CULTURA / ESPECTáCULOS › BALANCES 2012. REALIZACIóN AUDIOVISUAL ROSARINA Y SANTAFESINA

Mucha producción, poca difusión

A la par de un profesionalismo cada vez mayor en el ámbito televisivo y cinematográfico, la escasez de pantallas que difundan esas obras debe ser discutida. El Cairo, Encuentro y, ocasionalmente, los canales locales, fueron algunas vías de exhibición.

 Por Leandro Arteaga

Un zapping "casual" descubre en Incaa TV Los nueve puntos de mi padre (Pablo Romano). También Tanke P.A.P.I. (Rubén Plataneo) y Hombres de ideas avanzadas (Diego Fidalgo). Todas producciones de realizadores locales que han conocido una difusión que complementa sus tareas actuales. Por ejemplo: Alexander Panizza, sólo piano, de Romano, estrenada en Bafici y premiada en el Festival Latinoamericano de Video Rosario; El gran río, de Plataneo, con estreno en Bafici y distribución (a cargo del realizador) por el interior del país; y Fidalgo que prosigue en la realización de El origen del pudor, seleccionado en la Quinta Vía del Incaa en categoría Producción.

Lo predicho es inicio casi fortuito para esta mirada sobre el año pasado. Porque sintetiza pero también despliega más. Porque dice de la tarea en ejercicio de apenas tres realizadores, del reconocimiento en festivales, de premios, de la política de subsidios y concursos -﷓municipales, provinciales, nacionales﷓- que felizmente se conocen. Aquí, eso sí, el comienzo del problema: la difusión. Instancia que habrá de discutirse para alertar, ya que es esencia del cine. Las posibilidades de producción han crecido, pero la pantalla -﷓si no es pública﷓- suele ser esquiva. Una consecuencia positiva aparece en la conformación reciente de Producir (Productores Independientes de Rosario). Preocupaciones que, dado el caso, habrán de ser puntuales para algo tan novedoso como posibilitador, esto es: la constitución del Nodo Audiovisual Tecnológico Rosario, destinado en tanto unidad productiva a democratizar los medios de producción. Allí el desafío.

Por su parte, Canal Encuentro difundió las series documentales Militantes, de Francisco Matiozzi; Apuntes de jardín, de Sebastián Carazay; y Los rosarinos, de Héctor Molina. Molina ya tiene lista la miniserie El hechicero, así como Francisco Pavanetto Otros mundos (pre﷓estrenada en El Cairo), dos proyectos que resultaran ganadores en los concursos de Televisión Digital del Incaa. ¿Y las pantallas locales?

Canal 3 posibilitó la emisión íntegra de La Tabla de los Sueños, proyecto pluri﷓institucional con coordinación del Centro de Producción de la Escuela de Comunicación Social (UNR), ganador en la categoría "TV Zona Provincias" de los Premios "Construyendo Ciudadanía en Radio y Televisión" (Afsca). Canal 5 dio lugar a Ludueña, escuela orquesta, producción del CAR con dirección de Mauro Boggino. Y Señal Santa Fe prosigue como un nombre de referencia que bien merecería lo que tantos sueñan: canal propio.

Hubo distinciones para la señal: Libronautas obtuvo un Martín Fierro Federal como Mejor Programa Infantil; así como Memoria del suelo, Entrelazados y De cabeza. Viaje al centro de la ciencia, tres premios Fund TV. El último de ellos, también seleccionado en el concurso de Proyectos de Divulgación Científica y Tecnológica 2012﷓2013 de Conicet. Todas producciones de nivel, que tienen que encontrar en Internet una oportunidad segunda.

La televisión cultural tuvo un momento de relieve en la VIII Asamblea General de la Asociación de las Televisiones Educativas y Culturales Iberoamericanas (Atei), co﷓organizado por el Ministerio de Innovación y Cultura, con presencia modelo de Román Gubern. Ya que el tema del encuentro fue "Televisiones Culturales y Televisiones Universitarias" será menester destacar la emisión que Canal 3 realizara de Agenda Pública, envío periodístico con producción de la Dirección de Comunicación Multimedial de la UNR.

