CIUDAD › REGRESO DEL ESTADO A LOS BARRIOS CON OBRA PúBLICA Y ACCIóN EN TERRITORIO

Los resultados se verán en el tiempo

En el marco del Plan Abre, el gobernador transfirió 19 millones de pesos a la Municipalidad para que ejecute obras en los barrios Nuevo Alberdi, Los Pumitas, Tío Rolo y San Francisquito. "Vivimos las consecuencias del modelo neoliberal", apuntó Bonfatti.

 Por Luis Bastús

El gobernador Antonio Bonfatti cifró esperanzas en que el regreso del Estado a los barrios con obra pública y acción en territorio revertirá la cultura individualista que fraguó en los '90 y germinó en la violencia naturalizada que hoy le contesta a la inversión en políticas sociales. "Los resultados se verán en el tiempo. Vivimos las consecuencias del modelo neoliberal que nos dejó cientos de miles de desocupados y un Estado ausente. Recuperarlo lleva tiempo. Si algo reivindico del gobierno nacional, más allá de mis diferencias, es haber puesto en valor al estado y a la política. Y el Plan Abre es eso también", dijo. Lo remarcó junto a la intendenta Mónica Fein, ayer, al firmar la transferencia de unos 19 millones de pesos para que la Municipalidad ejecute obras en otros cuatro de los 20 barrios que prioriza ese programa de gobierno en Rosario: Nuevo Alberdi, Los Pumitas, Tío Rolo y San Francisquito. "Hoy la Municipalidad y la Provincia está en todos los barrios. No hay ni un asentamiento donde la gente no esté en contacto con un efector del Estado", afirmó Fein.

Bonfatti y Fein acordaron el traspaso de fondos provinciales al municipio, para encarar mejoras diversas en aquellos barrios, lo que beneficiaría a unos 15 mil habitantes, según se informó. Es la evolución del Plan Abre, un programa de intervención integral en 20 barrios de Rosario, y también en Villa Gobernador Gálvez, Santa Fe y Santo Tomé. Esta política cumple un año en estos días, y depara inversiones en obras públicas y desarrollo social por unos 4.200 millones de pesos hasta el 2015, según la previsión del propio gobernador.

En el caso de Nuevo Alberdi, el proyecto implica construcción de senderos, iluminación, carpeta asfáltica, saneamiento pluvial y mejoras en la red de agua potable, entre Bouchard, Gazcón y Baigorria, donde habitan unas 1.200 familias, precisó el secretario de Hábitat, Gustavo Leone.

Los Pumitas es un asentamiento del noroeste situado entre Juan B. Justo, Sorrento y Cafayate. Se realizarán obras de iluminación y zanjeo, estabilizado de calle Cullen, entre Sorrento y Schweitzer, y mejoras en el sistema de agua potable.

En el extremo sur, el barrio Tío Rolo recibirá mejoras varias entre Batlle y Ordoñez y camino nuevo a Soldini en cuanto a alumbrado público, senderos peatonales, carpeta asfáltica sobre la calle Medina, eje vertebral de la zona, y la plaza del lugar.

El anuncio para barrio San Francisquito comprende al sector entre Avellaneda, Copérnico, Alsina y Gaboto. Se precisó que allí se ejecutarán trabajos de saneamiento hidráulico, y tareas similares a las que se emprenderán en las otras zonas mencionadas. En total, suman unas 3.500 familias beneficiarias en los 4 barrios, con una inversión de 19 millones de pesos.

"Esto es dar respuesta a una vieja deuda que debemos solucionar lo antes posible: la dignidad de las personas, la igualdad de oportunidades", dijo Bonfatti. Confrontado con dramas cotidianos que afloran en la agenda diaria, fundados en la exclusión social, la violencia, y las economías delictivas, el gobernador marcó: "Los resultados se verán en el tiempo. La conciencia social y la forma de construir sociedad no se resuelve de un día para otro. Tiene que ver con la familia, con la escuela. Con obra pública brindamos las condiciones físicas adecuadas, pero hay un aspecto social que también enfrentamos desde la educación, garantizando derechos como el agua potable, cloacas, la salud, trabajo, vivienda. Hoy vivimos las consecuencias de un modelo neoliberal de los '90 que nos dejó secuelas de cientos de miles de desocupados y un Estado ausente. Recuperarlo no es algo de un día para el otro. Si algo reivindico del gobierno nacional, más allá de mis diferencias, es haber puesto en valor al estado y a la política. El Plan Abre también es eso", definió.

Por su parte, Fein destacó que "Provincia y municipio están en todos los barrios. No hay quien no vaya a un centro de salud, una escuela, o un centro de convivencia barrial. No hay ningún lugar donde no podamos ingresar. Por eso incluso en los asentamientos hemos priorizado abrir calles, porque si hay un sector mínimo enquistado que aprovecha ese aislamiento para una cuestión delictiva, queda al descubierto al abrir calles y se termina corriendo. Esto pasó al abrir calle Centeno, que fue muy complejo porque había algunos que no querían".

Compartir: 

Twitter
 

"Es dar respuesta a una vieja deuda que debemos solucionar lo antes posible", dijo Bonfatti.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.