SOCIEDAD › ACUSADO DE HABER ATROPELLADO A SIETE PERSONAS

Piden detener a un conductor

El fiscal de Pilar que investiga el caso del conductor que atropelló a siete miembros de una familia pidió ayer la detención del sospechoso por el delito de lesiones graves dolosas y abandono de persona, delitos que no son excarcelables. Entre tanto, una de las víctimas, la mujer, se encontraba al cierre de esta edición en estado sumamente crítico.

El titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 3 de Pilar, Eduardo Vaini, presentó ayer a la mañana el pedido de detención del sospechoso ante el juez de Garantías de San Isidro, Diego Martínez, quien ahora deberá analizar la prueba y determinar si es suficiente para ordenar la detención. Los voceros judiciales también aclararon que el imputado nunca se presentó a declarar en el marco de la causa en la fiscalía.

La defensa de Martínez planteó ayer que el joven conductor quiso esquivar a la familia que estaba en plena calle, pero –dijo– los heridos estaban protagonizando una pelea entre ellos y no habrían visto el vehículo. La abogada del imputado, Nancy Casen, señaló que “el conductor tuvo toda la intención de esquivar” a las víctimas, incluso “atentando contra su propia vida” al buscar chocar la camioneta. Lo que no pudo explicar fueron las 5 cuadras con una de las víctimas pegadas al parabrisas.

Por su parte, Gladys, la pareja de Martínez, dijo que se trató de un accidente porque antes de embestir a las siete personas, aceleró porque vio un tumulto de gente que se le venía encima en la calle.

De los siete integrantes de la familia, el caso más grave es el de una mujer que está en estado crítico. Según el parte médico del hospital Sanguinetti, de Pilar, Francisca Bulacio, de 52, presenta un estado “crítico”, está internada en terapia intensiva con “asistencia respiratoria mecánica” y su pronóstico es “reservado”.

También está grave, y por ello fue derivada al hospital Garrahan, una de las dos bebés gemelas, mientras que su hermanita se recupera en la maternidad Miller de Pilar.

El hecho ocurrió la noche del domingo pasado, cuando el conductor de un automóvil Peugeot 504 transitaba a alta velocidad por una zona de mucho tránsito peatonal, no respetó dos lomos de burro que hay en avenida Yrigoyen y Sarmiento, perdió el control del vehículo, chocó contra una camioneta estacionada y embistió a cuatro mayores y tres niños de una misma familia que estaban por cruzar la calle.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.