las12

Viernes, 8 de abril de 2016

EL MEGáFONO

Todas las familias visibles en la escuela

 Por Andrea Rivas (*)

Nuestra hija concurre al jardín Materno Infantil “El Gato Garabato”. En el verano nos hicieron llegar los formularios de inscripción para este año lectivo. La única opción de familia posible que podía tener un/a niño/a era tener solo mamá y papá. Nuestra hija tiene dos mamas. Decidimos mandarle una carta al jardín para que en conjunto trabajemos en que sea un espacio educativo que abrace y desarrolle la diversidad familiar desde lo institucional de manera integral y que esté presente en el trabajo diario del aula. Teníamos que empezar desde lo más básico: formularios de inscripción que respeten la diversidad familiar. Pensamos que si lo institucional nos seguía invisibilizando es como si no estuviéramos o como si no nos quisieran ver. De lo contrario ¿cómo imaginar que le lean cuentos a nuestra hija sobre alguien que hayan adoptado o que creció con sus abuelos?

Explicamos en la carta que como familia homoparental es muy importante que la diversidad familiar esté presente en la educación de nuestra hija y también en la de sus compañeritos/as, lo que va a garantizar un ambiente de respeto y amor hacia todas las familias. Estamos seguras de que esto no solo sirve para nuestro caso en particular, sino para casos donde tal vez algún otro/a compañerito/a no tenga mamá o papá por diversos motivos, o tal vez tenga solo tutores o sea adoptado/a, por citar algunos ejemplos.

Un ambiente de respeto a la diversidad familiar ayuda a que los/as alumnos/as tengan menos situaciones de acoso y una mayor contención de sus compañeros/as y también prepara a los docentes a estar más alerta para detectar este tipo de situaciones y sin dudas reduce la discriminación en todas sus formas. La respuesta del jardín fue inmediata, al día siguiente, nos llegaron los nuevos formularios de inscripción respetuosos e inclusivos de todas las familias.

Los docentes pueden pensar de qué manera incorporar la diversidad, por ejemplo, con representaciones graficas de diferentes tipos de familias en el establecimiento educativo, con literatura infantil que muestre la diversidad familiar como también personajes que salgan de los estereotipos de género, ejemplificar con diferentes estructuras familiares o expresiones de género.

Hacer del aula un lugar seguro, inclusivo y respetuoso para todos/as es mucho más fácil y simple de lo que parece. Hasta que el Estado lo haga todos/as tenemos que involucrarnos desde el lugar en el que nos toca estar. El respeto a todas las formas de familia es un derecho de cada uno de los/as niños/as que van a la escuela y esto debe verse reflejado tanto en lo institucional como en las actividades pedagógicas. Siempre existe la posibilidad y oportunidad de ser personas inclusivas. Es cuestión de hacerlo.

(*) abogada y presidenta de la Asociación Familia Diversas

Compartir: 

Twitter
 

 
LAS12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.