CIUDAD › SE PRESENTA HOY EN TRIBUNALES. TIENE PEDIDO DE CAPTURA

Ochoa se presume inocente

El Panadero negó su participación en la agresión a un barrabrava opositor a su sector. Su abogado presentó ayer el video con imágenes que de las cuatro cámaras de seguridad instaladas en su casa, donde se lo ve permanentemente.

 Por Alejo Diz

Un ataque a balazos a un custodio de una confitería bailable fue señalado como un nuevo episodio de violencia en la lucha por el poder de la barra de Ñuls, aunque en la investigación surgieron dudas respecto al móvil sugerido por la víctima. Sebastián González, miembro de la facción leprosa que lidera Matías Pera, fue herido de bala en la madrugada del domingo mientras realizaba su trabajo en la puerta de la confitería Athipyko, agresión que vinculó directamente a su oposición al liderazgo de la barra rojinegra, a cargo de Diego "El Panadero" Ochoa. El acusado, por medio de su abogado, negó su participación en el hecho, para lo cual presentó ayer el video con las imágenes que durante las 24 horas del día registran las cuatro cámaras instaladas en el exterior e interior de su domicilio. Ochoa se presentará esta mañana en el juzgado y tras declarar quedará detenido por disposición del juez de Instrucción Jorge Baclini.

Sebastián González, de 35 años, recibió un impacto de bala en la pierna a las 2 de la mañana del domingo, mientras cumplía funciones como custodio en la puerta de un local bailable ubicado en Balcarce 200. De acuerdo al relato de testigos, el ataque con armas de fuego fue realizado por dos personas que se movilizaban en moto, una de ellas claramente visible por vestir "un buzo rojo".

La víctima advirtió a la policía que la agresión tenía como móvil su participación en la facción de la barra que lidera Matías Pera, que busca arrebatarle el liderazgo de la popular al Panadero. En tal sentido dirigió la Justicia la investigación, ordenando los allanamientos de los domicilios de Ochoa, y al de Luis Bassi, considerado por los violentos rebeldes de la popular como "la mano derecha del Panadero".

Ochoa y Bassi, este último que reside en Villa Gobernador Gálvez, no se encontraban en sus respectivos domicilio el domingo por la noche, al momento de la irrupción de los policías, pero según sus abogados se presentarán esta mañana en Tribunales para declarar, y responder así al pedido de captura que pesa sobre ellos.

En la oportunidad Ochoa, a quien en el allanamiento le secuestraron dos armas de fuego --una carabina semiautomática 22 largo y pistola 22-- y una remera roja, presentará la pistola 9mm, con la cual los testigos afirman que se produjo el ataque. Pero ayer su abogado, Juan Ubiedo, dejó en el juzgado las imágenes tomadas por el circuito cerrado de cámaras que Ochoa instaló mes atrás en su domicilio para filmar todo lo que sucede en el exterior e interior, documento que, afirman, prueba que se encontraba en su domicilio al momento de la balacera.

Ochoa es el primer barra del fútbol argentino que denunció en la Justicia agresiones por parte de compañeros de tribuna, como ocurrió tras la golpiza sufrida el 4 de setiembre. En aquella oportunidad se benefició con la evidencias aportadas por las cámaras del Coloso del Parque para individualizar a sus agresores (Pera y Maximiliano Rodríguez).

El juez Baclini, que entiende en la causa, dispondrá hoy que Ochoa y Bassi queden detenidos una vez que presten declaración, puesto que la única hipótesis que se analiza en el ataque a balazos es la sugerida por la víctima. Hay tres testigos que señalan que Ochoa y Bassi eran quienes se movilizaban en la moto de donde se realizaron los disparos, con lo cual de probar las pericias la coartada de los denunciados, seguramente el líder de la barra cargará judicialmente por falso testimonio contra los testigos. De igual modo, por un antecedente judicial que registra Bassi, es muy probable que el expediente cambie de juzgado.

La embestida judicial de Pera contra Ochoa aparece dos días antes de que caduque la restricción de la Justicia hacia los violentos, que prohíbe a barras ingresar a cualquier estadio donde juegue Ñuls, como consecuencia de la reyerta protagonizada en la popular leprosa meses atrás.

Compartir: 

Twitter
 

La confitería Athipyko fue el lugar de la agresión a un patovica.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.