EL MUNDO › EE.UU. DIFIERE CON ISRAEL SOBRE EL GOBIERNO PALESTINO

Fortalecer o negar a Abbas

“Irrelevante.” Así definió la canciller israelí, Tzipi Livni, al presidente palestino, Mahmud Abbas, luego de reunirse ayer con el subsecretario de Estado estadounidense para Medio Oriente, David Welch, que propuso fortalecer la figura del mandatario para contrabalancear el creciente apoyo de la organización islámica radical Hamas, que en las próximas semanas asumirá como gobierno de la Autoridad Palestina (AP). De esta manera, por primera vez desde la victoria legislativa de Hamas en enero pasado, quedaron expuestas las diferentes posturas del gobierno israelí y de la Casa Blanca en cuanto a la futura relación con el próximo gobierno palestino. El sábado pasado, Welch le aseguró a Abbas que su país continuaría enviando ayuda humanitaria a los palestinos.

Hamas, mientras tanto, no logra dominar el pragmatismo. La organización islámica desmintió categóricamente las entrevistas publicadas ayer por el diario y la revista estadounidenses The Washington Post y Newsweek, en las que el futuro premier palestino y principal líder de Hamas en Gaza, Ismail Haniyeh, habría asegurado que “si Israel regresa a sus fronteras de 1967, una paz paulatina es posible”. El propio Haniyeh aclaró sus supuestas afirmaciones: “Declaré que si cesara la ocupación de los territorios conquistados en 1967, incluyendo a Jerusalén, y si fuesen liberados los prisioneros y se aplicase el derecho de regreso (de los refugiados palestinos), entonces sería posible que Hamas aceptase un alto el fuego prolongado”. Altos miembros de la organización islámica también rechazaron las declaraciones publicadas por los medios estadounidenses y reafirmaron que “no reconocerán a Israel”.

El premier israelí en funciones, Ehud Olmert, adhirió a la postura de su ministra de Relaciones Exteriores al asegurar, luego de su reunión de ayer con el enviado de la Casa Blanca, Welch, que Abbas representa a una entidad gubernamental al frente de la cual está Hamas y eso Israel no lo puede ignorar. Más aún: advirtió sobre los posibles peligros de la estrategia estadounidense de ver en el presidente palestino la “cara amable” de una AP controlada por un “gobierno terrorista”. Con este objetivo en mente, Livni viajará esta semana a varios países de la Unión Europea, que en su conjunto adhieren a la postura de Washington de fortalecer la figura de Abbas para contrarrestar el poder ganado por Hamas en las últimas elecciones.

Otro que se reunió con Welch fue el ministro de Defensa israelí, Shaul Mofaz, que aprovechó el encuentro para advertirle a la Casa Blanca de la supuesta alianza regional que Hamas estaría planeando para reforzar su posición. Según el ministro de Kadima, el partido centrista creado por el premier, actualmente en coma, Ariel Sharon –que ayer cumplió 78 años–, la línea integrista dentro de la organización islámica estaría proyectando una posible alianza con el partido libanés Hezbolá y con el gobierno de Teherán, introduciendo así dos grandes enemigos de Tel Aviv –y de Estados Unidos– al conflicto árabe-israelí.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.