EL PAíS

El radar de Runza

Por H. V.

Runza es un hombre fastidioso, soberbio y agresivo, dicen sus enemigos. Sin embargo, el capitán ingeniero fundamenta sus objeciones. Esta es la que se refiere a algunos contratos de Defensa, en los que la Fuerza Aérea actuó como principal asesor técnico.
“El año pasado Defensa firmó dos contratos por 256 millones de pesos con la Lockheed Martín, concesionaria del Area Material Córdoba, para el mantenimiento de equipos y aeronaves y para la fabricación de seis aviones Pampa. Esos contratos no son sustentables y la Argentina está perdiendo plata con esa concesión tal como está instrumentada. También el año pasado se firmó un contrato por 23 millones de dólares entre el Invap y la empresa israelí Elbit para fabricar once radares monopulso para control de tránsito aéreo. Ahora se está por firmar un contrato de modernización de radares TPS 43 con la empresa norteamericana Northrop Grumman por unos 15 millones de dólares, que se adquirirían por contratación directa. Y el miércoles pasado en Posadas el ministro Pampuro, junto al brigadier Rohde, anunció la apertura de la licitación para comprar radares fijos de tres dimensiones por 80 millones de dólares. Al día siguiente, según los diarios, Pampuro estuvo en la base de El Palomar viendo los radares. Soy crítico del plan de radarización porque creo que la aviación civil debiera tener una autoridad civil, como en todos los países serios, y no depender de la Fuerza Aérea.”

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.