soy

Viernes, 18 de junio de 2010

DIA DEL PADRE

El gay más pequeño del mundo

Además de ser considerada la comedia del momento por su irreverencia, su desparpajo, su acidez y por su apuesta al absurdo exagerado, la serie Padre de familia destaca por un dato nada menor: su protagonista, un bebé maquiavélico e inteligente, llamado Stewie, es gay.

 Por Carlos Silber

A primera vista, Family Guy (Padre de familia) es una serie animada —expresión más cool que decir con soltura “dibujo”— geométricamente incorrecta. Y no sólo eso. También peca de ser inverosímil: hay un perro que habla, un bebé con cara de pelota de fútbol americano (y que quiere matar a su madre y, de paso, conquistar el mundo). Sin embargo, recién cuando se pone en pausa este tipo de mirada simplona se puede advertir lo que realmente esta serie —que ya va por su octava temporada— realmente es: la mejor comedia del momento.

Sí, mejor que la multipremiada 30 Rock, mejor que la ultrageek The Big Bang Theory, que la machista y boba Two and a Half Men y hasta mejor (y es mucho decir) que la siempre efectiva The Office. Quizá contribuyan dos circunstancias nada nimias. Una: en este show, su creador, el inclasificable guionista, actor y director Seth Mac Farlane, logra ser tan ácido como un caramelo fizz violeta. Y dos: Stewie —el nene de un año fanático de Viaje a las estrellas, nueva generación, tan perverso como adorable y que habla con acento inglés— es un bebé gay.

Lo sabemos por su comportamiento, sus chistes, comentarios, caras y expresiones corporales: un bebé que se traviste, se que le gusta espiar a hombres mientras se están bañando, que baila codo a codo (y torso desnudo a torso desnudo) con tipos musculosos y con bigotes en una disco gay, que hace chistes de sexo oral con una banana, que fantasea con que su osito de peluche, Rupert, es su amante espigado en zunga y al que cuando Brian —el perro, su compinche y con quien se besa de vez en cuando— le pregunta “Are you queer?” (algo así como “¿Sos raro?”), Stewie responde con franqueza: “Probablemente”.

Diversidad animada

La orientación sexual del personaje central de la serie, claro está, conjuga con el estilo inherente de este show que superó ampliamente en ironía y sarcasmo a Los Simpson: el absurdo exagerado, la burla de todo elemento de la cultura pop, el gag hilarante que no hace sólo reír por reír sino que todo es plausible de ser transformado en un chiste breve y efectivo: el aborto, el antisemitismo, el abuso sexual, las discapacidades, el casamiento homosexual, la adopción por parte de personas del mismo género, el estereotipo gay (el afeminado, la musculoca, el amante de los musicales y de todo lo que huela a Barbra Streisand).

Tanta irreverencia, de hecho, llevó a que la serie fuera cancelada en el año 2000 para luego ser resucitada por petición de un público fiel que nunca había visto algo tan transgresor envuelto en un formato —el dibujo animado— relacionado por muchos y muchas exclusivamente con lo infantil.

Family Guy no sólo resalta por un humor adulto sin ese barniz conservador y hasta evangelista que cubre a la familia amarilla de Springfield sino también por ser el primer show animado del prime time con un protagonista —¡un bebé!— homosexual —casi— confeso y que se viene a sumar a una lista últimamente larga de personajes gay con cuerpos de tinta, la mayoría tapados y sufridos que, sin embargo, están ahí: Waylon Smithers (el eterno secretario enamorado del señor Burns en Los Simpson), el perro Sparky y el señor Garrison en South Park, Karl (quien fue asistente de Homero Simpson), Patty (la hermana de Marge Simpson), Duff-Man (el musculoso promotor de cerveza), Lenny y Carl, He-Man, los osos Yogi y Boo-Boo, Bob Esponja y por qué no Bugs Bunny.

Entre el espanto y la censura

Aun así, no todo el mundo acepta los queer gags, como los llama Mac Farlane. Por ejemplo, el capítulo titulado “Family Gay”, emitido en Estados Unidos el 8 de marzo del año pasado, causó un gran revuelo: Peter Griffin (el padre de familia al que se refiere el título del programa) se somete a varios experimentos clínicos para pagar sus deudas. Y en uno de ellos le implantan “el gen gay” y lo “convierten”. Peter participa en una orgía con 11 hombres, luego entabla una relación con un tal Scott, deja a su esposa Lois y a su familia y, para espantar aun más a los puritanos, hay dos escenas de antología: una en la que Peter gime de placer mientras un caballo le lame el trasero, y otra en la que Stewie come un bol de cereales preparado con el semen del caballo en lugar de leche.

Como era de esperar, la asociación estadounidense Parents Television Council denunció por “indecente” a la serie frente a la Comisión Federal de Comunicaciones. Ante esta protesta, Mac Farlane no pudo más que apuntar en la revista The Advocate: “Fue como recibir una queja de Hitler. Son gente terrible. Están podridos hasta la médula. Para una organización que dice defender los valores cristianos, se pasan el día odiando”. Curiosamente, por ese episodio, Family Guy fue nominada al Emmy como mejor comedia, convirtiéndose en el primer dibujo en conseguirlo.

Quizá para encolerizarlos más, el creador de la serie (y el que le pone la voz a Peter, a Brian y a Stewie) salió a confesar en noviembre del año pasado en la revista Playboy lo que todos sabíamos sólo con mirar la tele: que Stewie era, en efecto, gay. Sin embargo, la cadena Fox terminó por censurarle el capítulo en el que el bebé se confesaba. “Teníamos un capítulo escrito donde Stewie salía del armario; sin embargo, pensamos que sería mejor manejarlo de una forma un tanto ambigua, que nos permita seguir jugando con el humor de doble sentido –explicó Mac Farlane–. Es algo que tiene sentido, ya que el personaje tiene un año de edad. Stewie será gay o un heterosexual muy reprimido y amargado. De esta manera se explica el hecho de que sea tan molesto con su madre. Es una agresión que viene de la confusión e incertidumbre que siente por su orientación.”

O sea, como una buena parte de la humanidad.

Family Guy se emite los domingos a las 22 por el canal FX. Un video con la diez pruebas de que Stewie es gay se puede ver en http://bit.ly/9pwFWd

Compartir: 

Twitter
 

 
SOY
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.