espectaculos

Miércoles, 30 de marzo de 2011

TELEVISION

Entre monarcas y demócratas

Al Jazeera –traducible como “la península”, en alusión a la Península Arábiga– tiene su sede en Doha (Qatar) y está estrechamente ligada con el gobierno monárquico que controla ese país. Eso no le ha impedido ir construyendo una identidad “alternativa” respecto de los medios hegemónicos de Europa y Estados Unidos. Fue precisamente desde sus estudios que se difundieron los primeros mensajes de Osama bin Laden después del atentado a las Torres Gemelas, en 2001. Cinco años más tarde llegaron las emisiones en inglés. Pero el hito definitivo coincidió con las recientes revueltas en Túnez, Egipto y Libia, cuando miles de internautas se volcaron a su site para saber algo más que lo que mostraban las fuentes de información tradicionales. Hasta Hillary Clinton, la secretaria de Estado de Barack Obama, destacó que el rating de ese canal estaba subiendo en su país porque “eran noticias reales” y no la alternancia entre comerciales, sanata y operaciones políticas que suele reinar en la pantalla chica. Del lado de enfrente, hay quien sostiene que la cobertura de Al Jazeera no es ecuánime, y se preguntan por qué si se están registrando reclamos en Bahrein y Kuwait –entre otros “aliados de Occidente”–, las revoluciones tienden a ocupar más espacio cuando desafían a “enemigos del Imperio”, como Libia y Siria.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
  • Entre monarcas y demócratas
 
CULTURA Y ESPECTACULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.