las12

Viernes, 23 de julio de 2010

VUELTA AL MUNDO

IRAN

Desmienten que el Corán permita la lapidación femenina

Sakineh M. Ashtani es un caso de violencia de género paradigmático en el mundo, ya que ella está acusada de adulterio en Irán y se pensaba lapidarla –tirarle piedras hasta que muera– hasta que su caso fue denunciado por Amnistía Internacional. El abogado de ella, Mohammad Mostafaeí, relató en su blog (http://www.modafe.com/) las irregularidades del proceso y de sus 13 experiencias anteriores de personas condenadas/os a morir apedreadas en donde 10 de sus defendidos/as están en libertad y tres en la cárcel. El abogado también salvó de la horca a 13 adolescentes, pero cuatro murieron por asfixia sin que él pudiera evitarlo. “Mi objetivo es acabar con este tipo de pena”, sostiene. Y asegura que las tradiciones religiosas no tienen que ver con esa violación a los derechos humanos. “¿Es la ley islámica o la ley de los hombres?”, le preguntaron en el diario El país. Y él enfatizó “En el Corán no está recogida. Irán la introdujo en el Código Penal después de la revolución islámica. La mayoría de las autoridades y de los iraníes consideran la lapidación una pena muy cruel”.


ESPAÑA

Se subestima el riesgo de los problemas cardiovasculares femeninos

“No se ha dado a la mujer la importancia que se debería en temas de salud cardiovascular”, sostiene el cardiólogo Valentín Fuster, del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC) en España y del Instituto Cardiovascular del Centro Médico Monte Sinai, de Nueva York. El médico sostiene: “La mujer sufre más enfermedades cardiovasculares que el hombre. En cambio, el hecho de que se creyera que no era una prioridad ya indica un fallo educacional y del sistema. A esto se suma que la mujer es más estoica que el hombre y que la enfermedad se presenta en ella de una manera menos clara. También es posible que mundialmente haya habido cierta discriminación”, advierte.


HONDURAS

Nuevas formas de femicidios por la irrupción de pandillas criminales

“Las pandillas centroamericanas están utilizando en forma creciente a mujeres en actos delictivos, lo que ha hecho aumentar el número de mujeres asesinadas, denunciaron funcionarias de la región”, según el diario La Prensa, de Honduras. Las ministras y responsables de los servicios de la mujer de los países del Sistema de la Integración Centroamericana (SICA) se reunieron en Panamá para debatir soluciones. “Nos preocupa los nuevos escenarios de femicidio que se dan en la región, donde las mujeres no sólo están muriendo porque la pareja la mate, sino que las maras (pandillas) las utilizan como objeto de intercambio en actos delictivos”, sostuvo Miosotis Rivas, especialista en asuntos de género del SICA. Y agregó: “Si un marero tiene un problema con otro mata a su mujer o a su madre”. De hecho, el número de muertes violentas de mujeres en la región se ha duplicado desde el año 2000, pasando de dos a cuatro casos por cada 100.000 mujeres.

Compartir: 

Twitter
 

 
LAS12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.