radar

Domingo, 10 de septiembre de 2006

VALE DECIR

Cien maneras de decir mu

Está más que claro que dependiendo del lugar donde vive la gente tiene diferentes acentos cuando habla, pero... ¿alguien pensó que esto podía aplicarse también a animales? Parece que sí. Un grupo de lingüistas británicos ha llegado a la conclusión de que las vacas, como los hombres, tienen distintos acentos según el lugar donde viven. La investigación surgió a partir de que los ganaderos británicos hablan de los diferentes mugidos de las vacas, sosteniendo que el fenómeno es una consecuencia del estrecho vínculo que tienen con sus animales. “Yo paso mucho tiempo con mis vacas y, definitivamente, ellas mugen con el acento de aquí. Es igual con los perros, cuanto más cerca estás de tus animales, para ellos es más fácil adquirir tu acento”, declaró un granjero de Glastonbury. Pero según John Wells, profesor de fonética en la Universidad de Londres, esto ya se había notado en los pájaros y el acento se debe al contacto con el resto de las vacas de su comunidad. “Este fenómeno está demostrado en los pájaros. Se pueden encontrar distintos acentos dentro de la misma especie, en distintos lugares geográficos”, afirmó. De todas formas, una experta en lingüística de la Universidad de Bristol, Jeanine Treffers-Daller, está de acuerdo con la teoría de que el acento está influenciado por la comunidad y la familia donde se crece. Es por eso que afirmó que cuando aprendemos a hablar, adoptamos el acento de nuestros padres, y esto mismo puede decirse de las vacas.

Horroris causa

En las universidades hay muchas formas de captar nuevos estudiantes, pero ninguna tan controvertida como la de una pequeña universidad canadiense. La campaña de publicidad de la universidad Lakehead ironiza sin escrúpulos sobre los estudios del presidente estadounidense en Yale, al poner en sus carteles como leyenda: “Ser graduado de una universidad estadounidense de renombre no quiere decir que usted sea brillante”, cartel que va acompañado de una foto de George W. Bush. Por otro lado, también se abrió un sitio en Internet bautizado “yaleshmale”, un juego de palabras que hace alusión a una expresión en yiddish que significa algo así como “el idiota de Yale”.

La cura de tus males

Una vez más en Internet está la solución a algunos problemas, incluso para los que pueden presentarse a la hora de encontrar un sacerdote católico. Para aquellos estadounidenses desesperados por el casamiento, que no encuentran apoyo desde la Iglesia Católica por ser, por ejemplo, divorciados u homosexuales, hay un sitio en Internet que funciona como las páginas amarillas. Es por esto que, basándose en la idea de que una vez que se es sacerdote no se deja de serlo, en http://www.rentapriest.com se puede encontrar una base de datos de curas católicos que en general dejaron su ministerio eclesiástico a causa del voto de celibato, pero que de todas formas siguen oficiando bodas. Según Louise Haggett, organizadora de la web, de esta manera “se está haciendo el trabajo de Dios que aparentemente la Iglesia no hace”. De hecho, el año pasado se planificaron desde este site más de 3 mil bodas. Por otro lado, Haggett también afirmó que Internet es una nueva fuente popular para sacerdotes en alquiler, porque cada vez son menos y cuesta conseguir uno. La tarifa de los casamientos gira alrededor de los 500 dólares y los bautismos, extremaunciones y funerales son gratis.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.