ECONOMIA › CONCILIACION OBLIGATORIA EN SANIDAD. SE NORMALIZA, POR AHORA, LA DISTRIBUCION DE MEDICAMENTOS

Paulatina vuelta de remedios a farmacias

El cese de actividades había paralizado el trabajo de las droguerías. Ya habían comenzado a escasear algunos remedios.

Las farmacias de la ciudad de Buenos Aires y del conurbano bonaerense registraron problemas de stock y algunos faltantes en la oferta al público en remedios ambulatorios. El inconveniente se explicó por la medida de fuerza que llevó a cabo el lunes el sindicato de Sanidad, que paralizó la actividad de las empresas nucleadas en la Asociación de Distribuidores de Especialidades Medicinales (ADEM). La situación por ahora quedó normalizada, porque ayer hubo una reunión en el Ministerio de Trabajo en la cual se acordó prorrogar la conciliación obligatoria por un lapso de diez días. El jueves habrá una nueva reunión de la negociación paritaria.

“Por el momento, a partir de la ley de sustitución de nombre genérico, reemplazamos laboratorio y continuamos ofreciendo la misma droga. Pero empieza a haber faltantes de algunos productos puntuales. Vale aclarar igualmente, esto no afecta a los medicamentos oncológicos ni a los necesarios para tratar el HIV o la hemofilia, por ejemplo. Se trata solamente de los ambulatorios”, señaló ayer por la mañana Claudio Ucchino, presidente del Colegio Oficial de Farmacéuticos y Bioquímicos de la Ciudad de Buenos Aires. La situación ya había sido denunciada días atrás por la entidad Defensa de Usuarios y Consumidores (Deuco), que dirige Pedro Bussetti. “Es inédito que falten medicamentos, no porque no se fabriquen ni porque haya desabastecimiento de fármacos, sino porque no se distribuyen a los canales minoristas a raíz de una discusión salarial”, señaló Bussetti.

El conflicto de fondo es la negociación salarial entre el sindicato de Sanidad y las droguerías. A principios de mes el problema afectó la distribución de remedios, pero el Ministerio de Trabajo dictó la conciliación obligatoria que el gremio acató. Anteayer a primera hora, volvieron las medidas de fuerza en las droguerías. “La semana pasada no tuvimos asamblea, con lo cual las empresas pudieron entregar, pero venían rezagadas por los tres o cuatro días de la semana anterior sin operaciones. Y ayer las droguerías amanecieron con asambleas y sin poder operar”, explicó Darío Díaz, apoderado de ADEM.

Ayer hubo una nueva reunión en la cartera laboral en la cual no hubo acuerdo entre el gremio y los laboratorios. El ministerio logró prorrogar la conciliación obligatoria por un lapso de diez días, lo que implica que el principio de conflicto de abastecimiento en las farmacias queda por ahora resuelto. En tanto, el jueves habrá otra reunión paritaria.

Los problemas en la distribución de medicamentos tienen impacto casi inmediato sobre las farmacias porque ese sector carece de suficiente stock para sobrellevar los sobresaltos. “Las farmacias pagamos a los 21 días y cobramos luego de 90 días. Ese desfasaje define una situación de desfinanciamiento estructural, que nos obliga a reponer lo que se vende. Es decir, trabajamos con un stock mínimo. Si la droguería no entrega el producto un día, enseguida se reduce el stock. Mientras tanto, sustituimos una droga de un laboratorio por otro, pero si se extiende el problema en el tiempo, se siente el impacto sobre la oferta”, indicó Ucchino.

Compartir: 

Twitter
 

El reemplazo de algunas marcas por genéricos no había sido suficiente para garantizar el abastecimiento.
Imagen: Sandra Cartasso
 
ECONOMIA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.