EL PAíS › INSAURRALDE INAUGURó LA CAMPAñA CON DARDOS SOBRE MASSA. DE TODAS LAS LISTAS SE SUMARON A LOS CRUCES

“El que diga que hizo las obras solo, miente”

En el primer día tras el cierre de listas, la discusión se concentró en las características del modelo de gobierno kirchnerista y en cuál sería el perfil opositor que podría llegar a enfrentarlo con más éxito.

“Si algún intendente dice que hizo las obras él solo, miente.” Vía Facebook, Martín Insaurralde se lanzó ayer con esta frase al primer cruce de la campaña electoral en la provincia de Buenos Aires. No hizo nombres, pero resultó claro que el candidato del Frente para la Victoria aludía así al intendente de Tigre, Sergio Massa, quien, tras lanzarse con una lista propia en el distrito de mayor peso del país, se perfila como el principal adversario del kirchnerismo para las legislativas de octubre.

Insaurralde no fue el único que salió a salió a confrontar con Massa. Como era de esperar, otros candidatos –si no todos, la mayoría– también lo eligieron de blanco de sus declaraciones en el primer día de campaña, ya sea para polarizar con la figura que en los medios hoy concita mayor proyección política o, como en el caso del peronismo disidente de Francisco de Narváez y Hugo Moyano, como un modo de descargar la evidente frustración de ver recortadas las expectativas de hacer una buena elección.

En el día después del cierre de las listas, los candidatos tomaron dos temas como ejes de la campaña: uno es el modelo kirchnerista. El otro, la discusión sobre cómo debería ser una alternativa política con posibilidades de crecimiento.

Obras

Insaurralde subió a las redes sociales el texto que anticipa cuáles serán las líneas de campaña del kirchnerismo. Son diez párrafos en los que el intendente de Lomas de Zamora defendió el modelo “de crecimiento con inclusión”.

“Siempre dije que hay que decir la verdad: las obras estructurales de Lomas, el asfalto, las cloacas, el agua potable, las obras hídricas, se hicieron y se están haciendo porque hay un gobierno nacional que sostiene un modelo de país”, planteó Insaurralde en la declaración que subió también a Twitter.

Fue en ese sentido que hizo la alusión a Massa: “Si algún intendente les dice que esas obras las hizo él solo, les miente”, agregó. “A mí de chiquito me enseñaron a decir la verdad. Hay una Estado presente como nunca antes, que gestiona de forma colectiva, que articula la nación con la provincia y nuestros municipios.”

El candidato del FpV, con un estilo que ya es parte del kirchnerismo, le agregó condimento emocional a la declaración. Dijo que se siente “enamorado de este modelo de país, de crecimiento con inclusión social”, que “se lograron conquistas tremendas que hay que defender”, y recordó al ex presidente Néstor Kirchner (“Como me dijiste aquella tarde, tenías razón, hay que soñar y trabajar mucho para que los sueños se cumplan”).

Elegido por la Presidenta para encabezar la lista de diputados por la provincia de Buenos Aires, Insaurralde tiene 43 años y un perfil asociado a la gestión en el territorio. Está al frente de la municipalidad de Lomas desde 2009, cuando debió asumir el cargo en reemplazo de Jorge Rossi, que renunció. En las elecciones de hace dos años ganó la intendencia; poco después debió pasar por un tratamiento de rayos y quimioterapia para curarse de un cáncer, pero volvió a su función ya recuperado. Aunque al ganar la municipalidad en el 2011 consiguió el 67 por ciento de los votos, es una figura poco conocida para la mayor parte del electorado provincial, por lo que se descuenta que en la campaña habrá un fuerte acompañamiento de la Presidenta para contrapesar a Massa, más instalado en el escenario público.

Insaurralde llevará como segunda en la lista de diputados a Juliana Di Tullio, la actual presidenta del bloque del FpV en la Cámara baja. En el tercer renglón de la boleta habrá otra mujer, Verónica Maggiaro (concejal de La Matanza) y abajo varios diputados que van por la renovación de su banca y tienen una imagen fuertemente asociada al modelo kirchnerista, como Héctor Recalde, Remo Carlotto y Carlos Kunkel.

