CULTURA / ESPECTACULOS › LA NUEVA PRODUCCION DE SEñAL SANTA FE CONDENSADA EN CUATRO EPISODIOS

Muchas historias para la democracia

"Democracia en Construcción" supone la apuesta por la ficción de Señal Santa Fe, dependiente del ministerio de Innovación y Cultura. Es también parte de una plataforma multiformato, con articulación en la web. Cuatro capítulos a estrenarse el viernes en Sala El Cairo.

 Por Leandro Arteaga

La construcción de un relato transmedia, que articule una narrativa compleja, permanente, atraviesa como desafío a la nueva producción de Señal Santa Fe. Con el título DeC: Democracia en Construcción, cuatro episodios de treinta minutos son la estructura decisiva para esta experiencia que el Ministerio de Innovación y Cultura de Santa Fe dedica al relevo de historias con asidero en los treinta años de democracia.

DeC se estrena el viernes próximo a las 20 en El Cairo Cine Público (Santa Fe 1120), con entrada libre y gratuita. La dirección de sus capítulos corresponde a Santiago King (Al doblar la esquina, Diversos Universos), cuya tarea se revela esencial porque aporta la mirada que organiza, el sostén primero a través del cual enhebrar las demás posibilidades.

En este sentido, DeC se compone de historias pequeñas, a las que se apela en tanto síntesis de una realidad convulsa, que es resultado de una dinámica histórica. Los episodios dedican atención argumental a los conceptos democráticos de Representación y Participación, Derechos, Igualdad, e Identidad. El tramado del guión -donde también figuran Sofía Aldasoro, Vanina Cánepa y Edgardo Pérez Castillo- los interpela a través de recursos narrativos que cruzan ficción y documental en tanto categorías maleables.

De esta manera, los treinta minutos de cada capítulo comulgan entre las vicisitudes de sus personajes y el despliegue de aportes analíticos, contenidos en los pliegues del relato. Muchas veces se impone la autoridad de las imágenes de archivo. El fin es didáctico, y apela al detenimiento sobre lo que se cuenta para su debate. A través del testimonio de docentes e investigadores se aportan lineamientos conceptuales, miradas reflexivas, datos históricos. En suma, se sitúa un contexto, plagado de aspectos que articulan los treinta años democráticos con la herencia que aporta la última dictadura militar, a la par de los avatares y vaivenes supuestos por la depredación que del rol del Estado propiciara el capitalismo neoliberal durante la década de 1990.

Destaca el pulso de King en el logro del sostén narrador. Cada episodio es autoconclusivo, pero a la vez disparador del siguiente. En tanto totalidad, DeC es una historia compartida, contenedora de muchas, de entre las cuales sólo han sido retratadas cuatro. Podrían ser más, también otras. Cada una de ellas tiene un drama que resolver, una puesta en juego de dilemas que enfrentar. Es el caso de Luca, el pibe que no quiere irse de su país ni dejar a sus amistades y afectos, mientras sus padres ya lo han decidido. De modo coincidente, la elección del delegado de su colegio está a punto de suceder, lo que supone un problema ambivalente, en donde cada cuestión que moviliza a Luca altera, necesariamente, a las demás. Así como la atracción que le supone una de las candidatas, si bien preocupada por trivialidades y prédica retórica: aquí es donde aparece el matiz irónico, en tanto comentario sobre las mismas campañas políticas de los mayores, provistas por "creativos" de lucidez supuesta.

Uno de los mejores capítulos es aquel donde el padre debe decidir entre la pelea por la expropiación de su fábrica, el contrato "basura" que le ofrecen, los impuestos impagos, y el bienestar de su hija. De nuevo, cada una de las caras oficia sobre las demás. Ninguna decisión particular puede ser aislada de su conjunto. Así como la misma vida democrática y el desafío que la acompaña: no sólo en tanto acto eleccionario, sino como comportamiento ético, cotidiano. Al respecto, vale destacar el análisis del profesor Juan Pablo Angelone (Pensamiento Sociopolítico, UNR), quien analiza la propuesta implícita en el éxito político, durante los años '90 (y todavía), de cantantes, deportistas y afines. Situación de farándula que se ha revelado, justamente, como la antítesis -en tanto proyecto de éxito individual- de la vida en común, de una ciudad moralmente compartida, a la que el neo-liberalismo buscó disgregar.

En última instancia, es la mirada de Santiago King la que aporta -porque es en él donde se cumple la puesta en escena- una estructura justa, contenedora, cuyo fin ulterior es el de continuar la narración en el espectador. Lo hace desde la implicación dramática de cada episodio -entre cuyos intérpretes figuran Melisa Patriarca, Tito Gómez, María Zulema Amadei, Miguel Franchi, Mumo Oviedo, Ayelén Prado, Raúl Santángelo, Elena Guillén-, pero también desde la invitación explícita a ingresar al sitio www.decsantafe.gob.ar, donde aportar testimonios y compartir experiencias que den razón al título del envío televisivo y transmedia.

Quien ingrese al flamante sitio web del gobierno de Santa Fe encontrará una línea de tiempo. Su objetivo es ordenar los videos de los usuarios. De lo cual se desprende el propósito mayor de la composición de un relato coral, de un libro vivo, que preserve esa llama preciosa que al fin y al cabo es la memoria.

Compartir: 

Twitter
 

Los jóvenes tienen un protagonismo clave en los episodios. El mensaje también los prioriza.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.