SOCIEDAD › AVANZA EL PLAN PARA DOTAR DE 250 MIL EQUIPOS A ESTUDIANTES Y DOCENTES DE ESCUELAS TECNICAS

La computadora portátil va a la escuela

El Gobierno llamará a licitación para equipar a 1156 escuelas técnicas –industriales y agropecuarias– entre el segundo semestre de este año y todo 2010. La inversión prevista es de 85 millones de dólares. Los estudiantes deberán devolver el equipo a fin de año.

La alfabetización digital comienza a expandirse, a gran escala, como política impulsada desde el Estado. Así parece surgir de la reunión que mantuvieron ayer la presidenta, Cristina Fernández, y el ministro de Educación, Juan Carlos Tedesco, con representantes de empresas informáticas y ministros de educación provinciales. El encuentro sirvió para acordar qué requerimientos técnicos se exigirán en el pliego de licitación para uno de los planes más ambiciosos del área: el proyecto “Un alumno, una computadora”, que pretende dotar de 250 mil equipos portátiles de bajo costo, entre el segundo semestre de este año y el ciclo lectivo de 2010, a alumnos y docentes de escuelas públicas técnicas –industriales y agropecuarias– de todo el país. La inversión estimada en el proyecto ronda los 85 millones de dólares, que serán cubiertos por el Fondo Nacional para la Educación Técnico Profesional. “Queremos que estas tecnologías sean usadas pedagógicamente para mejorar la calidad del aprendizaje, no para hacer las mismas cosas que ya se hacen con tiza y pizarrón”, explicó Tedesco a Página/12.

La cita permitió cerrar un ciclo iniciado en octubre de 2005, cuando Argentina se sumó al programa “One laptop per child”, con el cual Nicolas Negroponte planificaba proveer máquinas de 100 dólares para escolares, algo que finalmente no logró. Esa iniciativa no cerró, por razones de costos. Por eso, ahora se propone hacerlo a través de una licitación.

El paso dado ayer fue la coronación de un proceso de proyectos piloto, evaluados por especialistas de la UBA, que habían dado inicio a fines de 2007 y tuvieron lugar en siete provincias (Chubut, Córdoba –el municipio de Cruz Alta–, Mendoza, Misiones, Salta, Santa Fe –la ciudad de Rafaela– y Tucumán), algunos de cuyos ministros de Educación se encontraban ayer en la reunión. En aquella primera etapa, los ejes a supervisar fueron tanto técnicos (para lo cual se contó con especialistas de Ciencias Exactas de la UBA) como pedagógicos: el modelo de inclusión de tecnología en el aula, el funcionamiento efectivo de los dispositivos y el impacto de la inclusión en el aprendizaje. Fue el resultado obtenido al sumar esas perspectivas lo que decidió la elección de las escuelas técnicas como primera fase del programa.

“Los proyectos piloto se realizaron usando equipamientos provistos por distintas empresas, y los resultados indicaron que para que la máquina realmente pudiera ser utilizada como dispositivo de aprendizaje en forma plena tenía que haber cierto clima en la institución: era preciso un piso mínimo de conocimiento tecnológico. En las secundarias no técnicas y en las primarias eso hay que construirlo, en las técnicas, en cambio, eso ya existe”, explicó el ministro Tedesco a Página/12. La familiaridad que alumnos y alumnas de instituciones medias técnicas tienen con la tecnología se sumará, además, al desarrollo de capacitaciones docentes intensivas, la producción de contenidos digitales específicos y recursos para el aprendizaje, la provisión de servicio de Internet a todas las escuelas técnicas y la instalación de software adecuado a la especialidad tecnológica de cada lugar.

Vale decir que, aun cuando las especificidades del entorno y las necesidades propias de cada región y enclave educativo terminarán de modelar el desarrollo a seguir, Tedesco destacó que “el equipamiento permitirá desarrollar en la práctica la idea de red, el trabajo en equipo, facilitará que el profesor pueda conectarse personalmente con cada uno de los alumnos. Y, por otro lado, tendrá como consecuencia que la producción de contenidos nacionales se va a potenciar”.

Las primeras fases del proyecto serán graduales y abarcarán tres etapas semestrales: 350 escuelas a lo largo del segundo semestre de este año, 456 durante la primera mitad de 2010 y 350 en la segunda. Ese progreso, informaron fuentes del ministerio, no llegará de la misma manera a todas las jurisdicciones educativas, habida cuenta de que en algunas zonas serán cubiertas todas las escuelas en una sola etapa, mientras que en otras el proceso será más bien gradual.

Por otra parte, Tedesco explicó que todavía “está en discusión” si los alumnos podrán llevarse las computadoras a sus casas al terminar cada día, o si, por el contrario, deberán dejarlas en el aula. “La tendencia es a que quede en la escuela y que cada escuela decida cuándo la pueden sacar y llevársela. Esto tanto por razones educativas como porque no podemos desconocer un tema de seguridad. Cada laptop tendrá un dispositivo contra robos (algo que las inutilice en caso de robo), pero de todas maneras no queremos exponer a los chicos a este tipo de situación. Ante la decisión de si llevarla o no, debe haber soluciones diversas, no una única para todo el país. Lo que sí está claro es que la máquina es propiedad pública, del Estado, y que el alumno, cuando termina el año lectivo, la tiene que entregar.”

Compartir: 

Twitter
 

La Presidenta y el ministro de Educación se reunieron con empresarios del sector informático para acordar requerimientos técnicos.
Imagen: DyN
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared