turismo

Domingo, 1 de junio de 2014

ARGENTINA. TEMPORADA DE NIEVE 2014

Diversión cuesta abajo

El próximo 20 de junio se inaugura la temporada de nieve en los centros invernales del país. Una recorrida cerro por cerro, desde Mendoza a Tierra del Fuego, a través de la cordillera andina, para conocer los precios y las novedades de un año que promete mucha ocupación y buena nieve.

 Por Julián Varsavsky

Arranca junio y desde la cima de la Cordillera de los Andes se va extendiendo un manto de nieve que cubre sus faldeos casi hasta la base, como una lava blanca y fría que baja en cámara lenta. Cuando esa lisa superficie radiante llegue a los pies de los majestuosos Andes, será la señal de largada de la temporada de deportes invernales, programada para el 20 de junio en los centros de esquí (siempre y cuando la naturaleza no siga cobrándose sus cuentas con el hombre, como en las últimas temporadas, quizás a consecuencia del cambio climático).

Pero si la nieve escaseara en los primeros días, en los centros de esquí desenfundarán sus cañones lanzanieve para espesar las pistas. Las primeras nevadas ya están de todas formas ocurriendo en la mayoría de los centros invernales, y el nivel de reservas prenuncia una temporada pródiga. A continuación, un informe centro por centro con las novedades y los precios de la temporada 2014.

El cielo debajo del cielo de Villa La Angostura, en la cima del Cerro Bayo.

NIEVES DEL BAYO El centro de esquí de la ciudad neuquina de Villa La Angostura tuvo un cambio fundamental a mediados de la temporada pasada, cuando se inauguró un tramo de su telecabina séxtuple que llega ahora hasta la cumbre del cerro. Esto aumentó en un 60 por ciento la superficie esquiable hasta 460 hectáreas, con 25 pistas.

Como ahora se esquía desde la cota 1800, se espera que las temporadas en este centro de esquí se alarguen, ya que en la cima nieva mucho más. El resultado es que se incorporan al mapa de pistas una azul y otra roja, y hay un área mayor para el fuera de pista. El circuito máximo de descenso ininterrumpido se extiende a seis kilómetros.

La prolongación de la telecabina no solamente tiene una utilidad deportiva: el panorama desde el nuevo refugio gastronómico en la cima es uno de los más espectaculares de la Patagonia. Un viajero con suerte –esquiador o no– llegará aquí un día en que se dé el fenómeno llamado “plafón de nubes”. Ese día la telecabina entrará en una densa nube, hasta que al final del recorrido atraviese una ventana azul en el cielo. Entonces el horizonte se abrirá de repente, dejando ver el firmamento completo, sin una sola nube, desde el Oriente al Poniente. Y será porque todas estén abajo, comprimidas en un colchón nuboso que parecerá la imagen invertida del cielo cubriendo el valle.

Cerro Bayo apunta a ser un centro de esquí muy familiero, y en este sentido se han incorporado para esta temporada dos nuevas Magic Carpets –cintas transportadoras como en los aeropuertos–, que son un medio de elevación muy práctico para principiantes y niños. Para los deportistas más extremos hay en Cerro Bayo un nuevo Snow Park de Progresión, donde la novedad serán las clases para deportistas avanzados en este sector.

En los bosques nevados de Caviahue, hasta los perros parecen contemplar la belleza del paisaje.

AL PIE DEL VOLCAN En el noroeste de la provincia de Neuquén –a 1500 kilómetros de Buenos Aires– el pueblo de Caviahue es una aldea de 600 habitantes que transcurre los días de invierno con sus casas de techo a dos aguas semitapadas por la nieve. En su paisaje sobresale la figura esbelta de las araucarias, y la atracción principal es un centro de esquí mediano, con una infraestructura que incluye restaurantes, alquiler de equipos, jardín de nieve para chicos, escuela deportiva y 20 pistas para snow-board y esquí alpino.

Este año el centro de esquí ofrece una promoción para estudiantes universitarios de entre 18 y 28 años, con un descuento del 15 por ciento en el pase de semanal a los medios de elevación.

Una característica muy singular de Caviahue es que ofrece una serie de alternativas con la nieve para aquellas personas que quieran disfrutar de los paisajes blancos, aun sin saber esquiar. Esto incluye salidas sencillas que se pueden hacer con chicos desplazándose con raquetas en los pies. También están las modalidades del esquí de fondo –es casi como caminar con esquíes– y las motos de nieve. Además hay un centro de estética especializado en aplicaciones de fangoterapia con barro volcánico.

