radar

Domingo, 26 de enero de 2014

LOS (OTROS) DIEZ DISCOS DEL AÑO

Una de las costumbres más saludables del periodismo musical al terminar cada año es la elaboración de sus listas con lo mejor de los doce meses que pasaron. Año tras año, la costumbre de Radar es la revisar justamente esas listas, recorriendo los nombres de los elegidos por las publicaciones internacionales más representativas, buscando rarezas, novedades y descubrimientos, jugando a seleccionar otros elegidos, unos que aún no han terminado de llamar la atención por aquí, detrás de los recurrentes mejores discos del año que hace tan poco terminó.

 Por Martín Pérez

MELANIE DE BIASIO

No Deal

Apenas poco más de media hora es todo lo que necesita esta joven cantante y flautista belga para saltar por sobre los decorados del jazz en su segundo disco como solista. Con una voz profunda que recuerda a Nina Simone, Melanie es oriunda de la ciudad industrial de Charleroi, y trabajando en una de sus fábricas fue que el abuelo que le legó su apellido italiano conoció a su abuela. Fue justamente en esa construcción reciclada en conservatorio donde su nieta estudió música desde muy joven. Un primer disco de jazz derivó en giras, pero Melanie se quedó sin voz y se llamó a un silencio del que emergió con un álbum nocturno, que parte del jazz para evocar al blues y hasta el trip hop, pero siempre desde el sonido de un cuarteto que busca su lugar y su tiempo en las canciones.

melaniedebiasio.com

JOHN MURRY

The Graceless Age

A dos puertas del hogar donde creció John Murry en Tupelo, Elvis Presley compró su primera guitarra. Aunque apenas pudo huyó con su mujer para instalarse en San Francisco, las raíces sureñas de Murry llegan hasta un lejano lazo familiar con William Faulkner, pero las profundidades a las que desciende su fenomenal debut son de una oscuridad más contemporánea. Abandonar a su familia, convertirse en un junkie sin techo, morir durante unos segundos en una ambulancia y sobrevivir para contarlo: ése es el ciclo que vivió y canta este amigo de Tim Mooney, el fallecido baterista de American Music Club, productor musical de un disco intenso y confesional, pero nunca autocomplaciente, cuya pieza central son los emocionantes diez minutos de “Little Colored Balloons”.

johnmurry.com

MUTUAL BENEFIT

Love’s Crushing Diamond

Así como existen road movies, este debut del grupo del joven Jordan Lee bien puede ser considerado un road album. Fundador del sello Kassette Klub, Lee se tomó su tiempo viajando entre Ohio, Austin, Boston y Brooklyn para grabar con sus amigos en cada ciudad lo que finalmente serían las canciones de un disco etéreo, en el que lo único que se repite es la frágil voz de su cantante y compositor, alrededor de la cual se escucha un continuo y encantador folk orquestal, que incluye sonidos del camino, como encendedores o percusiones poco tradicionales. Después de dos casetes y algunos simples online, los siete temas de Love’s Crushing Diamond también tenían el mismo destino, pero finalmente consiguieron ir mucho más lejos que su pequeño klub.

mutualbenefit.bandcamp.com

ENDLESS BOOGIE

Long Island

Con el título de un oscuro tema de John Lee Hooker como nombre, este grupo de Brooklyn está tan alejado de la ambiciosa y ascendente escena del lugar que no tiene website, ni Bandcamp y su myspace está casi vacío. Ah, y su cantante tiene 58 años. Casi se podría decir que el quinteto de Paul Major, empedernido coleccionista de discos, nunca dejó de ser una banda de sala de ensayo. Y a mucha honra. No hay respiro desde el comienzo del álbum con “The Savagist”, 13 minutos de acorde único, liderados por el wah-wah de la guitarra de Jesper Eklow, el dueño del boogie en Endless Boogie. Con apenas ocho temas que redondean 10 minutos cada uno, este tercer disco del grupo contiene todo el garage, la psicodelia y el rock sureño necesario para honrar semejante bautismo.

myspace.com/endlessboogie

AUTRE NE VEUT

Anxiety

“La ansiedad en los niños no es otra cosa que la expresión del hecho que están sintiendo la pérdida de la persona que aman.” Con esta cita de Sigmund Freud se presenta el segundo disco de Arthur Ashin, un norteamericano criado en Kenya, que recién el año pasado reveló ser quien estaba detrás de un seudónimo en francés traducible como “No puedo pensar en ningún otro”. Acompañado por Joel Ford y Daniel Lopatin, Ashin honra un pasado dedicado a componer jingles con encantadoras melodías sobre las que homenajea a la mejor canción melódica afronorteamericana de los ’80 y ’90, utilizando los mejores recursos electrónicos para desplegar su angustia existencial. El resultado es un fascinante grito primal, pero deliciosamente bailable.

