Mataron a diez periodistas este año en ese país
Asesinan a un camarógrafo mexicano

Un camarógrafo mexicano fue asesinado ayer en la turística ciudad de Cancún, y con él suman diez los homicidios contra periodistas en lo que va del año. Javier Rodríguez Valladares, camarógrafo de canal 10, fue abatido el miércoles por la tarde cuando se encontraba fuera de su oficina. Junto a Vallardo también murió otro hombre que aun no está identificado. La Fiscalía de Quintana Roo descartó, en su primera información oficial, que el asesinato de Valladares esté relacionado con su trabajo porque alegaron que se encontraba fuera de su horario laboral y sin uniforme. “Por el momento se descarta que su fallecimiento sea un ataque directo a la libertad de expresión. Sin embargo, están abiertas todas las líneas de investigación para determinar cómo se registró este suceso criminal”, informó la Fiscalía en un comunicado. Según el diario ¡PorEsto!, los atacantes escaparon y se llevaron el auto y el teléfono del camarógrafo. El asesinato de Vallardo conmocionó al gremio de periodistas que expresó su dolor a la vez que exigieron una investigación exhaustiva y castigo a los responsables. La asociación de periodistas desplazados de México también se pronunció al respecto y exigió información transparente sobre lo ocurrido. 

Este crimen se suma a otros nueve, que en su mayoría, quedaron impunes. “Es inaceptable que por tercera vez en este año tengamos una pérdida de esta naturaleza, considerando que quienes ejercen el periodismo son fundamentales para la democracia de nuestro estado y que actualmente viven en un contexto de creciente amenaza y agresión”, expresó la Comisión de Derechos Humanos de Cancún. 

El estado de Quintana Roo, en la costa turística mexicana, fue sede de otros dos asesinatos en junio y julio pasados. Las víctimas de los homicidios fueron José Guadalupe Chan Dzib y Ruben Pat, ambos reporteros del semanario digital Playa News aquí y ahora. El editor del Servicio Universal de Noticias (SUN) del diario El Universal, José Arraiga, es otra de las víctimas de este año. Carlos Domínguez, columnista político en el portal Horizonte de Matamoros, fue asesinado a puñaladas mientras viajaba en auto con su familia. Leonardo Vázquez, periodista del estado de Veracruz, fue abatido en marzo en las inmediaciones de su casa. Poco tiempo después murió Juan Carlos Huerta, conductor de radio y del noticiero televisivo “Notinueve”, tras ser interceptado en su auto. En mayo apuñalaron a Alicia González, quien era colaboradora de los diarios nacionales El Financiero y la Reforma. En Tamauilpas, a finales de mayo, apareció muerto Héctor Antonio, corresponsal del diario Excélsior, luego de estar varios días desaparecido. 

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