Una de las excursiones más originales en Caviahue es con un trineo tirado por perros en planicies que remiten a la Antártida. La empresa La Huella organiza esos paseos con perros siberianos, y la excursión más original es la que va hasta unas termas en medio de la nada, para darse un cálido baño sulfuroso en un piletón natural rodeado de nieve. Más información en www.lahuellacaviahue.com.ar.

PARQUE MAPUCHE El cerro Batea Mahuida queda a 12 kilómetros de la localidad neuquina de Villa Pehuenia, junto al lago Aluminé, entre paisajes de araucarias. Allí hay un parque de nieve administrado por la comunidad Mapuche Puel, cuyo cacique es también el director del complejo. Inaugurado hace catorce años, el parque de nieve Batea Mahuida ha sido un éxito de público y también para la comunidad mapuche. El lugar es ideal para aquellos que quieran dar sus primeros pasos en el esquí y el snowboard, o simplemente ir a divertirse un rato con la nieve. Además los niños disfrutan como locos de este lugar, ya que desde muy pequeños se tiran en trineos por las pendientes. Las caminatas con raquetas y los paseos en motos de nieve entre los bosques de araucarias son las opciones preferidas de aquellos que no esquían –y de los que sí lo hacen– para observar los paisajes invernales en Villa Pehuenia.

El parque de nieve está muy bien organizado, con una escuela de esquí y un equipo de patrullaje para actuar en caso de lesiones. Hay dos pistas cortas con un desnivel de 700 metros desde la base al punto más alto, adonde se llega con dos medios de elevación de arrastre. La superficie esquiable es de cuatro hectáreas y los servicios incluyen alquiler de equipos y una sala de primeros auxilios. En la confitería de Batea Mahuida se degustan platos mapuches en base a piñones tostados o hervidos con una porción de cordero.

A todo vértigo, un fuera de pista por las laderas del Chapelco, en San Martín de los Andes.

NIEVES DE CHAPELCO Unas incipientes nevadas otoñales ya comenzaron a caer en el centro de esquí neuquino Chapelco, cercano a la ciudad de San Martín de los Andes. El complejo tiene 28 pistas de esquí y las hay para principiantes, esquiadores intermedios y expertos, cuyos placeres se concentran en las pistas de la cumbre, ideales para practicar bumps y saltos. Los cultores del snowboard disponen de un halfpipe ubicado en un cañadón destinado a competencias de alto nivel. En total hay 1600 hectáreas esquiables. Combinando varias pistas se pueden esquiar 5,3 kilómetros seguidos.

La escuela de esquí del centro tiene un plantel de profesores que ofrecen clases individuales y particulares. Por otro lado, la escuela brinda el servicio de guardería infantil para chicos de tres meses a tres años, que funciona en una cabaña de la base del cerro. El Jardín de Nieve inicia en el esquí a chicos de 3 a 5 años, quienes se deslizan por suaves pendientes y recorren el Caminito del Bosque.

El próximo 9 de agosto arrancará en el centro de esquí la 28ª edición del Tetratlón Chapelco, que incluye cuatro etapas: esquí, kayak por el lago Lácar, mountain bike y carrera de fondo. La prueba tiene un recorrido de 85 kilómetros y atrae a 400 deportistas.

Para los esquiadores extremos en Chapelco está el programa Back Bowls, orientado también a snowboarders, quienes son guiados en itinerarios fuera de pista en la parte de atrás de la montaña, llegando tan lejos que tienen que volver con un vehículo oruga de tipo antártico.

En este centro invernal se ofrecen paseos en trineos tirados por perros siberianos, un emprendimiento que dirige el experimentado musher Pablo Germann. Y una singularidad de Chapelco es que al pie del cerro está el centro cultural Mankewe, gestionado por la comunidad mapuche, donde se conoce la historia de ese pueblo patagónico y se puede probar su gastronomía.

Los sencillos paseos en esquí de fondo son una alternativa al vertiginoso esquí alpino. Esta modalidad consiste en recorrer lugares planos o con pocas ondulaciones sobre tablas que tienen en la parte inferior una piel sintética rugosa que permite el desplazamiento hacia adelante pero lo evita hacia atrás. Y las caminatas con raquetas por el bosque nevado son otra opción para no esquiadores.

