EL MUNDO › ADVERTENCIA DE LA AGENCIA ATOMICA DE LA ONU

Más recursos para vigilar a Irán

El órgano de decisiones del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) expresó ayer oficialmente su apoyo al plan de esa agencia de control nuclear de la ONU para comprobar el cumplimiento iraní del acuerdo cerrado en noviembre con las grandes potencias. Los 35 países miembro de la Junta de Gobernadores del OIEA, entre ellos Argentina, dieron su visto bueno al esquema según el cual sus inspectores controlarán que Irán cumpla con las medidas a las que se comprometió para intentar aclarar los fines de su programa atómico.

El director general del OIEA, Yukiya Amano, pidió ayer colaboración a la comunidad internacional para poder llevar a cabo la verificación. “Necesitamos casi duplicar los recursos de personal destinados a verificación en Irán, necesitamos aumentar de forma significativa la frecuencia de las actividades de verificación”, precisó el jefe del organismo. Para ello, se requieren seis millones de euros (8,2 millones de dólares) en los próximos seis meses, de los cuales 500.000 podrán ser financiados por el OIEA.

De esta manera, resta conseguir “aportes adicionales de otros 5,5 millones de euros”, dijo Amano durante una reunión extraordinaria de la Junta de Gobernadores de la agencia nuclear en su sede de Viena, Austria.

El embajador de Estados Unidos ante el OIEA, Joseph MacManus, aseguró ayer a la prensa que “varios países” expresaron ya su voluntad de aportar dinero. Estados Unidos aportará un “importe sustancial” para apoyar las verificaciones, dijo el diplomático norteamericano. Sin embargo, fuentes diplomáticas en Viena informaron que aún falta concretar el aporte de unos quince países que expresaron su voluntad de colaborar.

A cambio de que Irán suspenda algunas actividades nucleares, como el enriquecimiento de uranio al 20 por ciento o la construcción de una planta de agua pesada, Estados Unidos y la Unión Europea levantaron algunas de las sanciones financieras y comerciales.

Amano destacó ayer que este acuerdo interino, con una duración de seis meses, es “importante y alentador tras años sin progresos”, aunque, advirtió, “aún hay un largo camino que recorrer” para encontrar una solución. El acuerdo fue firmado el pasado 24 de noviembre por Irán y los cinco países permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU (Estados Unidos, Rusia, China, Francia, el Reino Unido) y Alemania.

El objetivo del histórico acuerdo de Ginebra es encontrar una solución global y a largo plazo que asegure que el programa nuclear iraní sea exclusivamente pacífico. Tras su entrada en vigor esta semana, las partes tienen ahora seis meses para negociar y encontrar una solución definitiva a un conflicto nuclear que dura ya una década, siempre bajo la amenaza de un posible ataque militar de Estados Unidos o Israel contra Irán.

El temor de las potencias es que, bajo el paraguas de un supuesto programa nuclear civil, Irán busque fabricar bombas atómicas. Muchos de los países que se oponen a que Irán fabrique armamento nuclear son lo que ya poseen estas armas de destrucción masiva: Estados Unidos, Rusia, Reino Unido, Francia, China, India, Paquistán y Corea del Norte. Además, hay indicios de que Israel posee armas nucleares, aunque nunca lo confirmó ni lo negó.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.