Naiara, en su casa

Una nena de 9 años que era buscada desde el miércoles, cuando su familia denunció su desaparición, fue hallada ayer por la tarde en la casa de Wilde, donde vive con su madre y sus hermanos. La chica estaba escondida bajo una cama. Un rato antes del hallazgo, vecinos del barrio habían cortado el Acceso Sudeste para reclamar por su aparición. “La buscamos por todos lados, pero estaba escondida y dice que se quedó dormida. Yo busqué en el lugar donde la encontraron, pero se ve que no revisé muy bien”, dijo la madre de la pequeña.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