Uno entre cinco

Del arco de la oposición, Francisco de Narváez fue el que se mostró más afectado por el lanzamiento de Massa. El intendente de Tigre podría quitarle muchos votos del electorado peronista opositor, y ayer, rápidamente, De Narváez salió a decir que Massa y el kirchnerismo son la misma cosa. “En agosto y en octubre habrá dos listas del oficialismo: la de Cristina y la de Massa”, advirtió en este sentido. Incluso fue un paso más allá y, con evidente malestar, acusó a Massa de ser un flan, de haberse vuelto “funcional al Gobierno”, y haber armado una “colectora del kirchnerismo”.

De Narváez, asociado a Hugo Moyano, presentó una lista que lleva en segundo lugar a Omar Plaini e incluye a Claudia Rucci. El dirigente fue en la provincia uno de los primeros en lanzarse a hacer campaña y, según algunos encuestadores, venía bien posicionado, pero ahora quedó siendo una de entre cinco opciones peronistas. En el abanico de listas de cuño peronista que habrá en el territorio bonaerense, están la del Frente para la Victoria, el massismo, la lista de Hugo Moyano y la de Gerónimo “el Momo” Venegas, además de la suya, lo que diluye la idea de que las cosas sean como en su eslogan de campaña, “O ella o vos”.

Moyano también cargó contra el intendente de Tigre, pero minimizándolo. “No me modifica nada de lo que pienso si jugaba o no. No creía en él porque es una persona que no define nada”, declaró el camionero, que también está en la lista de De Narváez pero en un simbólico puesto 35.

Con el mismo recurso, Moyano la siguió contra el gobernador Daniel Scioli, al que dijo que le faltan “carácter y personalidad” porque “permitió” que la Presidenta “le haga las listas”. “Faltó que la Presidenta le diera un bife”, agregó aludiendo al acto en que la mandataria lo criticó en su discurso, teniéndolo al lado.

Hacer política

Massa dio reportajes al por mayor el sábado pero ayer se mantuvo en silencio. No contestó las críticas de Insaurralde ni los otros comentarios que lo tuvieron como blanco, dejándole espacio en los medios al ex lilito Adrián Pérez, a quien logró convencer para que diera el salto hacia su lista. La boleta de Massa lleva en segundo lugar a la periodista Mirta Tundis (Clarín) y luego al intendente de Almirante Brown Darío Giustozzi; más abajo hay otros candidatos de perfil público, como el ex titular de la UIA, Ignacio de Mendiguren y el actor Fabián Gianola.

Pérez, que irá en el séptimo lugar, ayer confirmó que presentó una renuncia formal a la Coalición Cívica porque le advirtieron que iban a expulsarlo por sumarse al massismo.

“Massa es la forma de frenar una rereelección del kirchnerismo”, sostuvo al explicar por qué se sumó a su espacio. Agregó que “hay que ganarle al kirchnerismo para evitar la perpetuidad y el que puede garantizar eso es Sergio Massa”.

Pérez admitió que con Massa “vamos a tener fuertes discusiones para encontrar puntos en común” y finalmente argumentó: “en la Coalición Cívica se me hacía muy difícil hacer política”.

Margarita Stolbizer y Ricardo Alfonsín, que hasta hace tres días eran sus aliados y debieron reemplazarlo de apuro, se preparan para presentar hoy sus candidaturas y comenzar a recorrer el interior de la provincia. “Somos la opción al justicialismo que gobierna y al justicialismo disidente, cuya única preocupación, en ambos casos, solo gira en torno a la búsqueda de poder”, dijeron ayer, al anunciar el lanzamiento de la campaña del Frente Progresista Cívico y Social.

Si bien Stolbizer viene de hacer una buena elección en la provincia en 2011, cuando como candidata a gobernadora consiguió el segundo lugar, por encima de De Narváez, en esta campaña no tiene el mismo panorama, ya que debe hacer frente a la crisis que generó en su espacio, provocando la ruptura del Frente Amplio Progresista, la candidatura de Alfonsín.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.