Entonces, un curioso cauce entre cinematográfico y televisivo se desplaza entre estos párrafos. Por un lado, porque el ámbito audiovisual subsume todo; por el otro, porque se buscan alternativas que, si bien de calidad (Cine El Cairo, por ejemplo), no son las pensadas. En este sentido, muchas series televisivas con estreno paradójico por cinematográfico. Así, se han conocido trabajos como La primavera de los silencios de Elías Alarcón y Marcela Galmarini; El folclore de las cosas, de Daniel Soso; Legados, de Violeta Barni y Juan Cruz Revello; Cuatro calles, de Francisco y Pablo Zini. Una producción creciente que necesita de pantalla (televisiva).

El recorrido no quiere dejar pasar nombres individuales en un escenario --de producción y no difusión-- cada vez más plural. Juan Mascardi ha merecido una retrospectiva en Arteón: El mundo a través de la personas (Crónicas audiovisuales de Juan Mascardi 2003﷓ 2013). Gustavo Galuppo obtuvo con Cuatro putas en febrero reconocimientos en el Festival Latinoamericano de Video (Mejor experimental) y en la Bienal de la Imagen en Movimiento (Primer Premio). La miniserie La nieta de Gardel, de Gustavo Postiglione, fue nominada al premio Nuevas Miradas en la TV. Mariana Wenger estrenó Otros sentidos. Darío Nardi finalizó y proyectó Las mariposas de Sadourní en el 9º Festival Internacional de Cine de Dubai. Y Juan Diego Kantor merece el honor de que su nueva película, Buscando al huemul, no sólo haya sido exhibida en Bafici, sino también incluida en competencia en el Festival de Cine de Mar del Plata.

Mar del Plata recibió también la visita de Lucrecia Mastrángelo, quien por su Nosotros: Detrás del muro, fuera invitada a participar del Segundo Encuentro de Comunicación Audiovisual. También intervino allí Arturo Marinho, como consecuencia de El amansador, de estreno próximo. Otros estrenos pendientes, con realización avanzada, son Bronce (Claudio Perrin) y La guayaba (Maximiliano González). También destacar a Judith Battaglia, quien entre varios proyectos en actividad ha sido seleccionada a nivel nacional con El pez ha muerto en la convocatoria "Historias breves" del Incaa. Así como a Fabián Díaz, cuyo largometraje La cortesía del verdugo ha sido multipremiado en el 8º Festival de Cine Inusual de Buenos Aires.

Ha habido espacios para festivales, nuevos y acostumbrados. La lista: Pizza, Birra y Cortos 7 (Ciudad de Gálvez), 10º Bafici Rosario (Calanda Producciones), Cine Interdisciplinario. Conecta 0.1 (ArDoc, Artea, Cooperativa de Animadores), XIV Festival Nacional de Cine y Video Documental (Movimiento de Documentalistas), VIII Festival Transterritorial de Cine Underground (CTMcine), 7º Festival de Cine para la Tercera Edad (CAR), Ojo al piojo (CAR), 19º Festival Latinoamericano de Video y Artes Audiovisuales Rosario (CAR). Parece que para el FLVR 20 se "importarán" estudiantes con becas abiertas. Tal como se lee. Los estudiantes locales (de cine, se entiende), aún becados, siguen siendo los principales ausentes.

Daniel Grecco ha publicado su largamente anunciado Proyectando ilusiones: la historia de los cines de Rosario y su gente (Editorial Cuenta conmigo) y Editorial Ciudad Gótica ha abierto la colección "Apuntes cinéfilos", compuesta de tres libros dedicados al cine en Santa Fe.

Para el final, las palabras de un colega: "Analizar, debatir y escribir sobre cine continúan siendo hábitos infrecuentes en nuestra ciudad, como si no fueran parte del aprendizaje y el disfrute". Lo señala Fernando Varea en espaciocine.wordpress.com. Y es cierto.

Compartir: 

Twitter
 

Rodaje del proyecto pluri-institucional La Tabla de los Sueños, emitido por Canal 3
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.