SANTA FE › OBEID PIDIO MAS ESFUERZO A SUS FUNCIONARIOS

Las vacaciones pueden esperar

Un latiguillo electoral del precandidato del Frente para la Victoria, Agustín Rossi ("el próximo gobierno no puede hacer la plancha") parece haber impactado de lleno en la Casa Gris. Jorge Obeid convocó ayer a una reunión ampliada de su gabinete para pedirles ministros y secretarios de Estado que redoblen el esfuerzo en el último año de mandato. Le dijo que nadie se tomará vacaciones en enero y hasta exageró con el ritmo que esperaba de su dependientes en los tiempos que vienen. "El gobernador nos convocó a trabajar a estrés y a infarto", dijo el ministro coordinador Rubén Michlig.

"Es mi deseo que el año electoral que se avecina no incida en la impronta de la gestión positiva que se está llevando a cabo en cada rincón de la provincia y nos permita continuar diseñando las estrategias de gobierno que tienen directa incidencia en la comunidad santafesina", se despachó Obeid ante su gabinete.

"Trabajaremos aún más para continuar con el intenso ritmo de inauguarar dos o tres obras por semana y para eso es necesario concentrar todos los esfuerzos únicamente en la gestión de gobierno", enfatizó el mandatario. "Es una convocatoria que no tendrá descanso ni pausa alguna".

El gobernador anunció que no se tomará vacaciones en enero, con lo cual dio a entender que esperaba un gesto similar de los ministros. "Al igual que en los años anteriores, no me tomaré vacaciones para seguir de cerca la marcha del gobierno y la ejecución de las obras que sin lugar a dudas mejorarán aún más la calidad de vida de los santafesinos", apuntó.

El ministro de Gobierno, Roberto Rosúa dijo que la reunión de gabinete sirvió para "evaluar la marcha del gobierno hasta este momento y preparar el ánimo y las acciones para dar un esfuerzo especial" en el último año de Obeid. "Es decir, hacer un programa de mínima de seis meses de trabajo con fuerte énfasis en la gestión en todos los sectores".

En la misma sintonía se pronunció el ministro coordinador Michlig. "De ninguna manera, las implicancias de un año electoral como el 2007 deberán repercutir en la gestión de gobierno. La tarea estará concentrada en redoblar los esfuerzos para alcanzar los objetivos propuestos en el mensaje del 1º de mayo (ante la Asamblea Legislativa) a cumplir en lo que resta del año y durante el 2007". "El gobernador nos pidió que más allá de las contiendas electores que se avecinan, sigamos trabajando sin desmayo, tratando de mejorar la gestión y de cumplir las metas propuestas".

Michilg fue consultado también sobre el conflicto docente (ver aparte). "No hay motivos para esta medida de fuerza porque fuimos claros a principio de año cuando se discutió la política salarial y se aclaró que no se volvía a discutir hasta el próximo año".

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.