ECONOMIA › LA PRODUCCION AUTOMOTRIZ CAYO UN OCHO POR CIENTO EN EL PRIMER BIMESTRE

Menos autos para Argentina y Brasil

Una caída de las exportaciones de vehículos al socio del Mercosur y también un retroceso de las ventas al mercado interno explicaron la baja que se anotó en la producción de las terminales entre enero y febrero, aunque siguen en niveles elevados.

La producción nacional de autos registró en febrero un incremento del 46,4 por ciento en relación con el primer mes del año, mientras que en la comparación anual la suba fue tan solo del 0,1 por ciento. En cuanto al acumulado del bimestre, la fabricación de autos registró una baja del 8,1 por ciento. Si bien las exportaciones crecieron durante febrero un 5,5 por ciento interanual, el resultado del primer bimestre presentó un saldo negativo, con una baja del 6,7 por ciento. Según la Asociación de Fabricantes de Automotores (Adefa), esta merma se explicó por las menores compras realizadas desde Brasil. A través de un comunicado, la entidad sugirió buscar nuevos destinos de exportación. Por otro lado, las ventas hacia los concesionarios tuvieron un alza del 17,2 por ciento en relación con enero, mientras que en la comparación anual la baja fue del 19,1 por ciento. En el bimestre, la baja en las ventas hacia las concesionarias fue del 19,2 por ciento.

Con 20 días hábiles, de los cuales 17 correspondieron a días efectivos de producción debido al receso estival y paradas de mantenimiento programadas en las instalaciones fabriles, el sector registró una producción total de 52.941 unidades, es decir una mejora de 0,1 por ciento respecto de las 52.911 unidades producidas en el mismo mes del año anterior, y un crecimiento de 46,4 por ciento en su comparación con enero pasado.

En febrero, las exportaciones alcanzaron los 25.911 vehículos, es decir, se ubicaron un 5,5 por ciento por encima de las ventas externas registradas en igual mes de 2013 y un 32,8 por ciento más en su comparación con los 19.570 vehículos exportados en enero pasado. Sin embargo, el sector contabilizó 45.561 unidades vendidas al exterior en el primer bimestre de 2014, un 6,7 por ciento por debajo de las 48.841 enviadas a distintos mercados en el mismo período de 2013.

El principal destino de exportación fue Brasil, con 39.986 unidades en el primer bimestre del año, una merma de 2816 unidades en comparación con el mismo período de 2013. A Europa se vendieron 1627 unidades, un incremento de 103 unidades. México, Perú y Centroamérica también representaron bajas. En total se vendieron 3280 unidades menos que durante el período enero-febrero de 2013.

“El actual contexto de caída de la demanda externa de nuestra producción desde el mercado de Brasil refuerza la necesidad de trabajar en el fortalecimiento del vínculo de largo plazo basado en la especialización y complementación industrial con el país vecino, principal destino de las exportaciones. Asimismo, se hace evidente la necesidad de trabajar en la mejora continua de la competitividad de la producción de automotores en Argentina y de reforzar las negociaciones con otros mercados de la región con interesante potencial, como son el caso de Colombia, Perú o Ecuador”, sostuvo Adefa a través de un comunicado.

El año pasado, el Congreso de la Nación aprobó un incremento de los impuestos internos para los autos de lujo. Esto no solamente provocó el incremento de precios para este tipo de vehículos, sino que fueron registrados aumentos en las distintas gamas de autos que no fueron alcanzados por el impuesto. Esta situación tuvo su correlato en las ventas hacia los concesionarios. Si bien en febrero dieron cuenta de un incremento del 17 por ciento en relación con enero (54.793 unidades contra 46.766), en la comparación anual se registró una baja de 19,1 por ciento. Y en el acumulado del bimestre, la merma fue de 19,2 por ciento, con 101.559 unidades, es decir, 24.207 vehículos menos.

“Es de destacar la necesidad de trabajo conjunto de toda la cadena de valor y de la articulación público-privada en pos de crear un ambiente de previsibilidad operativa y de largo plazo... El contexto actual de una menor demanda externa y del mercado interno que dan como resultado una baja interanual en el primer bimestre en producción, exportaciones y ventas en el mercado local aún no permiten despejar el clima de incertidumbre respecto de la futura evolución del nivel de actividad”, concluyó Adefa.

Compartir: 

Twitter
 

El declive de la producción en el primer bimestre fue del 8,1 por ciento.
Imagen: EFE
 
ECONOMIA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.