CIENCIA › DIáLOGO CON LUCíA SENDóN, DIRECTORA DEL PLANETARIO DE LA CIUDAD DE BUENOS AIRES

Una nueva mirada al cielo

El jinete hipotético ató su caballo a la entrada del Planetario y entró a ver la primera función que se da con la nueva tecnología. La verdad es que le resultó una experiencia alucinante, hasta el punto de olvidarse de que él mismo dirigió hipotéticamente, por supuesto, el Planetario durante varios años.

 Por Leonardo Moledo

–Hoy es el día del lanzamiento del nuevo Planetario. Yo acabo de ver el espectáculo, que me pareció alucinante. Lo que yo quisiera es que cuente en qué consisten las novedades.

–Estamos en un momento de cambio de perspectiva. Con la tecnología que teníamos anteriormente, óptico-mecánica, se podía observar el cielo de una manera maravillosa del mismo modo que se puede ver desde cualquier lugar oscuro de la Tierra. Nosotros hacíamos proyecciones complementarias, pero la perspectiva siempre era terrestre. Ahora, con esta nueva tecnología, cambia la perspectiva: nosotros no solamente vemos lo que se ve desde la Tierra sino que también vemos las estrellas que nuestro ojo no capta. Se ven muchas más estrellas que las que se ven desde la Tierra. Y además al ser una proyección inmersiva (a diferencia de la anterior), que es full dome.

–A ver, explique eso...

–Una proyección full dome es una proyección a 360 grados en la cúpula completa en movimiento. Eso nos permite hacer acercamientos: por ejemplo, hay algunas imágenes reales de la Luna que logran que el visitante sienta que está parado en la Luna del mismo modo que estuvo la nave Apolo. Se reproduce el paisaje que vio la nave Apolo y los visitantes hacen el recorrido con un realismo impresionante. Es como si verdaderamente estuvieran parados allí. Eso se puede hacer con la Luna, pero también con Marte, con otras estrellas, con nebulosas. En fin: las posibilidades son infinitas. Además esto nos vincula con otras ciencias, como por ejemplo la biología.

–He visto que hay imágenes de ADN, por ejemplo.

–Sí. Bueno, la proyección inmersiva es la gran novedad respecto de la tecnología anterior.

–La producción es mucho más compleja, ¿no?

–Sí. Y es un gran desafío para nosotros. Ahora vamos a estrenar con el mismo espectáculo que se está haciendo en el planetario de Nueva York, que se tardó dos años en producir con la tecnología que ellos tienen. De modo que va a ser para nosotros un gran desafío hacer nuestros espectáculos con el mismo nivel que el espectáculo que inauguramos ahora. Arrancamos con uno de primer nivel. Después tenemos que hacer nuestra propia producción, que no va a poder ser de un nivel menor. Tenemos, entonces, que aggiornarnos, capacitar al personal.

–Cuando uno compra una tecnología, después encuentra que queda dependiendo un poco de los que se la vendieron. ¿Cómo se puede sortear eso?

–Bueno, al principio va a ser así. Hasta que podamos aprender, va a pasar un tiempo, porque éste es un gran cambio. Y no sólo aprenderlo: lleva mucho tiempo hacer ese tipo de producción. Al principio nos va a costar y vamos a tener que estar muy dependientes de esto que viene con el producto. Nosotros tenemos cuatro shows incorporados, junto con la tecnología.

–A ver...

–Journey to the stars (Viaje a las estrellas) es uno. Son todos espectáculos cósmicos: Cosmic collisions (Colisiones cósmicas) es otro, un tercero es sobre el problema de Plutón y el último se llama Stars (Estrellas), que habla de la vida y la evolución de las estrellas. Elegimos espectáculos que toquen una temática general, que pueda ser vista por un chico de cinco años o por una persona mayor. Nosotros estamos acostumbrados a hacer espectáculos muy diferenciados: para chicos de inicial, para 2 y 3. Ahora eso no va a ser posible: la idea es que todos lo puedan entender y lo puedan disfrutar.

–Además de la cuestión tecnológica, había una cosa que ya estaba siendo urgente, que es que el aparato planetario ya era viejo, y si se rompía algo había que ponerse directamente a fabricarlo. ¿Usted piensa que arranca una segunda etapa del Planetario?

–Pienso que sí. En estos momentos estamos haciendo un salto grande. A través de distintas gestiones se fueron introduciendo bastantes cambios: espectáculos teatrales, arte. Eso ocurrió fundamentalmente durante su gestión.

–Cierto, yo dirigí el Planetario durante casi ocho años.

–Sí.

–Pero era un director hipotético.

–Bueno, pero durante su gestión hipotética hicimos espectáculos como el de las Constelaciones míticas de Buenos Aires. Eso generó un cambio de perspectiva. Y ahora creo que los chicos van a quedar impactados con esta novedad. Hay acercamientos, alejamientos, viajes entre las estrellas.

–Hay que tener cuidado, igual, porque si todo es efecto...

–Bueno, la idea siempre es mantener la esencia del Planetario. Que no sea un lugar al que se viene a ver un show enlatado sino que la gente tenga esa parte de contacto con el relator que lo introduce en el cielo. Queremos seguirles mostrando el cielo a los habitantes de la ciudad, que ya se han olvidado de mirarlo.

Compartir: 

Twitter

El nuevo aparato Planetario instalado en la sala. Abajo, Lucía Sendón, directora del Planetario.
 
CIENCIA
 indice
  • DIáLOGO CON LUCíA SENDóN, DIRECTORA DEL PLANETARIO DE LA CIUDAD DE BUENOS AIRES
    Una nueva mirada al cielo
    Por Leonardo Moledo

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.