soy

Viernes, 15 de mayo de 2009

X 4

Piedra libre

Cuatro novelas clásicas que cuentan entre sus protagonistas a lesbianas entrañables. Tìtulos salidos del closet, difíciles de conseguir, pero dignos de ser buscados.

 Por Irene Ocampo

Cris & Cris
María Felicitas Jaime

Horas y horas
Madrid, 1997

A Mariana la seducen las mujeres lindas que andan por la vida sin darse cuenta de lo que provocan. Escrita y editada en España, esta novela está ambientada en el Buenos Aires de 1992, próximo a celebrar el V Centenario del Descubrimiento de América. Esto convierte a Cris & Cris en una de las primeras novelas con personajes lésbicos que publicó una autora argentina, aunque no en nuestro país. El lenguaje rioplatense, canyengue y casi lunfardo, hace pocas concesiones a algunos términos de uso en la península. Ese lenguaje y los comentarios ácidos sobre la sociedad porteña dejan una sonrisa en lxs lectorxs. Y también la sensualidad, el erotismo se pueden leer con avidez por conocer qué le pasa a Mariana con una de las dos Cris, aunque en la página 38 leamos: “Somos el agua y el aceite. Somos España y Francia en tiempos de Carlos V. incompatibles. Somos como el vino tinto y la sandía”.

Amora
Rosamaría Roffiele

Horas y horas
Madrid, 1997

La edición mexicana de 1989 la convirtió en una de las primeras novelas en su país en elegir protagonistas lesbianas. Guadalupe conoce a Claudia, que se queja de los hombres, pero que no puede dejar de relacionarse con ellos. En primera persona Guadalupe cuenta su vida como lesbiana feminista en el México post Primera Conferencia Internacional de la Mujer. Su relación amorosa con Claudia, con sus amigas, el trabajo en el Centro de Ayuda a las Personas Violadas, y la relación con su sobrina. Poética y apasionada, con diálogos frescos, Lupe se busca y recuerda sus años de soledad, “sientiéndome un hongo extraño y diferente a cuanta mujer conocía”. Hasta que la llama del feminismo brota, y luego un sacudón: “Para mí, descubrir que podía amar a las mujeres fue tan importante como para Colón descubrir América”. Lo que le traerá angustias y hermosos momentos, como a cualquier persona que ama.

El cielo dividido
Rein Roffé

Sudamericana Buenos Aires, 1996

Eleonora vuelve a la Argentina luego de un forzado exilio que aprovechó para realizar estudios de literatura en Estados Unidos. Su reencuentro con la ciudad, con quienes se quedaron, le produce extrañamiento. Pero los sueños, a veces pesadillas, se van encastrando con recuerdos de esos años vividos en otro país. Tanto su madre como otras mujeres conforman esa parte del cielo que Eleonora necesita y a veces padece, para rearmarse. Los personajes masculinos, como Roberto o Frank, con su lejanía, ya sea en el tiempo o la distancia, apenas la acompañan. El lenguaje es uno de los puntos en los que se apoya Roffé para componer esta historia coral: el castizo aporta extrañeza al mezclarse con el rioplatense de Mijal, por ejemplo. La trama ahonda en los temas que desvelan a la autora: el poder, y todas las consecuencias que trae en una relación, sea sentimental, erótica o amistosa.

La pasión
Jeannette Winterson

Edhasa
Barcelona, 1988

Es la Europa de Napoleón, un fanático no sólo del Imperio sino del pollo. Henri es uno de sus numerosos cocineros y se convertirá en el preferido del emperador. Vilanelle es la hija de un remero en Venecia, que heredó sus pies, con los dedos unidos por membranas. “Les cuento historias. Créanme”, repiten uno y otro, protagonistas de sus propias y paralelas aventuras. Mientras Vilanelle se gana la vida como croupier en la ciudad de los canales, vestida de muchacho —donde conocerá a una enigmática mujer que le robará el corazón—, Henri se muestra como un hombre tan apasionado como Napoleón. La indagación en los sentimientos, el presente, se da en frases, pensamientos, a veces en forma de aforismos: “La pasión está en algún lugar entre el miedo y el sexo”. La pasión recibió el premio John Llewellyn Rhys como mejor novela histórica en 1987. Hay una adaptación para cine que sigue esperando a el/la director/a que se le anime.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOY
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.