radar

Domingo, 8 de abril de 2007

VALE DECIR

La guerra de un hombre solo

La cosa es más o menos así: el hombre, llamado Yang Wu, residente de la región de Chongqing, China, se resistió a desalojar la propiedad que habita, oponiéndose de esta manera a los lucrativos planes de negocios de un enorme grupo inmobiliario, la Chongqing Zhengsheng. El proyecto consiste en levantar un enorme predio con departamentos y centro comercial propio, y es una inversión que ronda los ochenta millones de dólares. Ante la obstinada resistencia de Yang Wu, la compañía de bienes raíces resolvió zanjar el asunto, y lo de “zanjar” va en sentido literal: unos días atrás ordenaron excavar la tierra alrededor de la casa que Yang, transformando su propiedad en una especie de isla, o una suerte de montaña artificial de 10 metros de altura. No tan testarudo como la compañía le quiso hacer creer al mundo, el hombre había ofrecido mudarse, aunque por un precio que no estuvieron dispuestos a pagarle: 3 millones de dólares. “Eso o —les advirtió— me quedo hasta el fin del mundo.” Al día de hoy Yang sigue asomándose por el techo de su casa y reclamando a los gritos: “Quiero hablar con el intendente”. Pero la historia continúa, mientras el público se sigue reuniendo alrededor de su casa (apodada “la casa caracol”), todo un símbolo de aguante.

Los del patíbulo

Mientras acá sigue su curso la novena edición del Bafici, en Washington se prepara en estos mismos momentos el GI Film Festival, un evento dedicado exclusivamente a films bélicos, que se anuncia como el primer festival de los Estados Unidos que “celebra los éxitos y sacrificios de los militares norteamericanos a través del medio cinematográfico”. Todo el asunto tendrá lugar entre el 26 y el 28 de mayo próximo, para coincidir con el Memorial Day, fecha en que se recuerda a los veteranos de guerra muertos por la patria. Significativamente, la sede elegida es el Ronald Reagan International Trade Center. En su carta de presentación (que puede leerse en el sitio oficial: www.gifilmfestival.com) se indica que “se presentarán films que honran las heroicas historias de las fuerzas armadas norteamericanas y su lucha mundial por la libertad. Todos expresarán de alguna manera el coraje de nuestros hombres y mujeres que pelean y el valor de su trabajo”. Estarán presentes varias estrellas, tales como Ernest Borgnine, que actuó en De aquí a la eternidad, el director John Milius —guionista de Apocalypse Now!— y Chuck Norris —recordado ex karateca y protagonista de la saga Desaparecido en acción—, entre una larga lista de veteranos de la vida real. Entre película y película, quien así lo quiera podrá asistir al cóctel —esto es verdad, aunque usted no lo crea— que reunirá a varios jefes militares con ejecutivos hollywoodenses y “otros líderes de opinión provenientes de Washington DC” (sic). Ya se vislumbran los frutos de semejantes encuentros, en la forma de encantadoras, multimillonarias y explosivas superproducciones repletas de “enemigos de la libertad”.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.