SOCIEDAD › LA POLEMICA SOBRE QUE HACER EN LAS ESCUELAS CON EL MUNDIAL

Debate antes de salir a la cancha

Unas jurisdicciones dejarán ver a los alumnos los partidos de Argentina. En otras habrá restricciones. La Nación editará un libro sobre cómo aprovechar el Mundial en las aulas. El debate.

Faltan dos meses y medio para que comience el Mundial de Fútbol de Alemania 2006 y ya se generó la polémica sobre si está bien o mal que los alumnos vean por televisión los partidos de la Selección Argentina en los horarios de clase. La pelota la echó a rodar la Dirección General de Educación de Mendoza, donde ya está confirmada la medida, y Córdoba parece que se sumará a la iniciativa. Desde la ciudad de Buenos Aires anunciaron que “no fomentarán” la propuesta de ver los partidos. En cambio, en el Ministerio de Educación ven con muy buenos ojos la idea y “no tienen objeción”. La palabra final quedará en manos de cada provincia y de cada institución. El partido de las opiniones ya comenzó.

En junio próximo comienza a disputarse la copa del mundo, y la celeste y blanca despierta muchas emociones en el fútbol. Esto mismo entendieron las autoridades educativas de Mendoza, donde se informó que se autorizará a ver o escuchar los partidos en sus establecimientos si se juegan en horas de clase, mientras preparan una serie de actividades “motivadoras” aprovechando ese campeonato.

La titular de la Dirección General de Escuelas (DGE) de esa provincia, Emma Cunietti, explicó a Página/12 que “la vida cotidiana hay que incorporarla a la escuela porque no se puede desconocer lo que les gusta a los alumnos y aquello que los motiva”. Además aclaró que “será una decisión de cada establecimiento” y que sólo serán los partidos que dispute Argentina.

Durante el Mundial 2002, la DGE también había dado libertad a cada director de autorizar o no los partidos en las escuelas. La funcionaria explicó que con esta medida “se trata de evitar el ausentismo y aprovechar el entusiasmo de los chicos, con lo cual será más fácil que entiendan o aprendan no sólo de historia o geografía”.

En una iniciativa del Ministerio de Educación, y auspiciado por la embajada alemana, se lanzará el próximo lunes un libro que tendrá diferentes actividades para que los docentes trabajen con los alumnos, utilizando como punto de partida el evento más importantes del mundo futbolístico (ver aparte).

El ministro de Educación, Daniel Filmus, dijo a este diario que “no hay objeción” sobre la iniciativa de ver los partidos en las aulas. “Nos parece importante trabajar contra el ausentismo –indicó–, pero también hay que tomarlo desde el punto de vista pedagógico. Conocer otras culturas, con sus historias, a partir de un evento deportivo como éste, abordar los temas debido a la connotación mundial que esto implica, analizar el deporte en relación con la cultura.”

Para la psicopedagoga Marta Tesari, de la Asociación de Psicopedagogos de la Capital Federal, “es excelente” la idea de que los alumnos trabajen con diferentes actividades desde el Mundial. “Es importante porque el fútbol les apasiona. Se motiva a los chicos por un lado y por otro el docente cumple su objetivo. Si está bien guiada, esta experiencia será riquísima”, sentenció.

La Selección jugará el primer partido el sábado 10 de junio a las 16, por lo que ese día no habrá problema. El debate se plantea a partir de los otros dos partidos que Argentina tiene en el grupo C: el viernes 16, a las 10, y el miércoles 21, a las 16. En estos horarios, los alumnos del turno mañana y del turno tarde están en plena actividad escolar. “Si después hay más partidos, veremos”, dijo Cunietti; “Esperemos que haya más”, se ilusionó Filmus.

Desde la ciudad de Buenos Aires, en cambio, la secretaria de Educación, Roxana Perazza, afirmó que “en la ciudad no se dictará ninguna resolución que habilite un asueto o un régimen especial de faltas”. “Tampoco auspiciamos que los partidos se vean por televisión en las escuelas”, aseveró.

Por el lado de Córdoba, el tema ya se planteó y todo indica que los alumnos podrán ver los partidos en las escuelas. La ahora ex ministra de Educación de la provincia Amelia López –se alejó ayer de la función por una serie de cambios del gobernador José Manuel de la Sota– dejó entrever que existe la posibilidad de que se aplique la misma medida que en Mendoza. De todos modos, a partir de los cambios, no hay nada confirmado aún.

En tanto, la subsecretaria de Educación de la provincia de Buenos Aires, Cristina Ruiz, se mostró a favor de poder “contextualizar el evento dentro de una serie de actividades”. “Nos parece innecesario una disposición especial para esto. Los docentes aprovechan la motivación para trabajar con los alumnos y realizar una contextualización pedagógica. Vamos a difundir materiales y fortalecer encuadres pedagógicos, cosa que hacemos todos los días”, relató.

El principal rechazo a la posibilidad de ver los partidos en las escuelas corrió hasta ahora por parte del rector de la Universidad de Buenos Aires, Guillermo Jaim Etcheverry: “Me parece muy bien que si alguien tiene interés en ver el partido lo haga y que asuma la responsabilidad. Si privilegia esa tarea, que falte a la escuela y lo vea en su casa, pero no me parece que la escuela deba convertirse en ámbito de esa actividad”.

Informe: Luciano Zampa.

Compartir: 

Twitter
 

Faltan dos meses y medio para que empiece el Mundial, pero la polémica ya se disparó.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.