte digital que ganó una coproducción con el Centro Cultural Parque de España y para mayo lanzaremos el Primer Encuentro de Performance que estamos organizando junto al colectivo artístico Umbrales; en el que también participan algunas alumnas de la carrera bajo mi dirección; una convocatoria abierta a todos los que quieran participar, donde los títeres y objetos tendrán un espacio importante para mostrar su especificidad y mestizajes anticipa.

A la hora de plantearse el futuro de la actividad, la creadora involucra tanto a artistas, como docentes, productores, periodistas y público en general, que estén dispuestos a "pegar el estirón, crecer de una vez, salir de los microespacios loteados y abrir los cercos para que jueguen otros".

Compartir: 

Twitter
 

Martínez es también actriz, artista plástica y fundadora del grupo Birlibirloque.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared