SOCIEDAD › PIDEN SER RECONOCIDOS COMO PUEBLO AUTONOMO

Palos contra los mapuches

La policía de Neuquén reprimió a las comunidades que protestaban por la reforma a la Constitución provincial. El texto oficial habla de pueblos originarios pero no menciona a los mapuches.

Más de 100 manifestantes nucleados en la Confederación Mapuche Neuquina (COM) repudiaron la represión de una protesta de esa comunidad, ocurrida ayer por la madrugada frente al Concejo Deliberante de Neuquén, donde se discute la reforma a la Constitución provincial. La comunidad aborigen reclamaba porque el proyecto aprobado por los convencionales no los reconoce como “pueblo mapuche”. Finalmente, el bloque de la UCR, que había presentado el proyecto, retiró ese artículo “porque los mapuches dijeron que significaba un retroceso para ellos”.

Alrededor del mediodía del jueves, delegaciones de comunidades mapuches provenientes de distintos puntos de la provincia, entre ellos Junín de los Andes y San Martín de los Andes, se habían congregado en las puertas del edificio, ya que se discutiría un proyecto para resolver la incorporación de un reconocimiento constitucional para las comunidades aborígenes. Pasada la medianoche comenzaron los problemas. Alrededor de las 0.30, policías de Neuquén reprimieron a los que pretendían ingresar al recinto, donde se votaba el artículo referido a los aborígenes.

La Confederación Mapuche Neuquina reclama el “reconocimiento a la preexistencia del Pueblo Originario Mapuche, su derecho a la identidad cultural, a su territorio y a su organización política, jurídica, social y económica a través de sus propias instituciones”. Asimismo, exige “derecho al control y propiedad sobre sus recursos naturales” y “derecho a una educación intercultural bilingüe”.

El convencional radical Hugo Prieto, creador del proyecto que generó la discordia, explicó a Página/12 que “el problema se dio a raíz de una palabra porque en el texto decía comunidades en lugar de pueblo, como quería la COM”. Cuando los mapuches que estaban apostados en la puerta del Concejo se enteraron de que se eligió para ser debatido el proyecto que presentó la UCR, decidieron ingresar al Concejo Deliberante. “El Movimiento Popular Neuquino y la UCR negociaron el futuro del pueblo mapuche. Esto es una infamia, pero nuestros derechos van a ser respetados cueste lo que cueste”, dijo Silvia Klaleo, vocera de la COM.

En el caso intervino la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación. El subsecretario de Derechos Humanos, Rodolfo Mattarollo, explicó que “hace unos días se le envió un fax, que aún no fue respondido, al presidente de la Convención Constituyente y al gobernador de la provincia, Jorge Sobisch, donde se le recordó el nivel jurídico que tienen los pueblos preexistentes al Estado Argentino”. “Le expresamos nuestra preocupación por la reforma constitucional en curso, porque vemos seriamente menoscabado los derechos de los aborígenes, en este caso de los mapuche”, relató a Página/12. “La provincia reconocería a las comunidades pero no al pueblo mapuche como tal; no nos satisfacía la propuesta de la UCR porque no reconoce la propiedad de las tierras, el derecho a la participación, entre otras cosas”, destacó.

Prieto, por su parte, afirmó que “lo que presentó la comunidad mapuche es inadmisible porque vinculan la palabra pueblo con la idea de nación; parecería que quieren crear un Estado”, y anunció que finalmente su articulado “no será aprobado porque los mapuches dicen que ‘es un retroceso’ en comparación a como están ahora”.

Como respuesta, Roberto Niancucheo, werken (vocero) de la Confederación adelantó a este diario que harán “todas las tratativas posibles para que sus propuestas se traten, a pesar de que el de la UCR no sea presentado”.

En el proyecto de la UCR, el párrafo que iba a agregarse al artículo 13 de la Constitución provincial indica que “el Estado garantiza el respeto por la identidad étnica y cultural de los pueblos originarios de la provincia con sujeción al principio de igualdad ante la ley, y el derecho a una educación bilingüe y multicultural”.

La COM explicó que “el reconocimiento debe ser al Pueblo Mapuche y sus instituciones y no a los pueblos originarios de la provincia, ya que elúnico pueblo, además del neuquino, es el mapuche, que es preexistente a la formación de las fronteras nacionales. Como consecuencia, es necesario que se reconozca a Neuquén como una provincia bicultural; como un espacio geográfico compartido por dos pueblos, y a partir de este reconocimiento se generan condiciones para una nueva construcción social”. Debido a esto, la Confederación Mapuche Neuquina sostiene que “la multiculturalidad no los reconoce como un pueblo diferente, sino que los pone a la altura de las distintas expresiones organizativas del pueblo neuquino”.

“Cuando hablamos de derechos fundamentales, nos estamos refiriendo específicamente a tres: derecho a ser reconocido como pueblo; derecho a un territorio dentro del cual desarrollarnos; derecho a la autonomía”, detalló la COM en un comunicado.

Informe: Luciano Zampa.

Compartir: 

Twitter

La manifestación se inició el jueves y terminó a la madrugada, cuando la policía reprimió.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.