autreneveut.com

TAL NATIONAL

Kaani

A pesar de ser una de las bandas más populares de la República de Níger, aún es posible encontrar a los miembros Tal National vendiendo sus discos en las calles de Niamey, la capital de un país sin disquerías. Con su tercer disco, el primero con edición internacional, el grupo de Hamadal Moumine (futbolista, juez y embajador de una misión humanitaria antes de convertirse en el mejor guitarrista de Níger) es la nueva sensación de la música africana. En la híbrida fiesta hipnótica pero enérgica de un sexteto –aunque por momentos llegue a presentar 13 músicos en escena– que se califica como tradi-moderno, se puede descubrir tanto el shonghai de Mali como la aridez del blues Tuareg o los ritmos endemoniados de la percusión Fuji del Sahara nigeriano.

facebook.com/TalNational

LONDON GRAMMAR

If You Wait

Tal como los definieron algo maliciosamente al presentarlos en The Guardian, este trío de dos chicas y un chico son como una versión de The xx –el grupo indie británico del momento, que tuvo su debut porteño el año pasado– que se puede llevar a la casa familiar sin temer a ser avergonzado ante los padres. Aun así, la melancolía de la profunda voz de la ex ayudante de peluquería Hannah Reid y los despojados arreglos musicales del estudiante de economía Dan Rothman y la guitarrista Dot Mayor –los tres jóvenes se conocieron durante su primer año en la Universidad de Nottingham– no dejan de dar siempre en el blanco, y el resultado es un puñado de hermosos y delicados temas a los que volver una y otra vez, y que los destacan claramente entre otros hypes del año.

londongrammar.com

HOLDEN

The Inheritors

Al final de la década pasada, el entonces joven genio británico James Holden editaba su primer simple trance mientras estudiaba, tal vez no con la intensidad necesaria, matemática en St John’s College, Oxford. Aunque finalmente recibió su diploma, Holden se dedicó a construir un nombre a base de remixes para Madonna y Britney Spears, la creación del sello Border Community y la edición de su celebrado debut The Idiots are Winning (2006). Su demorado sucesor es una admirable, hipnótica y compleja gema electrónica, deudora del kraut, la música de Mali y hasta del folk británico, interpretada en su casi totalidad por su autor, ya sea con violín, teclados o instrumentos poco ortodoxos, a diferencia de muchas creaciones similares, que sólo existen a partir de un click de mouse.

jamesholden.org

KACEY MUSGRAVES

Same Trailer Different Park

Con apenas 25 años, pero una década intentando triunfar dentro del country, esta bella texana se ha convertido en la voz femenina del white trash, con temas de su autoría, crudos y honestos, arropados por una producción impecable, que la elevan por sobre los límites del estilo. Musgraves ya tenía tres discos autoeditados cuando participó del reality Nashville Star en 2007, en el que salió apenas séptima. Pero semejante dedicación terminó dando sus frutos: su debut para el sello Mercury significó nominaciones varias al Grammy, y terminó permitiendo que la vertiente más comercial del género sea algo interesante para los no conversos, gracias a sus sensibles y filosas canciones sobre amigos con derechos o mozas que siempre piensan que están destinadas a un trabajo mejor.

kaceymusgraves.com

DRENGE

Drenge

“Si querés ver una banda sorprendente, te recomiendo a Drenge.” Así es como inesperadamente terminaba la carta de renuncia que el laborista Tom Watson envió el año pasado al líder de su partido, Ed Miliband. Y así fue como los hermanos Eoin y Rory Loveless pasaron de la noche a la mañana a ser la niña bonita del periodismo británico. Claro que no precisamente por su música. Aunque el gusto musical del laborista no estaba tan errado, ya que el poderoso y seductor rock de Drenge terminó llamando la atención por derecho propio. Oriundos de Castleton, un pequeño pueblito a las afueras de Sheffield, el dúo suena a electropop furioso pasado por el grunge, o viceversa, y sus canciones pop electrificadas son enojadas, urgentes y también adolescentes, como corresponde.

drenge.co.uk


LOS MEJORES (PERO DE VERDAD)

Luego de un repaso por las listas de los medios más representativos, el premio al mejor disco del año se lo lleva Yeezus, de Kanye West, en los primeros puestos tanto de un lado como del otro del Atlántico. Ahí nomás aparece los Vampire Weekend con su Modern Vampires, que también cruza el océano casi sin bajar de posición, y un poco más atrás AM, de los británicos Arctic Monkeys, cuyo lugar resulta más encumbrado cerca de casa. Le siguen los Daft Punk y su Random Access Memories, y el Dream River de Bill Callahan como la sorpresa indie del año. Las revelaciones son las chicas de Haim y Savages, y los chicos de Disclosure, así como el mix tape Acid Rap, de Chancelor Bennett, alias Chance The Rapper, oriundo de Chicago. De entre los clásicos, los que más y más alto aparecen son Nick Cave otra vez junto a The Bad Seeds, Queens of The Stone Edge, My Bloody Valentine y David Bowie, cuyo regreso terminó ocupando un lugar menor al que se esperaba, considerando el ruido que hizo la inesperada aparición de The Next Day.

Para la elaboración de esta lista se tomaron en cuenta las publicaciones norteamericanas Spin, Rolling Stone, Magnet, Paste y The New Yorker; las británicas Q, NME, Uncut, Mojo, The Wire y The Guardian; y las francesas Inrockuptibles y Libération, así como el site Pitchfork, entre otros

.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared