SOCIEDAD › UNA MUJER FUE APRESADA TRAS UN ALTERCADO CON EL PADRE DE SU HIJA

Madre denunciante, detenida

Feliciana Bilat fue llevada a una comisaría después de tirarle gas pimienta al padre de su hija, que tiene restricción de acercamiento y es acusado de abusar de la nena. Lanzan una campaña para que los niños sean escuchados en esos procesos.

El 95 por ciento de las causas por abuso sexual infantil en la Ciudad de Buenos Aires terminan con el sobreseimiento del sospechoso, tras un proceso que no escucha a los niños y termina persiguiendo a las madres que protegen a sus hijos, según una investigación presentada en el marco de una campaña para concientizar sobre el tema y que se hizo palpable al ser detenida Feliciana Bilat en medio de un altercado con el padre de su hija, acusado de ser abusador de la nena.

Como cada sábado, Bilat fue a la psicóloga con su hija de 10 años, quien refirió en Cámara Gesell el supuesto abuso sexual que sufrió por parte de su papá; no obstante, la justicia absolvió al acusado y la causa continúa actualmente en Casación.

“Cuando salió de la psicóloga, su ex esposo, Nicolás Belardi la estaba esperando, comenzó a amenazarla, ella sacó gas pimienta y, por el altercado, ambos fueron detenidos en la comisaría 10ª de Caballito”, contó la abogada Mariela Labozzetta, de la unidad Fiscal Especializada en Violencia de Género del Ministerio Público Fiscal de la Nación.

La detención de la mujer se conoció por redes sociales, y organizaciones y madres que viven la misma situación que Bilat se movilizaron a la comisaría donde Labozzetta solicitó que se la trate como víctima, ya que ella tiene en su favor “una orden judicial de restricción de acercamiento contra Belardi”. Por esa razón, actuaron prontamente profesionales del equipo Las Víctimas contra las Violencias, del Ministerio de Justicia, y Bilat quedó libre, aunque se le inició una causa a ella y a su ex pareja por “lesiones recíprocas”.

Presente en la puerta de la seccional policial, Julián Saúd contó que “este es uno de los tantos ejemplos de la investigación que presentaremos en el lanzamiento de la campaña Yo No Miento, cuando revelaremos que, en base a 40 causas judiciales que investigamos, determinamos que los sospechados por abuso quedan libre en el 95 por ciento de los casos”. Esta cifra “demuestra que la Justicia no escucha a las niñas y niños. Por eso la campaña se llama Yo No Miento; lo que hacen muchos jueces es utilizar el inexistente síndrome de alienación parental (SAP), creado por el pedófilo Richard Gardner, que no tiene ningún sustento profesional pero que se usa para decir que las madres ‘lavan el cerebro’ de sus hijos: una mentira que obliga a los chicos a que se revinculen con sus abusadores”.

Saúd, periodista de la revista Hamartia, investigó el tema “por una vivencia personal” que lo hizo involucrarse y unirse a organizaciones de ‘madres protectoras’, nombre que eligieron las que no son escuchadas por la justicia cuando denuncian que sus hijos fueron abusados.

“No sólo no se las escucha: ¡se las persigue, como acaba de ocurrir ahora con Feliciana y tantas más a lo largo de todo el país!”, alertó Saúd.

Bilat había denunciado a Nicolás Belardi en 2009 por violencia y luego en 2010 por abusar de su hija, que en ese momento tenía cuatro años. El año pasado, el Tribunal Oral en lo Criminal Nº 17 –integrado por los jueces Pablo Daniel Vega, Alejandro Noceti Achával y Juan Giudice Bravo– hizo lugar al pedido del fiscal Juan José Ghirimoldi, y absolvió al padre. “La causa sigue abierta (y) hay nueva audiencia en Casación el 1 de septiembre”, informó la abogada Labozzetta.

Estas y otras historias semejantes se conocerán con la campaña Yo No Miento.

Compartir: 

Twitter
 

Feliciana Bilat, un caso emblemático sobre las dificultades para que los chicos sean escuchados.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared