las12

Viernes, 10 de julio de 2009

EL ENCIERRO OBLIGADO

Cuando salir no es una opción y el jabón es un privilegio

 Por Clara Sajnovetzky *

Los efectos sociales de la gripe en la cárcel son predecibles: miedo, pánico, estrés. Si estando en libertad tenés probabilidades de contagiarte, entre rejas, esas posibilidades se acrecientan. Además, te sentís más desvalida que nunca y, normalmente, hay que comprar todo, hasta las toallas higiénicas de las internas y también el jabón. Las autoridades penitenciarias tomaron algunas medidas: el que está contagiado –pero no internado– es aislado y se recomienda no ir a las visitas con los chicos. También se suspendieron actividades intra muros. ¤

* Abogada, ex presa y coordinadora de Proyectos de la Asociación Por la Vuelta Clara.

Compartir: 

Twitter
 

LAS12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.