UNA MONTAÑA CATEDRAL El centro de esquí de Bariloche es el más grande de Sudamérica, con 120 kilómetros de pistas con vista al lago Nahuel Huapi. En esta meca para esquiadores de la Argentina, Brasil y Chile los picos del Cerro Catedral ya están nevados. Pero previendo contratiempos el centro de esquí incorporó este año doce nuevos cañones de nieve que se activan automáticamente según las condiciones atmosféricas, para garantizar 2,5 hectáreas esquiables en la base –el sector crítico ante la falta de nieve– durante toda la temporada. Además se agregaron dos medios de elevación por arrastre y dos magic carpets en el nuevo parque de nieve, donde se dan clases para chicos y principiantes.

La novedad para los esquiadores expertos es un espacio con obstáculos, saltos, peraltes y bumps que son más sencillos que los del snow park.

VALLE MENDOCINO El centro de esquí más cercano a Buenos Aires es Las Leñas, en la provincia de Mendoza, a 1212 kilómetros de distancia. Una comodidad muy valorada aquí es la posibilidad de salir esquiando desde la puerta misma de los hoteles, directo a los medios de elevación que llevan a las 29 pistas.

Para quienes no esquían hay una pista de 150 metros exclusiva para trineos. Y las personas con limitaciones de movilidad tienen un sistema de esquíes que se enganchan a las sillas de ruedas, permitiendo desplazarse por la nieve con ayuda de un instructor. Los esquiadores expertos tienen un área de fuera de pista que eleva a 17.500 las hectáreas esquiables.

Este año Las Leñas inaugura en la base del cerro un hostel orientado al público joven. Habrá también esquí nocturno con pistas iluminadas y un nuevo Snow Canopy, que es una tirolesa de 400 metros de largo. Para llegar a su plataforma de lanzamiento se podrá ir en una caminata con raquetas o también con el telesquí, combinado con 100 metros de descenso esquiando. Además habrá caminatas con raquetas de nieve y excursiones en cuatriciclos.

ESQUI EN CHUBUT A 12 kilómetros de la ciudad de Esquel, provincia de Chubut, La Hoya es un singular centro de esquí ubicado en una especie de semicircunferencia formada por un cerro. El mapa que se le entrega a cada esquiador muestra un “ramillete” de pistas que se entrecruzan por las laderas confluyendo en la base, justo en el centro de esa gran “hoyada” natural. De alguna manera es como esquiar en un descomunal anfiteatro blanco con vista a los cerros Tres Torres y Nahuelpan.

La Hoya sobresale por la calidad de su nieve en polvo y tiene 29 pistas interconectadas, que suman 22 kilómetros a los que se accede con diez medios de elevación.

En Cerro Castor, se esquía sobre las últimas estribaciones de los Andes fueguinos.

CERRO CASTOR En Tierra del Fuego, a 27 kilómetros de Ushuaia, está el centro de esquí más austral: Cerro Castor. Los esquiadores valoran aquí la calidad y cantidad de la nieve, un polvillo blanco que casi nunca se convierte en hielo porque las temperaturas se mantienen entre los 5 grados bajo y sobre cero. En total hay treinta pistas, once medios de elevación, un snowpark y un área para principiantes. Además el centro tiene una red de cañones que garantiza nieve en la base durante toda la temporada. Una especialidad en Cerro Castor son las travesías fuera de pista.

Esta temporada se inaugura un puente de 60 metros de ancho que permite cruzar esquiando por sobre la Ruta Nacional N° 3, desde la pista Halcón Peregrino hasta la base del cerro. Hay también 1,6 kilómetro nuevo de pistas, sumando un total de 650 hectáreas.

Compartir: 

Twitter
 

Un paseo por el Cerro Chapelco, en trineos hábilmente tirados por perros.
SUBNOTAS
 
TURISMO
 indice
  • Nota de tapa> Argentina. Temporada de nieve 2014
    Diversión cuesta abajo
    Los centros esquí argentinos, de Mendoza a Tierra del Fuego, están listos para lanzar este mes...
    Por Julián Varsavsky
  • FRANCIA. EL DíA D EN NORMANDíA
    Setenta años después
    Por Graciela Cutuli
  • BOLIVIA. EN LAS MONTAñAS DE LOS YUNGAS
    La selva negra
    Por Pablo Donadio
  • Piedra y memoria colectiva
  • NOTICIERO
    Noticiero

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.