EL PAíS › CINCO CLAVES PARA ENTENDER EL BREXIT

Las razones del voto

El Reino Unido votó irse de la Unión Europea (UE) después de un referendum sobre su membresía. ¿Por que ganó la campaña Brexit? Según el análisis de la cadena británica estatal BBC, el resultado obedece a multiples explicaciones.

1. Las advertencias económicas de Brexit. El público fue bombardeado con advertencia sobre como serían mas pobres si votaban salir de la UE, pero al final no fueron convencidos de lo que se les decía o creían era un precio que valía la pena pagar. Las grandes empresas financieras decían que el crecimiento económico se restringiría, aumentaría el desempleo, la libra se desplomaría y los negocios británicos quedarían en tierra de nadie fuera de la UE. El Banco de Inglaterra mancionó la perspectiva de una recesión mientras que el ministerio de Hacienda dijo que se vería obligado a aumentar el impuesto a las ganancias y recortar los gastos de educación y defensa. Como si esto fuera poco, Barack Obama sugurió que si se fuera de la UE, Gran Bretaña quedaría en la cola para negociar un tratado de libre comercio con Estados Unidos y varios líderes europeos anunciarion un futuro cataclismo si se producía el Brexit. Pero el hecho de que el público descartara tan rápidamente el consejo de los expertos apunta a algo más que sólo una revolución contra el establishment. Sugiere que mucha gente se sintió abandonada por su gobierno y que no le llegaron los beneficios económicos de cinco décadas de compromiso con la UE.

2. La afirmación que dejar la UE liberaría unos 350 millones de libras esterlinas extra para gastar en el Servicio Nacional de Salud es la clase de slogan político con el que sueñan los que hacen campañas. Golpea, es fácil de entender y atractivo para los votantes de edades e ideas políticas diferentes. No sorprende que el voto Brexit lo eligió como caballito de batalla.

3. Nigel Farage, líder de la extrema derecha de UKIP, hizo de la inmigración un tema definitorio. El asunto alimentó temas más amplios de identidad nacional y cultural, que le venía bien al mensaje de Brexit, especialmente para los votantes de bajos ingresos.

4. El público dejó de escuchar al primer ministro. David Cameron puede haber ganado una competencia de liderazgo, una o dos elecciones generales y dos referendums en los últimos diez años, pero se le acabó la suerte. Al ponerse al frente de la campaña Remain, y enmarcando la decisión como una cuestión de confianza, se jugó su futuro político y su reputación personal en el resultado.

5. El laborismo no se conectó con los votantes. No sólo mal interpretó el laborismo el ánimo de sus partidarios, sino que cuando se dio cuenta que algo estaba mal en la campaña fue incapaz de repararlo. A pesar de enviar a grandes figuras como Gordon Brown y Sadiq Khan a hablar sobro los beneficios de la UE e insinuar que se necesitarían más controles con la inmigración, no pudo evitar la impresión de un creciente sismo entre los que gobiernan el partido y sus bases.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.