La CGT y las dos CTA cuestionaron el proyecto oficial de equidad salarial de género
"Recicla principios ya consagrados"

El proyecto de ley que enviara el Gobierno nacional sobre equidad salarial de género y licencias parentales sumó las críticas tanto de la CGT y las dos CTA. Dirigentes de las centrales sindicales participaron de una reunión de la Comisión de Legislación de Trabajo de la Cámara de Diputados donde advirtieron que la iniciativa del oficialismo se limita a “reciclar principios ya consagrados legalmente” y que “ni siquiera contempla sanciones” por discriminación hacia la mujer.

El triunviro de la CGT, Héctor Daer, el secretario general de la CTA de los Trabajadores y diputado, Hugo Yasky, junto a la secretaria de Género de la central obrera, Estela Díaz y la secretaria adjunta de la CTA Autónoma, Dora Martínez llegaron a la reunión invitados por el presidente de la comisión, el justicialista Sergio Ziliotto.

Daer de entrada objetó el título del proyecto al advertir que “no hace más que recitar la igualdad de género y de trabajo” y por ello se quejó de que en el Gobierno “reciclan permanentemente, casi en forma de slogan, principios de igualdad que ya están consagrados legalmente”. Incluso señaló que "en la evolución humana, la igualdad de oportunidades ya no alcanza, porque no todos partimos del mismo lugar para tener oportunidades iguales, y sobre todo en un país que en el último tiempo terminó con la equidad en educación al eliminarse la paritaria nacional docente”.

Por último advirtió que “cualquier extensión de las licencias para las mujeres tiene que ser compatible con el equivalente de las licencias del hombre, para que después no sea un impedimento al ingreso de las mujeres en el mercado laboral”.

A su turno, Estela Díaz coincidió con Daer en que buena parte de la iniciativa es meramente declarativa y como tal la secretaria de Género de la CTA aseguró que su central apoya el proyecto de la diputada Vanesa Siley (Frente para la Victoria-PJ), que fue consensuado con mujeres de todas las centrales obreras. En ese sentido, consideró que “la brecha salarial es uno de los datos más resistentes a la transformación”, pero el proyecto del Ejecutivo “ni siquiera contempla sanciones” por discriminación a la mujer.

“Las mujeres somos las más castigadas porque somos las que cuidamos a los niños, a las niñas, a las personas mayores y a los enfermos. Este proyecto no contempla ningún tipo de licencia en ese sentido, y los aspectos que contempla son únicamente a cargo de las trabajadoras: 30 días que nos podemos tomar después de la licencia por maternidad, pero sin cobrar”, cuestionó. Por otra parte, criticó que se propongan 10 días fijos -sin ningún tipo de flexibilidad- de licencia por violencia de género, y finalmente abogó por que “se sancione una ley que en verdad amplíe licencias y que incluya políticas de cuidado que de verdad impacten en la vida de las trabajadoras”.

Dora Martínez de la CTA Autónoma denunció que “este proyecto es flexibilizador, que sigue planteando un modelo de Estado empresarial para pocos, donde se desfinancia la seguridad social, se desfinancia la salud pública, la previsión y la educación”. Además indicó que el Gobierno “no convocó a ninguna organización sindical” para la elaboración de esta iniciativa, lo cual demuestra “el desprecio” de esta gestión “por la lucha de la clase trabajadora”.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