espectaculos

Jueves, 10 de septiembre de 2015

CINE › FERNANDO ARCA DIRIGIO EL DOCUMENTAL LA MUSICA INTERIOR, QUE SE ESTRENA EN EL C. C. KIRCHNER

Cuando la canción moldea a los músicos

En 2013, Liliana Herrero y Juan Falú organizaron un concierto donde estuvieron representadas las músicas de todas las regiones del país, con músicos de todas las provincias. De la filmación de los ensayos surgió el film, que podrá verse desde hoy hasta el domingo.

 Por Oscar Ranzani

Cuando se organizó el Cuarto Congreso Argentino de Cultura, en 2013, fueron convocados dos importantes emblemas del folklore, como lo son Liliana Herrero y Juan Falú, para que hicieran una ponencia en el encuentro. El tema era: “La actualidad de la música de raíz folklórica en la Argentina”. Pero ambos decidieron no hacer una ponencia por escrito sino materializarla en un acto. ¿En qué consistiría? En organizar un gran recital donde estuvieran representadas las músicas de todas las regiones del país para intentar diseñar un mapa musical. Para armar ese recital convocaron a músicos de todas las provincias. El resultado fue el encuentro “La música interior”, con un concierto que se llevó a cabo en 2013 y que congregó a Vitillio Abalos, Luisa Calcumil, Facundo Guevara, Coqui Ortiz, Lilián Saba, Jorge Marziali y Teresa Parodi (actual ministra de Cultura), entre otros. Actualmente organizado por el Ministerio de Cultura de la Nación, el encuentro “La música interior” –que por estos días se estuvo desarrollando por todo el país– se trata de unos de los mayores emprendimientos impulsados por el Estado nacional en torno a la música folklórica.

Al cineasta y productor Fernando Arca lo convocaron, en su momento, para filmar el concierto. La producción artística de ese recital tenía una particularidad: dos días antes iban a estar los cincuenta músicos junto a Herrero y Falú debatiendo durante cuarenta y ocho horas para definir el repertorio, los distintos grupos, con qué músicos iba a presentarse cada cantante.... “Fui a chusmear eso como para después filmar el recital y vimos lo que se estaba gestando ahí adentro; es decir, cómo el artista desplegaba la magia desde la primera nota de la canción y cómo iba a creciendo hasta convertirse en lo que después iban a tocar”, cuenta Arca en la entrevista con Página/12. El y sus colaboradores dijeron: “Acá hay una película, quedémonos”. Herrero y Falú les permitieron meterse en la intimidad de ese encuentro. “Y ahí nos quedamos”, explica Arca sobre la génesis de su documental, La música interior, que lleva el mismo nombre que los conciertos. El film, producido por Salamanca Cine, con apoyo del Ministerio de Cultura de la Nación, se estrenará hoy a las 17 y podrá verse también hoy a las 19 y mañana, el sábado y el domingo a las 17 y a las 19 en el Centro Cultural Kirchner (Sarmiento 151), con entrada gratuita. Allí también se desarrollan hasta el domingo los conciertos de la actual edición del ciclo La música interior.

–¿Qué criterios tuvo en cuenta para seleccionar el material definitivo?

–Varios criterios. El primero era elegir una canción que nos permitiera contar todo el proceso: desde qué se elige hasta por qué se elige y cómo se arma el grupo musical que va a interpretar cada canción. Entonces, está lo de Luisa Calcumil, que es una escena un poco más larga y que nos permitió contar cómo cada uno de los distintos músicos fueron elaborando el tema. Además, buscamos que quede representado un mapa en el que haya un poco de todo y también las distintas formas musicales: un chamamé, una chacarera, un tango, un candombe... Y después, mi gusto musical.

–¿Cómo fue el trabajo con los músicos para evitar ser invasivo en esa intimidad de los ensayos?

–Nosotros tratamos de mantener la intimidad de este encuentro, que era precisamente una cosa íntima entre ellos. Casi no nos conocimos, no hubo interacción con ellos y trabajamos con teleobjetivos: estuvimos alejados de donde ellos estaban, salvo el sonidista que tuvo que poner micrófonos inalámbricos para que se entienda lo que iban hablando. Pero nosotros no estábamos encima de ellos con la cámara.

–¿Cree que lo que más va a disfrutar el público es esto de la preparación de un concierto, ya que por su condición de público ningún espectador podría acceder a verlo?

–Sí. Y es lo que nosotros disfrutamos cuando la hicimos. A todos los del equipo nos gusta la música y estábamos ahí viendo eso que era algo que nunca ves: cómo arman las canciones, cómo las eligen, cómo definen qué instrumentos van para cada tema. Entonces, como es algo que el público nunca ve, creo que sí va a poder disfrutarla.

–¿Es un documental sobre la música autóctona o sobre la construcción de una identidad cultural?

–Es sobre la construcción de una identidad cultural, sobre la forma de construirla. Y en el documental se ve cómo horizontalmente todos van armando lo que podríamos decir “la canción”. Se arma horizontalmente la manera en que intercambian.

–No hay jerarquías.

–No. Todos están aportando desde su lugar y eso se va desarrollando. El documental es casi enteramente musical porque debe haber como quince o dieciséis canciones. Y eso se va superponiendo. En las repeticiones de cada una de las canciones ves cómo de repente parece que fueran ellos los que arman las canciones. Y cuando terminás de ver la película, te das cuenta de que las canciones los arman a ellos. Al repetir te das cuenta de que es la canción la que le da la identidad y el lugar a cada uno de los músicos.

Compartir: 

Twitter
 

El film de Arca fue producido por Salamanca Cine con apoyo del Ministerio de Cultura de la Nación.
Imagen: Bernardino Avila
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.