SOCIEDAD › UNO DE CADA TRES CHICOS QUE NO LOGRARON VACANTE POR INSCRIPCION ON LINE FUE A UNA ESCUELA PRIVADA

A río revuelto, ganancia de privados

Lo revela un estudio de la Defensoría del Pueblo de la Ciudad, que será presentado la semana próxima. Se hizo a partir de una encuesta a las familias que presentaron su reclamo ante ese organismo. Cuatro de cada diez no consiguieron vacante.

 Por Eduardo Videla

Cerca de un millar de reclamos llegó a la Defensoría del Pueblo este verano por falta de vacantes.

El 32,5 por ciento de los chicos que en marzo no tuvo su vacante confirmada en una escuela pública porteña terminó concurriendo a un establecimiento privado. El dato surge de un estudio realizado por la Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires a partir de una encuesta realizada a las familias que presentaron su reclamo a ese organismo, por falta de vacantes, como consecuencia de las fallas en la inscripción on line. El 14,6 por ciento, en tanto, rechazó la vacante que le ofrecieron porque no respondía a sus expectativas y el 52,8 por ciento directamente se quedó sin lugar en la escuela pública. Los casos de vacantes no confirmadas incluyen no sólo a niños de nivel inicial, como se sostiene desde el Ministerio de Educación porteño, sino también del primario y secundario. El estudio será presentado el jueves de la semana próxima en la Defensoría.

El “Informe de seguimiento de reclamos por problemas de asignación de vacantes tramitadas a través del sistema en línea” fue elaborado por la Dirección de Educación de la Defensoría, a cargo de Gustavo Lesbegueris, a partir del análisis de las actuaciones iniciadas en el organismo desde diciembre de 2013. En total, se recibieron 939 reclamos.

Desde el organismo se consultó por correo electrónico a las 798 familias que habían dejado un correo electrónico. Se recibieron 288 respuestas (el 36,1 por ciento), correspondientes a 309 casos de niños, niñas y adolescentes cuyos padres habían iniciado el reclamo. La consulta se inició el 10 de marzo –cinco días después del inicio del ciclo lectivo– y terminó el 31 de ese mes.

De los que respondieron, al 40 por ciento no le habían confirmado la vacante. De ellos (en total, 123 casos), el 32,5 por ciento optó por inscribir a sus hijos en escuelas de gestión privada; el 14,6 por ciento no aceptó la vacante que el sistema en línea le había otorgado, ya que “no respondía a las elecciones o necesidades de las familias en relación con el lugar que habían seleccionado”, y el 52,8 por ciento quedó “en lista de espera”, sin vacante.

Por otro lado, entre los que consiguieron una vacante confirmada, uno de cada diez tuvo que conformarse con un lugar que no respondía a sus expectativas.

El estudio concluye que el sistema de inscripción on line estuvo lejos de satisfacer los objetivos de mayor agilidad y de transparencia, enunciados por el ministro Esteban Bullrich. “El derrotero de las familias que no pudieron confirmar vacante para sus hijos/as” por distintas dependencias a lo largo del verano de 2014 “puso en cuestionamiento los beneficios en términos de agilidad y despapelización inherentes al nuevo sistema”, dice el informe.

Y agrega que “la cantidad de reclamos por vacantes distribuidas sin respetar las prioridades” establecidas por el Reglamento Escolar “dejaron planteadas las dudas con relación a su transparencia”.

“Primero estigmatizaron a los supervisores, poniendo en duda su comportamiento por una supuesta discrecionalidad en el otorgamiento de vacantes y al final tuvieron que recurrir a ellos para resolver un problema que no habían generado”, advirtió Lesbegueris. “Tuvieron que salir a la calle y poner el cuerpo para atender los reclamos.”

Para el director de Educación de la Defensoría, es el nuevo sistema el que da muestras de falta de transparencia. “El año pasado, a esta altura, teníamos a disposición la lista de espera de los chicos y chicas que aún no tenían vacante. Este año esa lista no se conoce”, aseguró.

“A diferencia de los años anteriores, la falta de vacantes no afectó solamente al nivel inicial sino a estudiantes de nivel primario y secundario”, agrega Lesbegueris. Sobre el total de 939 reclamos registrados en la Defensoría, el 49,6 por ciento correspondió a niños y niñas de hasta cuatro años, mientras que el 50,4 alcanzó al preescolar, y los niveles primario y secundario.

“El relevamiento realizado refleja gran parte de los problemas, aflicciones y derechos vulnerados a raíz de la extemporánea decisión de implementar un cambio tan abrupto en el sistema de tramitación de vacantes”, advierte el estudio. Será presentado el jueves en la Defensoría por el titular de ese organismo, Alejandro Amor, con la presencia de la diputada Mara Brawer, el subsecretario de Enlaces Institucionales del Ministerio de Educación de la Nación y la ex secretaria de Educación de la Ciudad Roxana Perazza.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.