TECNOLOGÍA 
Avanza el proyecto de un satélite universitario
En el marco de la nueva carrera de Ingeniería Aeroespacial, la Facultad de Ingeniería de la Universidad de La Plata busca desarrollar un instrumento que pueda ser usado para estudiar las características del suelo, analizar el agua, detectar incendios u observar los cambios meteorológicos, entre otras alternativas.
Representación artística de la misión TROPICS.  Representación artística de la misión TROPICS.  Representación artística de la misión TROPICS.  Representación artística de la misión TROPICS.  Representación artística de la misión TROPICS.  
Representación artística de la misión TROPICS.   
Imagen: MIT. Lincoln Laboratory.

La Universidad Nacional de La Plata (UNLP) evalúa diseñar y construir un satélite con una misión propuesta por el sistema científico de esa casa de estudios. El proyecto “Satélite Universitario”, impulsado por el Centro Tecnológico Aeroespacial (CTA) de la Facultad de Ingeniería (FI), comenzó a idearse a partir de la creación de la carrera de Ingeniería Aeroespacial para que los alumnos tengan un contacto directo con la temática espacial.

Según indicó el vicepresidente del Área Institucional de la UNLP y director del CTA, Marcos Actis, la iniciativa pretende lograr la participación de “distintos laboratorios e investigadores” de la casa de estudios. “Lo primero es determinar qué necesidades hay por parte de nuestros investigadores de la observación satelital. Después, preparar la misión, armar el satélite y buscar la posibilidad de socios para lanzarlo”, explicó Actis a este Suplemento.

El cronograma comprende diversas etapas, una vez definido el objetivo: “Diseño preliminar”; “Diseño detallado”; “Manufactura, integración y ensayos”, y “Lanzamiento y operación”.

Egresada de la carrera de Ingeniería Aeronáutica de la UNLP y magíster en sistemas satelitales, Sonia Bota fue parte del equipo que le presentó la idea a Actis, quien también evaluaba esa posibilidad. Tras un análisis de viabilidad que permitió confirmar la factibilidad de la propuesta, ahora resta esperar el comienzo de una nueva etapa.

“Tenemos el esqueleto del proyecto. Sabemos cómo hacer un satélite, pero no sabemos qué ponerle adentro. Necesitamos una carga útil, un instrumento científico, algo que le dé una utilidad real al satélite”, expresó Bota en diálogo con este Suplemento.

La ingeniera satelital afirmó que “la idea es buscar oportunidades de colaborar con las unidades académicas que estén interesadas”, en especial aquellas vinculadas a las ciencias forestales, agrarias y naturales, y astronomía.

Para Bota, las posibilidades de “llevar el espacio a otras facultades” son múltiples y beneficiosas para “desarrollar la industria”. Por las características y dimensiones del instrumento –será un satélite pequeño, cuyo peso no superará los 50 kilos–, podría aplicarse tanto a la observación terrestre como astronómica, para el estudio de características del suelo, el análisis del agua, la detección de incendios o la observación meteorológica. También podría utilizarse para "testear nuevas tecnologías” desarrolladas en la Universidad y darles “experiencia en vuelo".

La iniciativa cuenta con antecedentes en las universidades nacionales de Córdoba (UNC) y del Comahue (UNComa) y a nivel internacional. El vicepresidente de la UNLP subrayó que “en todas las universidades del mundo” se desarrollan este tipo de programas. “Es una cosa más de las cursadas de los alumnos, algo que se está volviendo cada vez más natural”, afirmó Actis e indicó que el proyecto contará con el apoyo de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) de España.

Además de “realizar el diseño, construcción, ensayos e integración de satélites pequeños (smallsats) en instalaciones del CTA”, son objetivos del plan “formar recursos humanos en la Universidad en relación a las tecnologías aeroespaciales”, “contar con una plataforma de ensayos en vistas de la transferencia de tecnologías aeroespaciales al medio” y “abrir una opción de bajo costo para el desarrollo e investigación mediante tecnologías aeroespaciales en el ámbito científico nacional”.

Uno de los principales objetivos del proyecto, señaló Actis, es demostrar que la ciencia está “al alcance de todos”. “Estas cosas se pueden hacer. Tenemos capacidad técnica y humana, que es lo principal; necesitamos gestionar y organizar para llevarlo adelante”, enfatizó y remarcó la importancia de seguir apostando al desarrollo de la soberanía espacial.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