DEPORTES › CENTRAL Y TIGRE IGUALARON 0 A 0 EN MAR DEL PLATA

El canaya fue un poco más

Mientras Messera tuvo resto físico, Central fue claro dominador de las acciones. También fue importante Vizcarra.

 Por Eduardo Castilla

Desde Mar del Plata

A Central no le alcanzaron los minutos frente a Tigre para concretar una emoción. En el balance del juego principal -que se repartió en dos tiempos de 30 minutos- Central mostró una mejor actitud aunque careció de poder de fuego para romper el arco rival. El nivel de la tarde se fue deteriorando con el correr de las horas y el cero quedó estampado en el cartel canaya, ante unos 200 espectadores que se dieron cita en el club Kimberley pese al anunció de que sería a puertas cerradas.

Central salió a escena con Alvarez; Danelón, Raldes, Ribbonetto, Papa; Costa, Borzani (Calgaro), Messera (Paglialunga), Kily González (Moya); Zelaya y Vizcarra (Belloso).

Por Tigre jugaron Islas; Leyes, Alessandria, Paparatto, Galmarini, Castaño, Torres (Maxi Rodríguez), Jiménez, Ayala; Ereros y Diz.

Mientras Messera tuvo piernas, Central fue claro dominador de las acciones. Fue importante Vizcarra en los tramos finales de la cancha y sólo le faltó algo de precisión y fortuna para concretar en las dos chances que tuvo. Primero Islas retuvo un remate que no llevaba demasiadas dificultades, mientras que la segunda oportunidad llegó luego de una buena elaboración colectiva por derecha. Danelón se mandó por su sector y su preciso centro cayó en la cabeza del nueve, que buscó el palo más alejado del arquero. Islas voló hacía abajo para despejar con la punta de los dedos al córner una pelota que exigía un breve contacto con la red.

La actitud por ir a buscar arriba a su rival fue una de las virtudes que los canayas ofrecieron en la primera media hora de juego. Atrás no hubo sobresaltos y en la única a fondo de Tigre, Ribbonetto dio un paso hacia delante y dejo en posición adelantada a Diz, cuando el delantero quedaba y vencía la valla de Alvarez.

Cristián González pareció sentir la falta de fútbol -estuvo ausente ante Banfield por precaución- pero se junto de a ratos con Messera e incluso hizo flexible su posición con la del enganche. Por izquierda también Papa sumó presencia y en una corrida profunda casi convierte Zelaya pero su remate se fue afuera tras ensayar una extraña maniobra.

La segunda mitad empezó de la mejor manera para los auriazules: al minuto Messera recibió de Zelaya en la puerta del área y tras pegarle defectuosamente la pelota salió dando saltitos hasta estrellarse contra el palo izquierdo.

Tigre no era ni la sombra del que logró 34 puntos en el pasado torneo. Sólo hubo una clara a su favor: Paparato superó a todos dentro del área tras un tiro libre recto a favor de los de Victoria y encendió el alerta de las pelotas paradas en contra.

Central volvió a generar peligro con una escalada de Moya -su ingreso por el Kily le dio más aire al equipo- por la banda izquierda pero su remate final fue poco ortodoxo. Hasta que en el instante final, en la mejor jugada colectiva, Zelaya la aguantó a Paglialunga, el volante la abrió para otra subida de Moya y otra vez la mala puntería dejó sin gol a los canayas.

Minutos después y tras otros sesenta minutos de fútbol, el equipo alternativo tampoco pudo convertir y terminó la tarde con una derrota, luego de una réplica que Tigre aprovechó mediante un zurdazo de Morel que se escurrió entre Castellano y el palo.

Compartir: 

Twitter
 

El equipo de Madelón mostró una mejor actitud ante Tigre.
SUBNOTAS
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.