SANTA FE › HOMENAJE A VíCTIMAS DE LA úLTIMA DICTADURA

La ronda de las Madres y Abuelas

 Por José Maggi

La Plaza 25 de Mayo se llenó ayer de flores, sostenidas por Madres y Abuelas en su última ronda antes del inicio de los juicios de lesa humanidad. "Vinimos a dejar unas flores en esta placa que recuerda a las víctimas de la dictadura militar que es también como ponerlas en las tumbas que les negaron a nuestros hijos", expresó emocionada Chiche Massa.

Massa, integrantes de Madres, recordó que "en los 30 años de lucha las Madres y los organismos de derechos humanos exigiamos la aparición con vida de nuestros desaparecidos, porque con vida los llevaron y con vida los queremos, hasta que nos dimos cuenta que eso iba a ser imposible. Por esos pedimos conocer la verdad histórica y el juicio y castigo a los genocidas".

"Hoy finalmente estamos a pocos días del inicio de los juicios en Rosario, y nos parece imposible haber alcanzado ese triunfo: ver a los represores juzgados, sentados en el banquillo de los acusados. Hay que reconocer que las condiciones del juicio no son muy buenas, pero tenemos la esperanza de que así como se inician los juicios, también se concreten los castigos. Y así, ese pedido hecho a través de los años, ahora sea una realidad".

Matilde "Chocha" Toniolli -otra de las Madres-, expresó a su turno la esperanza que "los asesinos sean castigados como se debe". Viviana Della Siega, viuda del conscripto desaparecido Hugo Parente, se lamentó que "en los juicios aún no hayamos podido saber qué pasó con los desaparecidos. No hay uno solo que hable, con lo cual demuestran qué cobardes que han sido y que siguen siendo. Por eso nos tenemos que conformar con que sean declarados culpables y que esten en la cárcel como corresponde. Ojalá algún día nos enteremos qué hicieron con los cuerpos de nuestros seres queridos".

En tanto otra de las Madres, Norma de Vermeulen, confesó que "siempre pensé que no llegaría a ver los juicios, porque no creía más en nada. Tengo 79 años, y no tenía esperanza, por lo que solo pedía seguir un poco más para que las nuevas generaciones no olvidaran lo que pasó. Para mi los juicios son una satisfacción, más allá de que muchos condenados seguirán en sus casas, esto no deja de ser un triunfo, porque ahora la gente sabrá qué pasó en esta ciudad. A la mayoría de los rosarinos nunca les entró en la cabeza que aquí el terrorismo de estado se llevó la vida de 520 personas. Porque el mismo periodismo rosarino, con algunas excepciones, no se encarga de contar lo que pasó acá, sino que cuentan lo que pasó en Buenso Aires".

Por su parte Elida Luna, de Familiares de Detenidos, se mostró emocionada por el acto. "En estos treinta años no fuimos poniendo viejos, pero también nos hicimos fuertes. Eso fue lo que nos permitió llegar a estos juicios".

Finalmente otra de Las Madres, Norma de De Vincenzo se mostró orgullosa de sus años: "El 1 de octubre cumplo 82 años" y a la vez esperanzada en llegar al otro juico donde es querellante: la causa Feced que comienza el 9 de febrero de 2010.

Compartir: 

Twitter
 

"Vinimos a dejar unas flores en esta placa", señalaron.
Imagen: Alberto Gentilcore
SUBNOTAS
  • La ronda de las Madres y Abuelas
    Por José Maggi
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.