Según un estudio privado, en junio tuvo una caída anual del 9,2 por ciento 
Doce meses consecutivos de baja en el consumo
Ni los mecanismos de incentivos, como el relanzamiento del Ahora 12, evitaron la caída de ventas. Ni los mecanismos de incentivos, como el relanzamiento del Ahora 12, evitaron la caída de ventas. Ni los mecanismos de incentivos, como el relanzamiento del Ahora 12, evitaron la caída de ventas. Ni los mecanismos de incentivos, como el relanzamiento del Ahora 12, evitaron la caída de ventas. Ni los mecanismos de incentivos, como el relanzamiento del Ahora 12, evitaron la caída de ventas. 
Ni los mecanismos de incentivos, como el relanzamiento del Ahora 12, evitaron la caída de ventas.  

El consumo volvió a caer en junio y acumula 12 bajas consecutivas. Se desplomó 9,2 por ciento anual, según el Indicador Mensual de Consumo (IMC) que elabora el Instituto de Trabajo y Economía (ITE) de la Fundación Germán Abdala. Por su parte, si se toma el dato desestacionalizado, registró una leve suba del 0,3 por ciento con respecto a mayo. Los números en rojo se dan más allá de los planes del Gobierno por reactivar el consumo en un año electoral, con iniciativas como el relanzamiento del plan Ahora 12 o el subsidio para la compra de autos cero kilómetro.

El informe de ITE hace referencia a algunas estadísticas privadas que constatan la tendencia declinante del consumo en distintos niveles. Las ventas minoristas se desplomaron 12,2 por ciento en todos los rubros, según la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME). Sin embargo, hubo una recuperación con respecto a mayo tras el relanzamiento del programa Ahora 12 para electrodomésticos, indumentaria y calzado.

La venta de autos nacionales en junio cayó casi un 45 por ciento anual, según la Asociación de Concesionarios (Acara). Esto se da a pesar del lanzamiento del plan del gobierno para impulsar la venta de automóviles.  La iniciativa oficial, que brinda subsidios de entre 50 mil y 90 mil pesos para la compra de un cero kilómetro, iba a estar activa sólo en junio, pero luego se extendió también para este mes.

Por su parte, el crédito real en pesos cayó un 34,4 por ciento anual, con fuertes bajas en todas las líneas, incluso hipotecarios, destaca el informe. Finalmente, el IVA Neto también bajó y registró una variación negativa del 6,4 por ciento anual.

Con el dato de junio se observa que en los primeros seis meses del año el consumo cayó 10,3 por ciento anual. Entre abril, mayo y junio, el trimestre finalizó con una caída del 10,7 por ciento anual y una baja del 2,1 respecto al primer trimestre del año.

El declive es mayor si se lo compara con el máximo alcanzado en enero de 2018, antes de la corrida cambiaria que derivó en una mega devaluación. Desde ese mes, el consumo acumula una baja del 12,2 por ciento. 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